OMS: La falta de ejercicio pone en riesgo a millones de personas

OMS: La falta de ejercicio pone en riesgo a millones de personas
El 27% de la población mundial no hace la actividad física mínima recomendada. | Foto: GETTY IMAGES

La falta de actividad física suficiente es el principal factor de riesgo para las enfermedades no transmisibles, tiene un efecto negativo en la salud mental y la calidad de vida, y es una preocupación a nivel mundial.

Demasiadas personas -la cuarta parte de la población mundial o 1.400 millones de personas- no hacen suficiente actividad física, concluye un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicado en The Lancet.

En este informe se incluyó a 1,9 millones de personas de 168 países y se halló que el 27% no hace la cantidad mínima de ejercicio recomendada, considerando como el tiempo ideal a los 150 minutos semanales de ejercicio de intensidad moderada o 75 minutos de actividad física vigorosa por semana, o cualquier combinación equivalente de ambos. 

La tendencia se mantiene estable desde 2001, pero hay regiones más afectadas que otras. “Encontramos los niveles más altos en América Latina y el Caribe, países occidentales de altos ingresos y en la región Asia Pacífico de altos ingresos; la prevalencia fue más del doble en personas/países de altos ingresos que en los de bajos ingresos” señala el informe. 

Las mujeres, menos activas

En todo el mundo, las mujeres hacen menos ejercicio (31,7% de inactividad física) que los hombres (23,4%) y las mayores diferencias se hallaron en el sur y el centro de Asia, en el Medio Oriente y el norte de África. 

La explicación es que las mujeres tienden a hacer menos actividad física en el tiempo libre y realizan actividades de menos intensidad que los hombres. Según la OMS, esto se puede solucionar ofreciendo más oportunidades a las mujeres en actividades de ocio seguras y accesibles para aumentar sus niveles generales de actividad, lo que ayudaría a cerrar la brecha de género.

Otro problema se presenta en los países más ricos, donde los cambios hacia ocupaciones más sedentarias y el transporte motorizado personal (tener automóvil) probablemente explica los niveles más altos de inactividad. Por el contrario, en los países de bajos ingresos, se realizan más actividades en el trabajo y para trasladarse. 

Para revertir esta situación, debe implementarse una política nacional para fomentar los modos de transporte no motorizados, como caminar y andar en bicicleta, y promover la participación en la recreación activa y los deportes en el tiempo libre. Dichas políticas son particularmente importantes en países con una rápida urbanización, como Argentina, Brasil y Colombia, con altos niveles de sedentarismo, según la OMS.

Por qué y cuánto ejercicio se debe hacer

Los beneficios para la salud de la actividad física están bien claros e incluyen un menor riesgo de enfermedad cardiovascular, hipertensión, diabetes y cáncer de mama y colon. Además, la actividad física tiene efectos positivos en la salud mental, retrasa la aparición de la demencia y puede ayudar a mantener un peso saludable, concluye la OMS. 

Todas las personas deben realizar actividad física regular, no hay barreras, dicen los especialistas. "No hay edad para dejar de hacer ejercicio: los beneficios son para todas las edades, sin dejar atrás a los adultos mayores, aclaro que tampoco hay edad para empezar a hacer ejercicio" dijo el Dr. Angel Romero Galicia, especialista en Medicina del Deporte e integrante del equipo HolaDoctor Consultas.

Le preguntamos al Dr. Romero cuál es el mejor ejercicio para mantener un peso saludable y estar más flexibles. “Siempre he dicho que el mejor es aquél le guste a la persona: ¡el efecto de las endorfinas en el cuerpo al hacer algo que te gusta, no tiene comparación con nada!” expresó. 

Si no tienes un plan de actividad física y has estado muy sedentario, lo ideal según los expertos es comenzar con caminatas de 10 minutos diarios, a la semana siguiente aumentar 5 minutos diarios y así sucesivamente hasta llegar a una caminata de 30 minutos diarios.

Pero si quieres comenzar en forma más intensa yendo a un gimnasio por ejemplo, debes consultar a un proveedor de salud para que haga una historia clínica y descarte cualquier riesgo de salud que el ejercicio pudiera empeorar. “Para estar tranquilo, se deberían hacer estudios como un electrocardiograma, prueba de esfuerzo, ecocardiograma, etc.” aconseja el Dr. Romero Galicia.

¿Tienes más preguntas sobre este tema? Consulta con nuestros especialistas, sin costo, en HolaDoctor Consultas.

Más para leer sobre el ejercicio

Comparte tu opinión