¿Las reuniones por Zoom matan la creatividad?

MIÉRCOLES, 27 de abril de 2022 (HealthDay News) -- Las reuniones por Zoom se convirtieron en el alma de muchos lugares de trabajo durante la pandemia, pero un nuevo estudio apunta a una desventaja: limitan la capacidad de pensamiento creativo de los empleados.

En experimentos con trabajadores en varios países, los investigadores encontraron dos fenómenos amplios: Los compañeros de trabajo tendían a ser menos diestros para generar ideas creativas cuando se comunicaban por video, en comparación con la comunicación en persona. Pero las reuniones virtuales no dañaron, y podrían en realidad haber ayudado, a su capacidad de concentrarse y tomar decisiones.

¿Las reuniones por Zoom matan la creatividad?

Según los expertos, la conclusión es que todo ese uso de Zoom en el lugar de trabajo no es ni bueno ni malo. Pero ciertas tareas laborales quizá se adapten mejor a la comunicación virtual que otras.

A pesar de toda la "angustia" sobre la muerte potencial de la interacción en el lugar de trabajo, en realidad hay muchas similitudes entre las conferencias por video y en persona, aseguró Melanie Brucks, una de las investigadoras del nuevo estudio.

"Pero una diferencia importante es el ambiente físico", señaló Brucks, profesora asistente de la Facultad de Negocios de la Universidad de Columbia, en la ciudad de Nueva York.

Cuando los compañeros de trabajo están en la misma sala, pueden sentirse libres de observar el ambiente, moverse, mirar por la ventana... básicamente, de permitir que sus ojos y sus mentes divaguen. Y cuando se trata del pensamiento creativo, apuntó Brucks, divagar es bueno.

Al contrario, las videoconferencias crean un "ambiente compartido" muy distinto, en que el compañero de trabajo existe en un recuadro en la pantalla de un dispositivo.

"Si incluso mira hacia un lado, ha 'salido' del ambiente compartido", dijo Brucks. Entonces, en general las personas confinan su foco visual en la pantalla de la computadora, lo que también estrecha su "foco cognitivo".

Un foco cognitivo muy intenso no tiene nada de malo, aseguró Brucks. Anotó que las reuniones laborales virtuales podrían fomentar la eficiencia, al contrario que las reuniones en persona, que a veces pueden irse por las tangentes.

Pero la creatividad depende de permitir las tangentes.

Los hallazgos, que se publicaron en la revista Nature, se basan en dos grupos de estudio: 602 personas que participaron en un estudio de laboratorio, y 1,490 empleados de una gran compañía de telecomunicaciones que fueron estudiados en sus lugares de trabajo en cinco países distintos.

Las personas en el estudio de laboratorio se dividieron al azar en parejas, y se les asignó una tarea creativa que debían conquistar, ya fuera en persona o de forma virtual. Cada equipo tenía que inventar la mayor cantidad posible de usos creativos para un producto (un frisbi o plástico de burbujas) que se les pudieran ocurrir en cinco minutos, y entonces elegir su idea más creativa.

En general, encontró el estudio, las parejas en persona conjuraron más ideas. Pero no les fue mejor al elegir las mejoras (según juzgaron los investigadores). De hecho, en este aspecto, las parejas que hicieron videoconferencia tuvieron una ligera ventaja.

Los hallazgos fueron similares en el ambiente del lugar de trabajo, y las parejas en persona ganaron en cuanto a la creatividad, pero no en la toma de decisiones.

El estudio de laboratorio también respaldó la idea de que el foco físico confinado de Zoom es el problema subyacente. Los investigadores utilizaron tecnología de rastreo ocular, y encontraron que las parejas de las videollamadas pasaban mucho tiempo mirando a la pantalla de computadora de forma fija, en lugar de mirar a su alrededor.

Parecía que esto les resultaba nocivo, porque los equipos que pasaron más tiempo "mirando alrededor de la sala" tendieron a generar las ideas más creativas.

Los hallazgos tienen sentido, afirmó Ana Valenzuela, profesora de mercadeo de la Facultad de Negocios Zicklin del Colegio Baruch, en la ciudad de Nueva York.

Apuntó a un concepto de psicología llamado cognición incorporada, la idea de que nuestros procesos mentales están entrelazados con nuestro cuerpo, es decir, con la forma en que se mueve e interactúa con el ambiente físico. Si está físicamente en modo de "visión en túnel", es más difícil que sea expansivo en su pensamiento, y quizá que genere la próxima idea brillante.

"La serendipia no sucede por Zoom", apuntó Valenzuela, que no participó en el estudio.

Pero como Brucks, enfatizó que la comunicación por video no es "mala". Quizá solo no sea óptima para ciertas tareas.

Desde principios de la pandemia, muchas compañías han adoptado un método híbrido, que permite a los empleados alternar entre trabajar desde casa e ir a la oficina. Los estudios predicen que incluso tras el final de la pandemia, más o menos un 20 por ciento de todos los días laborales de EE. UU. se llevarán a cabo de forma remota.

Valenzuela dijo que estudios como este último ayudarán a las compañías a determinar cómo aprovechar al máximo el tiempo en la oficina presencial y en la oficina en el hogar.

Además de usar el rastreo ocular, los investigadores observaron si surgieron otras diferencias entre las interacciones en persona y las virtuales. Pero en general fueron pocas. Sin importar el medio de comunicación, los compañeros de trabajo hablaron la misma cantidad, respondieron de forma similar las expresiones faciales, y mostraron el mismo grado de confianza mutua.

"En realidad es bastante llamativo lo similares que se han vuelto la comunicación en persona y en video", anotó.

Pero hay otra diferencia, entre ellas: cuando las personas usan Zoom, con frecuencia también se ven a sí mismas en la pantalla.

En este estudio no fue así, ya que los compañeros de trabajo solo veían a su pareja en la pantalla durante la tarea. Tanto Valenzuela como Brucks dijeron que esto podría haber estrechado el foco cognitivo de estos participantes incluso más, dado que las personas podían quedar absortas en juzgar su propia apariencia.

Más información

La Universidad de Colorado ofrece consejos para prevenir la 'fatiga de Zoom'.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: Melanie Brucks, PhD, assistant professor, marketing, Columbia Business School, Columbia University, New York City; Ana Valenzuela, PhD, MBA, professor, marketing, Zicklin School of Business, Baruch College, New York City; Nature, April 27, 2022, online

Comparte tu opinión