¿Qué pasó con la gripe este año?

VIERNES, 15 de enero de 2021 (HealthDay News) -- Estados Unidos tiene muchos menos casos de gripe de lo normal, y los expertos afirman que es probable que se deba a las medidas que las personas están tomando para protegerse de la COVID-19.

En general, la temporada de gripe llega a su pico entre diciembre y febrero. Típicamente, cada año la influenza provoca unos 45 millones de casos de enfermedad, 810,000 hospitalizaciones y 61,000 muertes en Estados Unidos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

¿Qué pasó con la gripe este año?

Sin embargo, esta temporada de gripe, hasta ahora, ha habido apenas 925 casos de gripe reportados en todo el país.

"Aunque es provocada por un virus distinto al que causa la COVID-19, la gripe también es una enfermedad respiratoria viral, de forma que todo lo que estamos haciendo para ralentizar la transmisión de la COVID-19, como el uso de máscaras faciales, el lavado de manos frecuente y el distanciamiento físico también debería reducir la transmisión de la gripe", afirmó en un comunicado de prensa de la Universidad de Johns Hopkins Eili Klein, profesor asociado de medicina de emergencia de la Facultad de Medicina de la Universidad.

Es probable que otros factores que estén contribuyendo a que haya menos casos de gripe incluyan a que más personas se hayan vacunado contra la gripe, que muchas escuelas y negocios se estén reuniendo de forma virtual en vez de en forma presencial, y que haya menos personas viajando.

"Comúnmente, observamos la propagación de la gripe en las comunidades, escuelas, negocios y a través de los viajes, de forma que es probable que estos cambios estén manteniendo a la gripe a raya", señaló la Dra. Lisa Maragakis, directora sénior de prevención de la infección en el Sistema de Salud Johns Hopkins.

Pero una temporada de gripe menos grave este año podría aumentar la gravedad de la del año que viene.

"Debido a las restricciones y precauciones actuales que todo el mundo está tomando esta temporada, muchas menos personas se van a infectar o a exponer al virus de la gripe, y por tanto no se harán inmunes a ciertas cepas del virus", advirtió Klein. "Entonces, es probable que el número de personas que podrían tener unas infecciones más graves el año que viene sea mayor, debido a que la inmunidad será más baja".

A pesar del número bajo de casos de gripe de este año, de cualquier forma hay que tomar medidas para protegerse, lo que incluye vacunarse contra la gripe.

"La vacuna contra la gripe tarda unos dos semanas para el desarrollo de los anticuerpos y para comenzar a proteger a una persona de la enfermedad, así que vacunarse en cualquier momento, hasta mediados de abril, sigue siendo útil para prevenir la gripe", aseguró Maragakis.

Pero anotó que deben pasar 14 días entre la vacuna contra la COVID-19 y cualquier otra vacuna, incluyendo la vacuna contra la gripe.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre la prevención de la gripe estacional.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: Johns Hopkins Medicine, news release, Jan. 12, 2021

Comparte tu opinión