El vapeo podría haber desencadenado una enfermedad pulmonar que en general solo se observa en los trabajadores metalúrgicos

El vapeo podría haber desencadenado una enfermedad pulmonar que en general solo se observa en los trabajadores metalúrgicos

JUEVES, 5 de diciembre de 2019 (HealthDay News) -- Un nuevo informe ha vinculado a una enfermedad pulmonar que normalmente ataca en el lugar de trabajo con el vapeo.

Una mujer de 49 años de California que vapeo marihuana desarrolló una forma de neumonía que en general se asocia con la exposición a los metales duros en los ámbitos industriales, según un estudio de caso que se publicó el 5 de diciembre en la revista European Respiratory Journal.

La enfermedad, llamada neumoconiosis de metales duros, o "pulmón de cobalto", en general ocurre cuando las personas inhalan polvos minerales provocados por el molido de los metales, señaló el investigador sénior, el Dr. Kirk Jones, patólogo de la Universidad de California, en San Francisco.

Jones dijo que ha visto casos de la enfermedad pulmonar en trabajadores de aserraderos que afilan hojas de sierras, trabajadores que pulen diamantes con herramientas de metal, y técnicos de laboratorios dentales que usan brocas que contienen cobalto de tungsteno.

Inhalar el polvo de metal "provocaría una reacción inmunitaria leve relacionada con el metal, que causa una activación de varias células inflamatorias en el pulmón que lleva a una enfermedad y una cicatrización crónicas", advirtió Jones.

Esta mujer no había tenido ese tipo de exposición en el lugar de trabajo. Había trabajado como entrenadora de perros, pero renunció después de que comenzó a tener dificultades para respirar, apuntaron los investigadores.

Cuando buscó ayuda médica, la mujer también había desarrollado tos y sibilancia.

Un examen microscópico de una biopsia de tejido pulmonar reveló unas células anómalamente grandes que contenían múltiples núcleos, algo que Kirk y sus colaboradores solo habían visto en personas expuestas al polvo de metal en el trabajo.

"El único motivo por el cual lo reconocimos es que tiene una apariencia tan inusual bajo el microscopio", comentó Kirk.

Al buscar respuestas, los investigadores se enteraron de que había estado usando un cigarrillo electrónico durante unos seis meses antes de enfermar.

Enviaron el líquido del cigarrillo electrónico para su análisis, que reveló que contenía niveles significativos de cobalto, níquel, aluminio, manganeso, plomo y cromo. La mujer había estado inhalando metal con cada calada de su cigarrillo electrónico.

Kirk no está seguro sobre cómo el cobalto llegó al líquido del cigarrillo electrónico. Una posibilidad es que el metal se introdujo en el líquido en algún momento durante el proceso de manufactura.

También es posible que el cobalto proviniera del calentador de su dispositivo de vapeo, planteó Kirk.

El Dr. Cedric Rutland, vocero nacional de la Asociación Americana del Pulmón (American Lung Association), considera que esta segunda explicación es más factible.

"Cuando se vapea, se usa un calentador para calentar un líquido y convertirlo en vapor", dijo Rutland. "Ese calentador en general es de metal. Se está inhalando metal, así que no me sorprende que haya este tipo de reacción".

Esta forma de neumonía es muy distinta de una ola reciente de lesiones pulmonares vinculadas con el uso de los cigarrillos electrónicos, señaló Kirk.

En esos casos, casi 2,300 estadounidenses enfermaron y 45 han fallecido debido a una lesión pulmonar que obstruye, y a veces restringe del todo, la capacidad de una persona de respirar, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Los CDC han identificado a un compuesto, el acetato de vitamina E, como un compuesto químico preocupante implicado en esos casos. Lo más frecuente es que se use como agente espesante en los productos de vapeo que contienen THC, el ingrediente de la marihuana que droga.

"Esos casos se desarrollaban en cuestión de horas o días, mientras que el nuestro se presentaría a lo largo de semanas o meses", apuntó Kirk. "Es tan engañoso e insidioso que quería que la gente reconociera el peligro que representa".

Y en otro giro respecto al daño pulmonar por el vapeo, unos médicos canadienses reportaron el mes pasado el caso de un chico de 17 años con un tipo novedoso de lesión pulmonar vinculada con el vapeo. La afección es parecida al "pulmón de las palomitas de maíz", que sucede en los trabajadores expuestos al diacetilo, un sabor químico que es un ingrediente que se usa para producir palomitas de maíz para el microondas.

En cuanto a los casos de "pulmón de cobalto", Rutland sospecha que son tan sutiles que se han pasado por alto.

"Es una sorpresa que no salieran antes, y creo que se debe simplemente a que se ha pasado por alto", planteó Rutland.

Al final, la mujer del estudio de caso se recuperó, pero tuvo que tomar esteroides durante más o menos un año. Unas IRM muestran que sus pulmones todavía presentan señales de cicatrización, reportaron los investigadores.

Sería "muy difícil" crear un cigarrillo electrónico seguro si resulta que el calentador es el culpable, advirtió Rutland.

"Si se usa un calentador de metal para calentar el líquido, sería difícil hacer un dispositivo de vapeo seguro", añadió Rutland.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. tienen más información sobre las lesiones pulmonares relacionadas con el vapeo.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión