El exceso de grasa corporal afectaría los pulmones

El exceso de grasa corporal afectaría los pulmones
El exceso de peso podría ser nocivo para las vías respiratorias. | Foto: ISTOCK

El exceso de peso es duro para el corazón, sin embargo, un grupo de investigadores australianos señaló que también podría ser nocivo para los pulmones. En su nueva investigación, encontraron que unas mayores cantidades de grasa que se acumulaban en las vías respiratorias de las personas con sobrepeso u obesas, podrían explicar por qué son más propensas a tener sibilancia y asma.

El asma, según informa la Clínica Mayo, es una es una afección en la que se estrechan y se hinchan las vías respiratorias, generando mayor presencia de mucosidad.

Aunque para algunas personas es una molestia menor, para otras puede ser un problema muy grave, interfiriendo en sus actividades cotidianas y produciendo ataques que ponen en riesgo sus vidas. Esta condición puede dificultar la respiración, provocar tos, falta de aire y sibilancias.

Estos son sonidos chillones que las personas producen durante la respiración y ocurren cuando el aire se desplaza a través de los conductos respiratorios en los pulmones. Este sonido es más evidente cuando se expulsa el aire o exhala, que cuando se lo toma o inhala. Los especialistas creen que pueden ser signos de problemas respiratorios.

En el nuevo estudio, los investigadores analizaron muestras pulmonares donadas para la investigación de 52 personas que habían fallecido. De ellas, 16 murieron por asma, 21 tenían esta condición, pero murieron por otras causas y 15 no tenían este trastorno respiratorio.

Los hallazgos mostraron, por primera vez, que el tejido graso puede acumularse en las paredes de las vías respiratorias, y que la cantidad de esta grasa aumenta con el índice de masa corporal (IMC). Esta es una medida que estima la grasa corporal basándose en el peso y la estatura de las personas.

Los investigadores también encontraron que unos niveles más altos de grasa podrían cambiar la estructura normal de las vías respiratorias, lo que resulta en inflamación de los pulmones. Sus hallazgos se publicaron en European Respiratory Journal.

Consecuencias de la grasa

Si bien se conocen los efectos de un exceso de grasa corporal en la salud cardíaca, en los últimos años los científicos comenzaron a investigador con mayor detalle sus efectos en otros aspectos del cuerpo.

Por ejemplo, a comienzo de 2019 un trabajo mostró que cuanto mayor era la presencia de grasa en la cintura, menor sería el volumen de materia gris en el cerebro. Esta sustancia contiene la mayoría de las 100 mil millones de células nerviosas del cerebro.

Ahora, Peter Noble, coautor del nuevo estudio y profesor asociado de la Universidad de Australia Occidental, en Perth, explicó el vínculo de sus hallazgos. "Tener sobrepeso o ser obeso ya se vinculó con tener asma o peores síntomas de esta enfermedad. Los investigadores sugieren que el vínculo podría explicarse mediante la presión directa del exceso de peso en los pulmones, o mediante un aumento general en la inflamación que esta condición genera".

Y agregó: "Este estudio sugiere que otro mecanismo también tiene algo que ver. Encontramos que el exceso de grasa se acumula en la paredes de las vías respiratorias, donde ocupa un espacio y parece aumentar la inflamación dentro de los pulmones".

Junto a su equipo, Noble cree que esto causa un engrosamiento de las vías respiratorias que limita el flujo de aire que entra y sale de los pulmones, y eso podría explicar, en parte, un aumento en los síntomas de asma.

Thierry Troosters, presidente de la Sociedad Respiratoria Europea, afirmó que "este es un hallazgo importante sobre la relación entre el peso corporal y la enfermedad respiratoria, porque muestra cómo tener sobrepeso o ser obeso podría empeorar los síntomas de las personas con asma".

Troosters, que no participó en el estudio, añadió: "debemos investigar este vínculo con mayor detalle, y en particular si este fenómeno se puede revertir mediante la pérdida de peso. Mientras tanto, debemos respaldar a los pacientes con asma para ayudarlos a alcanzar o mantener un peso sano".

Comparte tu opinión