La ómicron afecta a las personas jóvenes, pero es menos probable que provoque largas estadías en el hospital

LUNES, 7 de febrero de 2022 (HealthDay News) -- Los pacientes con COVID-19 de la variante ómicron son más jóvenes y tienen más infecciones postvacunación, encuentra un estudio reciente. Pero las personas infectadas por la ómicron también son menos propensas a ser hospitalizadas o a necesitar un apoyo respiratorio intensivo que las que contrajeron las variante anteriores, la alfa y la delta.

Los investigadores examinaron datos de los pacientes del Hospital Metodista de Houston, donde a principios de 2022, la ómicron era responsable de un 98 por ciento de todos los casos nuevos de COVID-19. El 5 de enero, la ómicron ya había infectado a 4,468 de los pacientes del hospital, según el estudio.

La ómicron afecta a las personas jóvenes, pero es menos probable que provoque largas estadías en el hospital

Desde el momento en que el Metodista de Houston identificó a su primer paciente con la ómicron, la variante tardó apenas tres semanas en conformar la mayoría de los casos nuevos de COVID-19. La variante delta tardó unos tres meses en alcanzar ese hito, anotaron los autores del estudio en un comunicado de prensa del hospital.

Los virus cambian constantemente, lo que resulta en variantes que pueden presentar una mayor o una menor gravedad.

El estudio encontró que la edad promedio de los pacientes con ómicron era de 44.3 años, en comparación con 48.3 años entre los pacientes con delta y 50 años entre los que tuvieron la primera variante de la COVID, que fue altamente publicitada y que se denominó delta.

La duración de la estadía hospitalaria fue de 3.2 días entre los pacientes con ómicron, frente a 5.4 días para los pacientes con la delta y 5.1 días para los pacientes con la alfa. Y un 55 por ciento de las infecciones postvacunación en pacientes vacunados fueron provocadas por la ómicron, en comparación con apenas poco más de un 5 por ciento con la alfa y un 0.9 por ciento con la delta, mostraron los hallazgos.

Hasta mediados de enero, el hospital había identificado a tres pacientes con la denominada variante sigilosa de la ómicron (BA.2). Fueron los tres primeros casos que se descubrieron en Texas.

El estudio, que se publicó en la edición en línea del 3 de febrero de la revista The American Journal of Pathology, es el primer estudio revisado por profesionales sobre los pacientes con ómicron de EE. UU. y sus resultados, según el autor para la correspondencia, el Dr. James Musser, y sus colaboradores. Musser es director de patología y medicina genómica del Metodista de Houston.

El hospital ha secuenciado casi 80,000 genomas del SARS-CoV-2 desde principios de la pandemia, uno de los estudios de secuenciación de la COVID más grandes y completos de Estados Unidos.

Más información

Aprenda más sobre la variante ómicron en los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: Houston Methodist, news release, Feb. 3, 2022

Comparte tu opinión