Los cabezazos del fútbol podrían alterar unas 'vías' clave en el cerebro

JUEVES, 17 de febrero de 2022 (HealthDay News) -- Los cabezazos del fútbol son esenciales para puntuar en cualquier partido, pero una nueva investigación sugiere que la práctica puede dañar a lo que los expertos denominan las "vías de señalización" del cerebro.

Los hallazgos se basan en análisis de las muestras de sangre de 89 jugadores profesionales de fútbol, de 18 a 35 años, en Noruega.

Los cabezazos del fútbol podrían alterar unas 'vías' clave en el cerebro

Las muestras de sangre se tomaron cuando los jugadores estaban en reposo, y una hora y 12 horas tras tres situaciones: cabezazos repetitivos durante los entrenamientos; impactos accidentales en la cabeza durante un partido (cualquier situación en que pareció que el jugador recibió un golpe en la cabeza, en la cara o el cuello, en que el partido fue interrumpido por el árbitro y el jugador permaneció acostado en el suelo durante más de 15 segundo); y el ejercicio de alta intensidad.

Se analizaron los niveles de unos biomarcadores conocidos como microARN, que se pueden alterar en respuesta a una lesión cerebral traumática (LCT) leve en las muestras de sangre. Tanto cabecear el balón como los impactos accidentales en la cabeza afectaron a los microARN asociados con varias vías de señalización del cerebro, pero el ejercicio de alta intensidad no tuvo ningún efecto.

El estudio aparece en la edición del 16 de febrero de la revista Brain Injury.

Los hallazgos proveen más información para comprender cómo los impactos repetidos en la cabeza en el fútbol podrían afectar al cerebro, señaló el líder del estudio, Stian Bahr Sandmo, del Centro de Investigación en Traumatismos Deportivos de Oslo, de la Escuela de Ciencias del Deporte de Noruega.

"Se trata de un estudio exploratorio con una muestra relativamente pequeña, pero los hallazgos futuros que amplíen nuestra investigación podrían al final conducir a una mejor comprensión sobre los efectos dañinos potenciales de los impactos repetitivos en la cabeza. Millones de personas juegan fútbol en todo el mundo, y esto podría en última instancia tener una influencia sustancial en la salud pública", apuntó Sandmo en un comunicado de prensa de la revista.

Los autores del estudio concluyeron que, "en general, los hallazgos añaden evidencias adicionales que demuestran que los microARN se pueden utilizar como biomarcadores de la lesión cerebral. Tienen el potencial de diferenciar la gravedad de la lesión y de discriminar entre los tipos de impactos en la cabeza observados en el fútbol, si se reproduce en más estudios".

Más información

Aprenda más sobre la prevención de las lesiones cerebrales en los deportes en los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: Brain Injury, news release, Feb. 16, 2022

Comparte tu opinión