Su habitación en el hospital podría afectar los resultados tras una cirugía

JUEVES, 20 de octubre de 2022 (HealthDay News) -- En bienes raíces, la ubicación lo es todo, y un nuevo estudio plantea que el lugar donde su habitación está ubicada en el hospital podría salvar su vida tras una cirugía.

Los pacientes son más propensos a fallecer tras una cirugía si los colocan en ciertos tipos de habitación para la recuperación, encontraron unos investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Michigan.

Su habitación en el hospital podría afectar los resultados tras una cirugía

En específico, los investigadores aseguraron que los pacientes pueden prever una mejor recuperación si:

  • Tienen una habitación para ellos solos, en lugar de compartirla con otro paciente.
  • Son asignados a la habitación que está más cerca del control de enfermería de su planta.
  • Están en una ubicación con una línea visual directa al control de enfermería.

¿Qué tan grande es la diferencia? Las personas en las habitaciones que no incluían ninguna de las características positivas mencionadas arriba tenían un 50 por ciento más de probabilidades de morir que las asignadas a habitaciones que tenían todas estas características, reportó el equipo de la investigación.

El estudio fue dirigido por el Dr. Andrew Ibrahim, profesor asistente de cirugía, arquitectura y planificación urbana de la Universidad de Michigan.

En el estudio, Ibrahim y sus colegas revisaron los planos del Hospital Universitario de la Universidad de Michigan, y puntuaron cada habitación para que reflejara las características de diseño que podrían influir en los resultados del paciente.

Entonces, usaron datos de los expedientes médicos electrónicos para averiguar qué tan bien se recuperaban los pacientes cuando los asignaban a una habitación específica.

Su análisis incluyó a casi 4,000 pacientes que se sometieron a 13 tipos distintos de procedimientos quirúrgicos de alto riesgo, entre ellos un trasplante de riñón o la extirpación del páncreas o del colon.

A los investigadores les sorprendió encontrar que ya se tiende a asignar a los pacientes más enfermos a las habitaciones con unas características que parecen fomentar una mejor recuperación, señaló Ibrahim.

"Está claro que los gerentes de enfermería que asignan a los pacientes en cierto sentido saben que algunas habitaciones son mejores que otras, porque los pacientes más enfermos recibían habitaciones que tenían más de estas características", comentó Ibrahim. "Estaba claro que los pacientes más enfermos recibían habitaciones individuales, cerca del control de enfermería, con una mejor línea de vista".

"Esto ofreció mucha validación, porque las personas que hacen este trabajo en primera línea están más bien de acuerdo con nosotros en que no todas las habitaciones son iguales", dijo Ibrahim.

Pero la asociación entre las probabilidades de supervivencia y la ubicación de una habitación se mantuvo incluso cuando los investigadores controlaron factores como la edad, el procedimiento quirúrgico implicado, y qué tan enfermo estaba un paciente antes del procedimiento, aseguró.

"Seguimos encontrando que las habitaciones con estas características parecen tener unos mejores resultados", enfatizó Ibrahim.

Una habitación doble aumentaba el riesgo de muerte de un paciente quirúrgico en un 35 por ciento, encontró el estudio, mientras que las personas asignadas a habitaciones ubicadas más lejos del control de enfermería experimentaban un aumento en el riesgo de morir de hasta un 36 por ciento.

Los investigadores también evaluaron si tener una habitación con vistas a través de la ventana podría ayudar a los pacientes.

Su análisis inicial sugirió que una vista a través de una ventana podría mejorar la supervivencia en un 20 por ciento, pero esa ventaja se "eliminó" cuando los investigadores controlaron la edad y la salud del paciente, aclaró Ibrahim.

Los hallazgos "dan mucho en qué pensar", apuntó el Dr. Daniel Herron, jefe de cirugía general de la Escuela de Medicina Icahn de Mount Sinai, en la ciudad de Nueva York.

"Aunque somos muy conscientes del efecto que nuestro ambiente arquitectónico tiene en nuestro estado de ánimo y comodidad, en general no tomamos en cuenta que podría tener un impacto en nuestros resultados quirúrgicos", dijo Herron.

Pero "para de verdad saber si el tipo de habitación de hospital tiene un impacto en la mortalidad, sería necesario realizar un ensayo aleatorio y prospectivo de gran tamaño, lo que sería un esfuerzo difícil", añadió Herron.

Los resultados sugieren que los hospitales podrían ofrecer un mejor servicio a los pacientes al evaluar la disposición de su edificio, observó Ibrahim.

"En la arquitectura, tenemos algo conocido como evaluación postocupacional", comentó Ibrahim. "Después de construir un edificio y cuando ya está ocupado, se debe evaluar qué tan bien se desempeña el edificio. En Estados Unidos, menos de un 5 por ciento de los hospitales lo hacen. Pienso que, a la luz de nuestros hallazgos, esto sugiere que quizá deberíamos hacerlo de forma más rutinaria y sistemática".

Los hospitales también podrían adoptar formalmente el tipo de estrategias de ubicación del paciente que parece que los gerentes de enfermería ya están usando de manera informal, añadió Ibrahim.

"A medida que comprendemos mejor en cuáles habitaciones les va mejor a los pacientes más enfermos, podemos comenzar a corregir la asignación de pacientes", observó Ibrahim. "De la misma forma que tenemos la medicina de precisión para una terapia o un medicamento específicos para un cierto tipo de paciente, es probable que tengamos algún tipo de diseño de precisión en que podamos asignar a los pacientes a la habitación óptima para darles la oportunidad de tener la mejor recuperación".

Los investigadores presentaron sus hallazgos el domingo, en la reunión anual del Colegio Americano de Cirujanos (American College of Surgeons), en San Diego. Los hallazgos presentados en reuniones médicas se consideran preliminares hasta que se publican en una revista revisada por profesionales.

Más información

Harvard Business Review ofrece más información sobre cómo el diseño del hospital puede afectar a los resultados de los pacientes.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: Andrew Ibrahim, MD, assistant professor, surgery, architecture and urban planning, University of Michigan, Ann Arbor; Daniel Herron, MD, chief, general surgery, Icahn School of Medicine at Mount Sinai, New York City; American College of Surgeons, annual meeting, San Diego, Oct. 16, 2022

Comparte tu opinión