Por qué las mujeres necesitan dormir más

Por qué las mujeres necesitan dormir más
El cerebro de las mujeres trabaja a mayor intensidad, según la ciencia.

Cuando suena la alarma del reloj o del celular y llega la hora de levantarse, el hombre parece más despejado que la mujer, y suele tomar la delantera mientras ella se queda un poco más en la cama. No es que la mujer sea más perezosa, sólo necesita descansar un poco más porque su cerebro trabaja a una mayor intensidad, dice un científico. 

Jim Horne, profesor de la Universidad de Loughborough, de Inglaterra, afirma en un artículo aparecido en Vix.com, que los cerebros de las mujeres funcionan de un modo más complejo y, por lo tanto, necesitarían un descanso un poco mayor.  

Aunque establecer las diferencias biológicas y de desempeño del cerebro femenino y masculino es un debate de larga data, un estudio de 2018 parece corroborar la explicación de Horse. Los cerebros de las mujeres son relativamente más activos que los de los varones, en ciertas zonas, hallaron en 2018 científicos de la Universidad de Nueva York (NYU) conjuntamente con la Universidad de California, en EE.UU. 

Después de analizar 46,000 tomografías computarizadas para analizar las diferencias entre los cerebros del hombre y la mujer, estos científicos llegaron a la conclusión de que las mujeres suelen tener más flujo sanguíneo en las áreas como la corteza prefrontal (involucradas en la concentración y el control de los impulsos) y el sistema límbico (involucrado en la parte emocional). 

Los hombres tienen más flujo sanguíneo en las áreas del centro visual y el de la coordinación. 

Los cerebros femeninos ¿trabajan más intenso?

Horse, quien es especialista en trastornos del sueño, explica que ante la privación del tiempo de sueño ideal (sugerido de 7 a 9 horas para los adultos) las mujeres presentan más hostilidad, frustración y tensión que los hombres que duermen poco. 

Si se comparan con los hombres, las mujeres usan el cerebro con más intensidad por tener la facultad de desempeñarse en modo multitarea. Por eso el cerebro de las mujeres tarda más en recuperarse, según Horse.

Estas diferencias sobre la actividad cerebral -que se describen en el estudio publicado en Journal of Alzheimer's Disease- podrían aclarar por qué las mujeres son más vulnerables padecer el mal de Alzheimer, depresión, desórdenes de alimentación y trastornos de sueño. 

Por otro lado, los hombres son más propensos a padecer de déficit de atención e hiperactividad (ADHD) y trastornos de conducta.

Sin embargo, no está todo dicho sobre las intricadas diferencias entre el cerebro masculino y el femenino, y las investigaciones deben continuar, explicaron los científicos.

Más para leer sobre el sueño

Comparte tu opinión