¿Los jugadores jubilados de la NFL envejecen más rápido que los demás hombres?

VIERNES, 9 de diciembre de 2022 (HealthDay News) -- Los ex jugadores de fútbol americano de élite quizá envejezcan más rápido que sus pares más promedio, sugiere un estudio reciente.

Los jugadores de la Liga Nacional de Fútbol Americano (National Football League, NFL), sobre todo los exlinieros, tenían menos años libres de enfermedad y unos diagnósticos más tempranos de hipertensión y diabetes. Dos enfermedades relacionadas con la edad, la artritis y la demencia, también se encontraron más comúnmente entre los ex jugadores de futbol americano que en otros hombres de la misma edad.

¿Los jugadores jubilados de la NFL envejecen más rápido que los demás hombres?

La investigación formó parte del Estudio de la salud de los jugadores de fútbol americano, que se está llevando a cabo en la Universidad de Harvard.

"Queríamos saber si los jugadores profesionales de fútbol americano están perdiendo su mediana edad. Nuestros hallazgos sugieren que el fútbol americano los envejece de forma prematura y los pone en una trayectoria de envejecimiento alternativa, lo que aumenta la prevalencia de una variedad de enfermedades de la vejez", señaló la investigadora sénior, Rachel Grashow, directora de iniciativas en investigación epidemiológica del Estudio de la salud de los jugadores de fútbol americano.

"Debemos observar no solo la duración de la vida, sino la calidad de vida", planteó en un comunicado de prensa de la universidad. "Los jugadores profesionales de fútbol americano quizá vivan tanto tiempo como los hombres de la población general, pero esos años podrían estar llenos de discapacidad y debilidad".

En esta investigación, casi 3,000 exjugadores de la NFL completaron una encuesta para los investigadores de la Facultad de Salud Pública T.H. Chan y la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard.

"Nuestro análisis plantea importantes preguntas biológicas y fisiológicas sobre las causas subyacentes, pero, igual de importante, los resultados deben servir como alarma que informe a los médicos de estos individuos que presten mucha atención incluso a sus pacientes que sean exdeportistas relativamente jóvenes", enfatizó Grashow. "Este aumento en la vigilancia puede conducir a unos diagnósticos más tempranos y a una intervención más oportuna, para prevenir o ralentizar de manera dramática el ritmo de las enfermedades relacionadas con la edad".

A los investigadores les intrigaban los informes contradictorios, en que deportistas reportaban que se sentían más viejos que su edad cronológica, mientras que investigaciones anteriores mostraban que vivían el mismo tiempo o más tiempo que los hombres de la población general. Los médicos de medicina del deporte que tratan a los jugadores también habían reportado que estos deportistas con frecuencia experimentan un inicio más temprano de las afecciones de salud crónica relacionadas con la edad.

Los participantes del estudio fueron 2,864 ex jugadores profesionales de fútbol americano, negros y blancos, de 25 a 59 años.

Los investigadores también utilizaron datos de encuestas para medir cuánto tiempo vivían los deportistas sin desarrollar cuatro afecciones de la salud (demencia/Alzheimer, artritis, hipertensión o diabetes), y compararon los resultados con los de otros hombres que no eran de la NFL, de 25 a 59 años, que habían participado en la Encuesta nacional de examen de salud y nutrición y la Encuesta nacional de entrevista de salud.

En cada década de vida, los exdeportistas fueron más propensos a reportar que habían sido diagnosticados con demencia/enfermedad de Alzheimer y artritis, encontró el estudio.

Los jugadores más jóvenes, de 25 a 29 años, fueron más propensos que la población promedio a reportar hipertensión y diabetes.

Los efectos persistieron incluso después de que los investigadores tomaran en cuenta el índice de masa corporal y la raza.

El equipo de la investigación también analizó la salud de los jugadores respecto a distintos aspectos relacionados al juego, como la posición en que los deportistas jugaban. Encontraron que entre los linieros, que se sabe que tienen más contacto físico durante los partidos, la salud duraba menos, y que desarrollaban enfermedades relacionadas con la edad antes que los que no eran linieros.

Un diagnóstico y tratamiento más tardíos de las afecciones metabólicas, como la hipertensión y la diabetes, podrían tener efectos a largo plazo en la salud y la cognición, advirtió en el comunicado el autor sénior del estudio, el Dr. Aaron Baggish, director de estudios de evaluación presencial del Estudio de la salud de los jugadores de fútbol americano.

"La duración de la vida es muy importante, pero también lo es la calidad de la vida", añadió Baggish, profesor de medicina de la Universidad de Lausana, en Suiza. "Este estudio se realizó para explorar la segunda, y ahora provee una perspectiva importante sobre cómo la participación en el gran juego del fútbol americano en un momento temprano de la vida podría acelerar el inicio de ciertas formas comunes de enfermedad crónica".

Unos estudios futuros se enfocarán en los mecanismos biológicos causantes de este envejecimiento prematuro entre los jugadores de fútbol americano, y en intervenciones para ayudarlos a tener unas vidas más saludables, señaló Grashow.

Los hallazgos se publicaron en la edición del 8 de diciembre de la revista British Journal of Sports Medicine.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre la hipertensión y la diabetes.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: Harvard University, news release, Dec. 8, 2022

Comparte tu opinión