La pandemia ya tiene un año, y Biden promete que el 1 de mayo habrá vacunas para todos los adultos de EE. UU.

VIERNES 12 de marzo de 2021 (HealthDay News) -- Durante un discurso en que aseguró a los estadounidenses que la pandemia podría estar llegando a su fin en este país, el Presidente Joe Biden promedió el jueves que todos los adultos de EE. UU. serán elegibles para una vacuna contra el coronavirus el 1 de mayo.

Hizo sus declaraciones en el primer aniversario de la declaración de la Organización Mundial de la Salud de la pandemia de COVID-19. Biden afirmó que el paquete de estímulo 1.9 billones de dólares de su administración apoyará a la economía, que el ritmo de vacunaciones se está acelerando con rapidez, y que las tasas de mortalidad por la COVID-19 se están reduciendo en todo el país.

La pandemia ya tiene un año, y Biden promete que el 1 de mayo habrá vacunas para todos los adultos de EE. UU.

Los estadounidenses están en camino de haber vuelto a cierto nivel de normalidad el 1 de julio, siempre y cuando se vacunen y no abandonen de forma prematura el uso de máscaras, el distanciamiento social y otras medidas que contienen a la propagación del virus, predijo.

"Poder estar con sus seres queridos el 4 de julio es la meta", planteó.

Pero "justo a medida que salimos de un oscuro invierno hacia una primavera y un verano llenos de esperanzas, no es el momento de no cumplir con las normas", anotó Biden. "Este no es el momento de relajarse".

Para respaldar su promesa, Biden comenzó con una orden de que todos los estados hayan tomado medidas el 1 de mayo para que todos los adultos elegibles se vacunen. La administración ya había anunciado la semana pasada que tendría suficientes dosis para todos los adultos a finales de mayo. Biden señaló el jueves que los estadounidenses deberían prever que se pondrán en la fila para una vacuna el 1 de mayo.

Aseguró que el gobierno federal también creará un sitio web que permitirá a los estadounidenses buscar las vacunas disponibles, que la vacuna estará disponible en más farmacias, que el número de centro de vacunaciones se duplicará, y que se certificará a más personas (entre ellos a dentistas, paramédicos, veterinarios y asistentes médicos) para que administren las vacunas, según el The New York Times.

"Estoy usando todo mi poder como presidente de Estados Unidos para ponernos en pie de guerra y hacer el trabajo", dijo Biden.

Biden dio su discurso tras convertir el paquete de estímulo, conocido como el Plan de Rescate Estadounidense (American Rescue Plan), en ley, reportó el Times. La ley enviará fondos federales a los individuos, los estados y los negocios que tengan dificultades. Entre muchas otras cláusulas, el plan provee 130 mil millones de dólares para ayudar en la reapertura de las escuelas.

Los residentes de los hogares de ancianos podrán volver a abrazar a sus seres queridos

Tras casi un año de doloroso aislamiento, el miércoles el gobierno de EE. UU. dijo que los residentes vacunados de los hogares de ancianos pueden volver a abrazar a sus seres queridos y disfrutar de más visitas en interiores.

La nueva directriz, publicada por los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid (CMS) de EE. UU., se publica después de que los casos y muertes por el coronavirus se hayan desplomado entre los residentes de los hogares de ancianos en las últimas semanas, a medida que el despliegue de las vacunas se aceleró en el país.

"Ahora que se han administrado millones de vacunas a los residentes y al personal de los hogares de ancianos, y el número de casos de COVID en los hogares de ancianos se ha reducido de forma significativa, los CMS están actualizando su directriz sobre las visitas, para reunir a más familias de forma segura", aseguró en una declaración e Dr. Lee Fleisher, director médico de los CMS.

Los hogares de ancianos se han llevado la peor parte del dolor de la pandemia: representan más o menos un 1 por ciento de la población de EE. UU., pero han conformado 1 de cada 3 muertes, según el Proyecto de Rastreo de la COVID.

Pero el coronavirus no ha sido lo único que ha sufrido esta población vulnerable: la soledad y el aislamiento han contribuido al deterioro físico y mental, aseguran las autoridades.

"No hay un sustituto para el contacto físico, como el cálido abrazo entre un residente y su ser querido", plantearon los CMS en su nueva directriz, y "por tanto, si los residentes están vacunados del todo, pueden elegir tener un contacto cercano [lo que incluye tocar] con sus visitantes, que deben usar una máscara bien ajustada e higienizar las manos antes y después".

Los CMS también dijeron que mantener una separación de 6 pies (2 metros) sigue siendo la política más segura, y que las visitas al aire libre son preferibles incluso cuando los residentes y los visitantes se hayan vacunado.

