Estar casado puede salvar tu corazón

Estar casado puede salvar tu corazón
El rol de la pareja es clave en el cuidado de la salud. | Foto: GETTY IMAGES

Tienes algunos síntomas raros y te resistes a visitar al médico, pero tu esposo/a te regaña y a disgusto, pides una cita. Esta escena se repite una y otra vez entre las personas que viven en pareja: uno cuida al otro y viceversa. 

Y los científicos, quienes han estudiado este tema en varias oportunidades, ya habían advertido que los buenos matrimonios pueden tener un efecto protector de la salud. Ahora, un nuevo estudio de la Universidad de Keele en Reino Unido, lo confirma. 

Ellos hallaron que las personas casadas tienen un 40% menos de probabilidades de sufrir o morir de enfermedades cardíacas y casi un 50% menos de probabilidades de morir de un ataque cerebral que las que no lo están, según su estudio. 

En cambio, estar soltero o divorciarse pareció aumentar los riesgos. En comparación con las personas casadas, las que nunca estuvieron casadas, o que se divorciaron o enviudaron, tenían un 42% más de probabilidades de desarrollar enfermedad cardiovascular. 

Y el divorcio específicamente se asoció con un 35% más de riesgo de desarrollar enfermedad cardíaca, tanto para hombres como para mujeres.

Por otro lado, enviudar también sería un factor de riesgo: quienes pasaron por este trance tenían un 16% más de probabilidades de sufrir un derrame cerebral, según el estudio, que fue publicado en la revista Heart

El estado civil como factor de riesgo

Los investigadores creen que tener un "otro" al lado hace que la gente sea más propensa a percibir los síntomas antes, a ir al médico y a tomar sus medicinas.

Para llegar a estas conclusiones, se analizaron los datos de los estudios de 2 millones de pacientes en todo el mundo, con edades comprendidas entre 42 y 77, años, entre 1963 y 2015.

Los factores de riesgo conocidos para la enfermedad cardíaca como la edad, el sexo, la presión arterial alta, el colesterol, la diabetes y el tabaquismo son responsables de alrededor del 80% de las enfermedades cardíacas y circulatorias, pero no está bien claro qué podría influir en el 20% restante. Sin embargo, con estos datos, los médicos creen que quizá el estado civil del paciente debe considerarse como un factor de riesgo, tal como se hace con la presión arterial o el tabaquismo

Mamas Mamas, profesor de cardiología en la Universidad de Keele y cardiólogo consultor en el Royal Stoke Hospital, en Reino Unido, dijo a Dailymail: "En medicina, nos preguntamos sobre el estado civil como algo natural, pero realmente no lo consideramos un factor de riesgo”. Lo que muestra este estudio es que los médicos deberían pensar en este factor adicional como una parte del riesgo de que una persona tenga una buena salud cardiovascular a largo plazo, enfatizó.

El profesor Mamas agregó que "Estar casado hace que las personas sean más propensas a buscar ayuda médica. A menudo, particularmente los hombres dicen: ‘Noté síntomas en mi pecho, y no iba a venir, pero mi esposa insistió’”.

Estos simples consejos recibidos por parte de la pareja, muchas veces pueden detectar enfermedades a tiempo, y otras, salvar la vida.

Las enfermedades cardíacas son la principal causa de muerte en EE.UU. Cada año, más de 610,000 personas mueren a causa de ellas. 

Algunas afecciones (como el colesterol alto, la presión arterial alta y la diabetes) y factores relacionados con el estilo de vida (como una alimentación no saludable, falta de ejercicio y tabaquismo) pueden aumentar las probabilidades de padecer enfermedades cardíacas, informan los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

Más para leer sobre el corazón



Comparte tu opinión