Paxlovid reduce el riesgo de COVID prolongada

LUNES, 7 de noviembre de 2022 (HealthDay News) -- La pastilla antiviral Paxlovid no solo reduce las hospitalizaciones y las muertes tras contraer la COVID-19: una nueva investigación muestra que también reduce las probabilidades de COVID prolongada en más o menos un 25 por ciento.

El medicamento, que combina un antiviral más reciente llamado nirmatrelvir con un medicamento más antiguo llamado ritonavir, ofreció esta ventaja adicional a los pacientes, al menos a los participantes del estudio del Departamento de Asuntos de Veteranos (VA) de EE. UU., que eran sobre todo hombres blancos mayores. La investigación se publicó en el servidor preimpresión medRxiv, y todavía no ha sido revisada por profesionales.

Paxlovid reduce el riesgo de COVID prolongada

"Paxlovid reduce el riesgo de una COVID-19 grave en la fase aguda, y ahora tenemos evidencias de que puede ayudar a reducir el riesgo de COVID prolongada", aseguró el líder del estudio, el Dr. Ziyad Al-Aly, jefe de investigación y desarrollo del Sistema de Atención de la Salud de la VA de St. Louis, en un comunicado de prensa. "Este tratamiento podría ser un recurso importante para reducir el grave problema de la COVID prolongada".

El estudio no evaluó todos los tipos de afecciones de la COVID prolongada, pero los investigadores encontraron que hubo 2.3 casos menos por cada 100 personas de afecciones de la COVID prolongada, entre ellas la enfermedad cardiaca, los trastornos de la sangre, la fatiga, la enfermedad del hígado, la enfermedad renal, el dolor muscular, las alteraciones del pensamiento y la falta de aliento, tres meses tras el diagnóstico de COVID.

Pero los investigadores no encontraron que Paxlovid ayudara con la tos continua ni a reducir las probabilidades de un nuevo diagnóstico de diabetes como resultado de la COVID prolongada, reportó CNN.

El equipo de la investigación estudió los casos de 56,000 veteranos que contrajeron el virus. Más de 9,000 pacientes fueron tratados con Paxlovid en un plazo de cinco días tras la infección, entre el 1 de marzo y el 30 de junio.

Los pacientes tenían una edad promedio de 65 años y sufrían al menos una afección que los ponía en un riesgo más alto de una COVID más grave, como por ejemplo una mayor edad, la diabetes o ser fumador.

Aunque el estudio solo incluyó a pacientes del sistema de VA que eran sobre todo blancos y hombres, había una combinación de individuos sin vacunar, vacunados y que se habían puesto los refuerzos, además de los que ya se habían infectado con la COVID-19 antes.

"La totalidad de las evidencias sugiere la necesidad de mejorar la adopción y la utilización del nirmatrelvir en la fase aguda, como medio no solo de prevenir la progresión a la enfermedad aguda grave, sino también de reducir el riesgo de resultados de salud adversos posteriores a la fase aguda", escribieron los autores del estudio.

Paxlovid, producido por la farmacéutica Pfizer, se puede utilizar en personas de a partir de 12 años. Aunque se dice que funciona mejor cuando se recibe en un plazo de cinco días tras el inicio de los síntomas, no está claro si alterar la dosis para tomar unas cantidades más altas del fármaco, o tomarlo durante más días, tendría un impacto, señaló CNN.

Los Institutos Nacionales de la Salud planifican estudiar el uso de Paxlovid en pacientes que ya tienen COVID prolongada, para comprender cualquier impacto que pudiera tener.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre los tratamientos para la COVID-19.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com


FUENTE: U.S. Department of Veterans Affairs, news release, Nov. 6, 2022, CNN

Comparte tu opinión