"Todos sentimos un enorme alivio de que estamos en esta próxima etapa, y nos sentimos confiados en que reabrir las visitas se puede lograr de forma segura, dado todo lo que hemos aprendido durante la pandemia", declaró a Associated Press Terry Fulmer, presidente de la John A. Hartford Foundation, que se dedica a mejorar la atención de los adultos mayores. "Se ha aprendido mucho más sobre el control de las infecciones, y las familias y los centros están listos".

Según la nueva directriz, los hogares en los condados con unas tasas altas de COVID-19 pueden de cualquier forma recibir visitas en interiores, siempre y cuando tomen precauciones. Cuando ocurre un brote en un centro, no tiene que hacer un cierre durante 14 días. Se pueden realizar visitas siempre que el brote se aísle en un área o unidad del centro. Las visitas de atención compasiva se deben permitir en todo momento, según la directriz, aunque haya un brote o un residente no se haya vacunado.

La industria de los hogares de ancianos afirmó que está lista para el cambio.

"Es lo que se debe hacer", comentó a AP Katie Smith, presidenta de LeadingAge, que representa a los centros sin fines de lucro. "Ahora, las políticas federales reflejan el progreso real que se ha logrado en la vacunación de los residentes y el personal de los hogares de ancianos".

Unas nuevas directrices dan más libertad a los estadounidenses vacunados

Una nueva directriz sobre el distanciamiento social, publicada el lunes por el gobierno federal, ofrece a los estadounidenses que han completado su vacunación una mayor libertad para socializar y moverse en sus comunidades.

Hasta el viernes, más de 64 millones de estadounidenses habían recibido la primera dosis, mientras que más 33.8 millones habían recibido la segunda dosis, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.

Los CDC dijeron que las personas que recibieron su dosis final ya hace dos semanas pueden visitar de forma segura en interiores a los habitantes sin vacunar de una misma vivienda que tengan un riesgo bajo de una enfermedad grave, sin usar máscaras ni distanciamiento social. Esta recomendación liberaría a muchos abuelos vacunados que viven cerca de sus hijos y nietos sin vacunar para reunirse por primera vez desde que comenzó la pandemia hace un año.

Los CDC también dijeron que las personas que han completado su vacunación pueden reunirse bajo techo con las que también estén vacunadas del todo, y que no necesitan hacer una cuarentena ni someterse a una prueba tras exponerse a la COVID-19.

"Sabemos que las personas desean vacunarse para poder volver a hacer las cosas que disfrutan con las personas a quienes quieren", comentó en un comunicado de prensa de los CDC la Dra. Rochelle Walensky, directora de la agencia. "Hay algunas actividades que las personas que han completado la vacunación pueden volver a hacer ahora en sus propios hogares. Todo el mundo, incluso los que se han vacunado, deben continuar con todas las estrategias de mitigación en los ambientes públicos.

Se siguen aconsejando algunas restricciones, incluso entre los vacunados. Por ejemplo, si una persona vacunada vive en un ambiente grupal y está cerca de alguien con COVID-19, debe mantenerse lejos de los demás durante al menos 14 días, y hacerse las pruebas, aunque no tenga síntomas.

Peter Hotez, codirector del Centro de Desarrollo de las Vacunas de Texas Children, se alegró de las nuevas directrices, pero añadió que han tardado mucho en llegar.

"Mientras antes comenzamos a decirles a las personas que si están vacunadas del todo no hay que usar máscaras, será un incentivo para que las personas se vacunen", declaró Hotez al Washington Post.

El nivel de precaución que las personas deben ejercer debe ser determinado por las características de los que no están vacunados en un ambiente social, según los CDC. Por ejemplo, si una persona vacunada del todo visita a un amigo sin vacunar que tiene 70 años, y por tanto está en riesgo de una enfermedad grave, la visita debe ocurrir al aire libre, con máscaras y distanciamiento social, señala la directriz.

Un azote global

El viernes, el conteo de casos de coronavirus de EE. UU. había superado los 29.3 millones, mientras que el número de muertes superó las 530,000, según un conteo del Times. El viernes, los cinco estados con más casos de infecciones con el coronavirus eran: California, con más de 3.6 millones de casos; Texas, con más de 2.7 millones de casos; Florida, con más de 1.9 millones de casos; Nueva York, con más de 1.7 millones de casos; e Illinois, con más de 1.2 millones de casos.

Frenar la propagación del coronavirus en el resto del mundo sigue resultando difícil.

En India, el número de casos de coronavirus superó los 11.3 millones el viernes, mostró un conteo de la Universidad de Johns Hopkins. El viernes, Brasil tenía cerca de 11.3 millones de casos y casi 273,000 muertes, mostró el conteo de la Hopkins.

En todo el mundo, el número de infecciones reportadas superó los 118.6 millones el viernes, con más de 2.6 millones de muertes registradas, según el conteo de la Hopkins.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre el nuevo coronavirus.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com


FUENTES: Associated Press; The New York Times; Washington Post

Comparte tu opinión