¿EE. UU. descarta demasiados riñones donados?

¿EE. UU. descarta demasiados riñones donados?
| Foto: ISTOCK

Cuando se decide cuáles riñones donados pueden ayudar a los pacientes desesperados de las listas de espera, quizá Estados Unidos deba seguir el ejemplo de Francia y bajar el listón, plantea un estudio reciente.

Hay una escasez mundial de riñones donados disponibles para los trasplantes, pero Francia parece haber sido más agresiva que EE. UU. en su respuesta a dicha escasez, comentó el coautor del estudio, el Dr. Peter Reese, médico de trasplantes de riñón y profesor asociado en la Facultad de Medicina Perelman de la Universidad de Pensilvania.

El estudio muestra que Francia utiliza riñones de donantes que son mucho mayores, en promedio, que en Estados Unidos.

"Básicamente, aceptan riñones con una calidad mucho más baja y un riesgo más alto", dijo Reese. "Esto me muestra que otro país con un sistema de atención de la salud muy avanzado que se parece mucho al nuestro de muchas formas está yendo más allá respecto a los donantes y los trasplantes que realizan, mientras que nosotros no lo hacemos".

Actualmente, hay más de 95,000 personas en la lista de espera de trasplantes de riñón en EE. UU., según la Red Unida para la Compartición de Órganos (United Network for Organ Sharing, UNOS), la organización sin fines de lucro que gestiona el sistema de trasplantes de órganos de EE. UU.

A pesar de esta escasez, cada año se descartan unos 2,000 riñones donados, dijeron los investigadores.

"En Estados Unidos, hay muchos riñones que se procuran pero que no se trasplantan", dijo el Dr. Edward Klassen director médico de UNOS. "Hasta donde sabemos, hay algunos que de verdad creemos que se podrían y deberían trasplantar".

Para obtener pistas sobre el tema, Reese trabajó con un equipo francés para comparar la salud relativa de los riñones donados en cada país, y la forma en que se utilizan los órganos.

Los investigadores evaluaron datos sobre los trasplantes de 2005 a 2014, periodo durante el cual se procuraron para el trasplante más de 156,000 riñones en Estados Unidos y casi 30,000 riñones en Francia.

En Francia, una proporción mucho más alta de riñones fueron órganos con un riesgo más alto, que puntuaban en promedio 65 en el Índice de perfil del donante de riñón (KDPI, por sus siglas en inglés), en comparación con una puntuación promedio de 42 de los riñones usados para el trasplante en EE. UU.

Unas puntuaciones más bajas se asocian con una función más longeva. Por ejemplo, se prevé que los riñones con un KDPI de entre 0 y 20 funcionen en promedio 11.5 años, mientras que se prevé que los que tienen un KDPI de entre 21 y 85 funcionen unos 9 años, según la Red de Adquisición y Trasplante de Órganos, una organización federal.

"La mediana de edad de los donantes franceses fue 17 años mayor que en Estados Unidos", dijo Reese. "Están respondiendo a la crisis de los órganos al aceptar a donantes cada vez mayores".

Debido a esto, el KDPI promedio de Francia aumentó de 54 a 67 durante la década, mientras que el KDPI promedio de EE. UU. aumentó solo de 42 a 44.

"A lo largo de 10 años en Estados Unidos en realidad no hubo un cambio en la edad y la calidad de los donantes", dijo Reese.

Estados Unidos podría hacer un mejor trabajo al emparejar los riñones con los receptores, aunque los órganos no sean de la mejor calidad, concluyó Reese.

"Si nos esforzamos mucho, no creo que sería demasiado difícil encontrar unos receptores adecuados para los riñones de donantes con una mayor edad" apuntó Reese.

Klassen, que no participó en el estudio, dijo que los centros de trasplante de EE. UU. tienden a ser reacios al riesgo, porque no quieren meterse en problemas con los reguladores y poner su certificación en peligro.

Para ser justos, hay algunos órganos donados que simplemente no se deben aceptar. "Simplemente que un riñón se adquiera y que posiblemente pudiera ser trasplantado no significa que debería serlo", apuntó Klassen.

También hay importantes diferencias en el sistema de donación y trasplante de órganos entre Francia y Estados Unidos, en términos de cómo se juzga la calidad del órgano y cómo se realiza la biopsia de los riñones en el momento en que los órganos se ofrecen. "Es difícil decir que los resultados de un país serían equivalentes directamente en otro país", comentó Klassen.

Pero los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid de EE. UU. admitieron tácitamente que hay un problema de supervisión. La agencia publicó un comentario para un cambio de norma que haría que sus criterios de monitorización sean menos estrictos, comentó Klassen.

El estudio fue presentado el domingo en la reunión anual de la Sociedad Americana de Nefrología (American Society of Nephrology), en San Diego. Este tipo de investigación se debe considerar preliminar hasta que se publique en una revista revisada por profesionales.

Más información

La Red de Adquisición y Trasplante de Órganos ofrece más información sobre el Índice de perfil del donante de riñón.

Comparte tu opinión