Conoce las bondades del jengibre

Foto: ISTOCK

La medicina tradicional asiática lo conoce desde hace 2 mil años y, desde entonces, el tallo subterráneo del jengibre ha sido reverenciado como una especia culinaria y medicinal. El jengibre es una de las plantas con mayores beneficios para la salud, y un condimento muy utilizado en la gastronomía. Su nombre botánico “Zingiber” significa en sánscrito “forma de cuerno”.

Desde la raíz

La parte más conocida del jengibre es su rizoma. La raíz, también conocida como kion, crece en las regiones tropicales de todo el mundo y es famoso por sus propiedades medicinales y su uso culinario. La planta del jengibre es un rastrero perenne con un grueso tallo y la habilidad de crecer hasta un metro de alto. Es nativa del suroriente asiático, India y China. Pertenece a la familia de las zingiberáceas, como la cúrcuma y el cardamomo.

Cómo consumirlo
Foto: ISTOCK

Cómo consumirlo

Puedes encontrar el jengibre en el mercado de diversas maneras: Fresco: en forma de raíz. En polvo: en forma de polvo como especia. En vinagre: para neutralizar en la boca el sabor del sushi. Seco: para usar en infusión. Caramelizado: se utiliza en pastelería. En conserva: se encuentra en tiendas orientales y también se utiliza en pastelería.

Bondades de la cúrcuma
Cómo escogerlo
Foto: ISTOCK

Cómo escogerlo

Si es posible, escoja jengibre fresco en vez del seco pues su sabor es superior y contienen niveles más altos del componente activo gingerol. Debe ser firme, suave y no tener moho, rastros de putrefacción o arrugas. El jengibre maduro tiene una piel dura que se tiene que pelar. El fresco se puede guardar en la nevera por hasta tres semanas si no está pelado.

Rico en aminoácidos

El grueso tallo tiene un alto contenido en aminoácidos como la valina y la leucina (con importantes propiedades cicatrizantes) o la arginina, que estimula el sistema inmunológico. La leucina y la valina son aminoácidos de interés para los atletas, ya que podrían ayudar en la recuperación muscular luego de una extenuante sesión de ejercicios, de acuerdo con el Dr. Yoshiharu Shimomura del Nagoya Institute of Technology, Japón.

Deportes para combatir enfermedades

Fibra y picante

La fibra y el gingerol también están presentes en el kion. La fibra es un conjunto de hidratos de carbono que tu cuerpo no puede metabolizar ni asimilar como nutriente y que, por lo tanto, es expulsada al final del recorrido digestivo limpiando el organismo y que favorece la flora intestinal. El gingerol es el componente que le da el toque picante. Es equivalente a la capsaicina, que es la sustancia que hace que los chiles piquen.

Chile para el estómago
Para aliviar el resfriado
Foto: ISTOCK

Para aliviar el resfriado

El té de jengibre es recomendado para aliviar el malestar de un resfriado, pues es diaforético, lo que quiere decir que te calienta por dentro y te hace sudar. Para hacer el té pon 20 o 40 gramos de jengibre fresco tajado en una taza de agua hirviendo y déjalo reposar un rato. Si le añades un pedazo de limón o un poco de miel quedará perfecto.

Remedios caseros para la gripe

Para la piel

Algunas personas usan el jengibre para estimular la circulación y aliviar las quemaduras. La raíz, que es la parte de la planta que más se usa en la medicina alternativa, es rica en aceites volátiles. Son esos aceites los que contienen el componente activo gingerol.

Alivia las quemaduras del sol
Efectivo para el dolor de estómago
Foto: ISTOCK

Efectivo para el dolor de estómago

El jengibre tiene una reconocida efectividad a la hora de aliviar molestias y dolor de estómago. Facilita la eliminación de gas del sistema digestivo y mejora el tracto gastrointestinal. Quienes sufren de cólicos y dispepsia responden particularmente bien al jengibre.

Supera los excesos del fin de semana

Ayuda con las náuseas

La raíz del jengibre parece reducir los síntomas asociados con la cinetosis o mal de movimiento que es el trastorno que se produce por el movimiento, bien sea por mar, aire, coche, tren o el producido por algunas atracciones cuyos principales síntomas son vómitos, sudor frío, náuseas y falta de equilibrio. El jengibre también ha sido usado para tratar la náusea y vómitos asociados con el embarazo, incluso en su forma más severa, hiperémesis grav

Infusiones para el estómago
Gingerol para la inflamación
Foto: ISTOCK

Gingerol para la inflamación

El gingerol es el principal compuesto bioactivo del jengibre, responsable de muchas de sus propiedades medicinales. Se le atribuyen potentes efectos antiinflamatorios y antioxidantes. Se cree que eso explica por qué tanta gente que sufre de osteoartritis o artritis reumatoide experimentan una reducción en sus niveles de dolor y mejoras en su movilidad cuando consumen jengibre regularmente.

Comparte tu opinión