¿El cargador de su celular podría electrocutarlo?

¿El cargador de su celular podría electrocutarlo?

LUNES, 29 de julio de 2019 (HealthDay News) -- Debido a su capacidad de distraer, los teléfonos celulares y el sueño no son los mejores compañeros de cama.

Pero además de mantenerlo despierto, una investigación reciente advierte que llevar su teléfono celular a la cama podría literalmente provocarle un shock.

El informe describe casos de personas que se electrocutaron y quemaron accidentalmente con los cables del cargador de sus teléfonos.

"Un cargador funciona mediante la transferencia contenida de cierta cantidad de corriente eléctrica", explicó la autora del estudio, la Dra. Carissa Bunke, médica residente en pediatría en el Hospital Pediátrico C.S. Mott de la Universidad de Michigan, en Ann Arbor.

Pero si esa transferencia eléctrica no se contiene de forma adecuada, los usuarios desprevenidos pueden acabar recibiendo un shock, quemados y en algunos casos, hospitalizados, advirtió.

El equipo de Bunke resalta un caso en específico: una mujer de 19 años que buscó atención en la sala de emergencias cuando experimentó un dolor y una quemazón en el cuello después de irse a dormir.

En la cama, la paciente se acostó sin darse cuenta encima del cable del cargador USB de un iPhone de Apple. El cable era un cable genérico barato, que la paciente dejó conectado a un enchufe, aunque el extremo cargador "activo" en realidad no estaba conectado al teléfono en ese momento.

El extremo activo entró en contacto con un largo collar de metal que la mujer usaba. Esto desencadenó una sensación repentina de quemazón, además de un dolor "grave" alrededor del cuello de la paciente.

"En la mayoría de los casos, un shock o una quemadura solo dañarían ligeramente la capa superior de la piel, y se podría solucionar en casa o en la atención de urgencias", comentó Bunke.

"En los casos más graves, unas quemaduras de segundo grado (las que penetran hasta la segunda capa de la piel) podrían provocar lesiones graves visiblemente externas que requieren procedimientos como injertos de piel", añadió.

En este caso, los médicos encontraron que la corriente eléctrica del cargador había quemado un círculo casi perfecto alrededor del cuello de la paciente.

"Como la quemadura es provocada por electricidad, el shock puede ser doloroso", apuntó Bunke, y añadió que los casos graves de electrocución pueden incluso desencadenar arritmias cardiacas, dificultades respiratorias o daño muscular.

"El tratamiento dependería de la gravedad, pero en la mayoría de los casos requiere una visita inicial al médico, la revisión de lesiones o efectos secundarios internos o externos, y el seguimiento de un proveedor de atención primaria o un centro de quemaduras", anotó.

En este caso, la paciente fue dada de alta el mismo día después de recibir morfina para el dolor y antibióticos para prevenir una infección en el lugar de la quemadura.

Pero el riesgo de electrocución no es solo una función de cómo o dónde se colocan los cables del teléfono en la cama, apuntó Bunke. El tipo de cargador que se usa también podría importar, dijo, y los cables genéricos más baratos plantean potencialmente un mayor riesgo que el cargador original de marca.

¿Por qué? "Se están acumulando evidencias de que no hay garantías de que los cargadores genéricos necesariamente pasen por las mismas revisiones de seguridad y calidad que las versiones de marca", dijo Bunke.

Aun así, incluso los cables de marca pueden causar problemas en ciertas situaciones, anotó su equipo.

Por ejemplo, Bunke y sus colaboradores también anotaron otro caso de electrocución con un teléfono celular, en que un hombre joven se llevó el equipamiento de su iPhone de Apple a la cama.

En ese caso, el cargador era en realidad el cable original de marca Apple. Pero se electrocutó y, literalmente, salió disparado de la cama, después de que una cadena que usaba entrara en contacto con el cable.

¿Los cargadores de los teléfonos celulares en realidad usan tanta electricidad?

Bunke y su equipo enfatizaron que eso no importa, y apuntaron que "incluso con un dispositivo de bajo voltaje, si la corriente es alta, el shock eléctrico puede ser grave".

¿Cuál es la moraleja de Bunke? "No duerma con su dispositivo móvil", aconsejó.

"Y evite dejar el cargador enchufado cuando no esté conectado al teléfono", añadió Bunke.

Los hallazgos se publicaron en una edición reciente de la revista Annals of Emergency Medicine.

La Dra. Leigh Vinocur, vocera nacional del Colegio Americano de Médicos de Emergencias (American College of Emergency Physicians), se mostró de acuerdo con el consejo de Bunke.

"Yo también soy culpable de hacerlo", admitió Vinocur. "Yo también dejo mi iPhone conectado al lado de mi cama, porque es mi despertador. No lo pongo a mi lado en la cama. Pero sin duda, cuando salgo de casa, dejo el cable conectado. Y en realidad yo también he comprado cables genéricos baratos en Amazon".

"Este estudio es revelador", aseguró Vinocur. "Como médica, como consumidora, como madre, y como alguien que tiene una mascota en casa".

"Y diría que de verdad todos debemos prestarle más atención", añadió, "lo que significa buscar cargadores certificados, y asegurar que los cables no estén dañados. Y no irnos a dormir con los teléfonos en la cama, y desconectarlos cuando salgamos de casa".

Más información

La Universidad de Washington ofrece consejos sobre la electricidad y la seguridad básica.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión