Los niños son muy propensos a transmitir el coronavirus, según un estudio

Los niños son muy propensos a transmitir el coronavirus, según un estudio

JUEVES, 21 de enero de 2021 (HealthDay News) -- Aunque los niños son menos susceptibles a la enfermedad con el nuevo coronavirus, tienen casi un 60 por ciento más de probabilidades que los adultos de a partir de 60 años a infectar a otros familiares cuando están enfermos, muestra un estudio reciente.

Los hallazgos muestran la necesidad d realizar estudios sobre la seguridad y la eficacia de las vacunas contra la COVID-19 en los niños, según el autor cosénior del estudio, Yang Yang, profesor asociado de bioestadísticas y miembro del Instituto de Patógenos Emergentes de la Universidad de Florida.

"También debemos tomar en cuenta el potencial de una infectividad alta en los niños cuando planificamos las reaperturas de las escuelas, y qué medidas de prevención necesitamos adoptar durante las sesiones escolares activas", planteó Yang en un comunicado de prensa de la universidad.

Los investigadores analizaron los datos de más de 27,000 familias de Wuhan, en China, que tuvieron casos confirmados de COVID-19 entre el 2 de diciembre de 2019 y el 18 de abril de 2020, un periodo pico de transmisión de la enfermedad de la COVID-19 en la ciudad, que fue el primer epicentro de la pandemia.

Investigaciones anteriores encontraron que los niños excretaban al SARS-CoV-2, el virus que causa a la COVID-19, a unos niveles similares que los adultos. La mayor infectividad de los niños en este estudio podría deberse a un contacto cercano con los padres y otros familiares que los cuidan, según los autores del estudio.

Anotaron que la contribución general de los casos pediátricos a la transmisión de la COVID-19 en el hogar seguía siendo limitada, porque los niños infectados se aislaban con una mayor rapidez que los adultos infectados.

El estudio también encontró que los bebés menores de 1 año tenían significativamente más probabilidades de infectarse con la COVID-19 que los niños de 2 a 5 años. Esto podría deberse a una combinación de sus sistemas inmunitarios, que están aún en desarrollo, y su contacto estrecho con los adultos.

"Es poco probable que haya una vacuna contra la COVID-19 para los bebés en un futuro cercano, así que debemos proteger a sus cuidadores", apuntó el coautor del estudio, Ira Longini, profesor de bioestadística de la Universidad de Florida. "Quizá debamos priorizar a los cuidadores para la vacunación contra la COVID-19, para proteger a los bebés de manera indirecta, porque en realidad no sabemos cuáles son las consecuencias a largo plazo de la infección, sobre todo en los bebés".

Entre otros hallazgos del estudio:

  • Las personas que fueron asintomáticas durante todo el periodo de su infección eran un 80 por ciento menos infecciosas que las personas con síntomas, y las personas presintomáticas eran alrededor de un 40 por ciento más infecciosas que las personas sintomáticas.
  • La tasa de un ataque secundario (las probabilidades de que una persona con COVID-19 infecte a otro habitante del hogar) fue de un 15.6 por ciento, una tasa similar a la de otros patógenos respiratorios.
  • Los adultos mayores fueron más propensos a infectarse que los habitantes más jóvenes del hogar, sobre todo los menores de 20 años.
  • Aunque los niños eran menos susceptibles a la infección con la COVID-19 que los adultos, y en general tenían unos síntomas menos intensos, eran igual de propensos a desarrollar síntomas que los adultos.

"Recomiendo seguir las directrices de los CDC, y tomar medidas de precaución adicionales cuando un habitante del hogar o familiar esté infectado", aconsejó Yang. "Esto incluye el uso de máscaras si alguien de la familia tiene síntomas, sobre todo cuando hay que tener un contacto estrecho, una buena higiene de las manos, la limpieza de las superficies y las pruebas de COVID-19 de los habitantes asintomáticos del hogar, si es posible".

Los hallazgos se publicaron en la edición del 18 de enero de la revista Lancet Infectious Diseases.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. ofrecen más información sobre la COVID-19.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: University of Florida, news release, Jan. 19, 2021

Comparte tu opinión