SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Cerrar
Regístrate y pregúntale al experto
Explica en pocas palabras tu situación o duda y luego llena tus datos para poder ayudarte mejor.
* Campo requerido
* ¿Como te gustaría ser contactado? (Elige una opción)
Telefono
GRACIAS por registrarte y enviar tu pregunta
Un experto se pondrá en contacto contigo en los próximos días.
¿Prefieres hablar directamente con un experto de Salud Univision y HolaDoctor?
Llama al 1-844 SEGURO3. Es gratis y confidencial.
* Solo para uso en Estados Unidos

¿Es seguro el parto en casa?

Por HealthDay/HolaDoctor -

Algunas mujeres realmente quieren dar a luz en casa, pero para ciertas futuras madres, esa opción puede resultar arriesgada, sugiere un nuevo estudio.

Hay mujeres que tienen problemas que pueden aumentar los riesgos del embarazo, pero que de cualquier forma es probable que tengan buenos resultados al dar a luz en casa o en un centro de partos. Esos problemas incluyen tener más de 35 años, tener sobrepeso o ya haber tenido un parto vaginal tras una cesárea, dijeron los investigadores.

Lo mismo no sucede con las mujeres que tienen otros factores de riesgo, como una presentación de nalgas (cuando el bebé sale con los pies primero), y las mujeres que intentan su primer parto vaginal tras una cesárea: podría irles peor al intentar dar a luz fuera de un hospital. De hecho, el estudio encontró que el riesgo de muerte fetal era de ocho a 10 veces más alto en un parto en casa con esos factores de riesgo.

"Las familias que están pensando en un parto en casa o en un centro de partos, ahora tienen datos para usarlos al tomar las decisiones", señaló la investigadora líder, Melissa Cheyney, partera con licencia.

"Muchas mujeres embarazadas no ven una opción libre de riesgos", dijo Cheyney. Ven dos opciones distintas, cada una con algún nivel de riesgo asociado, explicó Cheyney, profesora asociada de antropología médica en la Universidad Estatal de Oregón, en Corvallis.

Un centro de partos es un centro parecido a un hogar, dentro del sistema de atención de salud, que tienen parteras y enfermeras-parteras, y a veces a un médico. Esos centros, algunos dentro de hospitales, están diseñados para que dar a luz sea un proceso más natural y menos médico.

"Las familias podrían estar hablando sobre la posibilidad de tener una intervención en un ámbito hospitalario, como una cesárea, que ni quieren ni necesitan", dijo Cheyney.

Pero también comprenden que tener un bebé fuera de un hospital puede ser riesgoso si hay una emergencia, dijo.

"Aunque un estudio no puede decir a un individuo qué opción es la mejor en su caso, esta investigación sí permite a los consumidores incluir datos en conversaciones que, en el pasado, quizá se vieran más alimentadas por el miedo que por la información", comentó.

La mayoría prefiere el hospital

Poco más de un 1 por ciento de todos los partos en Estados Unidos se producen en casa o en un centro de partos, en lugar de en el hospital, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Las mujeres que tienen un riesgo bajo de complicaciones son buenas candidatas para un parto en casa o en un centro de parto si las supervisa una partera y si tienen un acceso rápido a un hospital, dijo Cheyney.

Pero según la Asociación Nacional de Parteras Profesionales Certificadas (National Association Of Certified Professional Midwives), es responsabilidad de la partera evaluar los riesgos de un embarazo y ceder la atención a un médico si es probable que haya complicaciones. Una partera también debe ceder la atención a un médico en un hospital si el parto en casa se convierte en una situación crítica.

"El parto en casa se asocia con un aumento significativo en las muertes fetales y cierto riesgo de lesión materna", señaló el Dr. Hal Lawrence, vicepresidente ejecutivo y director ejecutivo del Congreso Americano de Obstetras y Ginecólogos (American Congress of Obstetricians and Gynecologists).

Las mujeres deben comprender cuál es el riesgo del parto en cualquier lugar (hospital, centro de parto o en casa) y "darse cuenta de que hay situaciones que ocurren en casa que no pueden arreglar, y que pueden perder a su bebé o morir", advirtió.

"No hay duda de que un parto en el hospital es el lugar más seguro para la madre y el bebé, de forma que esta es una conversación entre la mujer y su médico", dijo Lawrence.

El estudio incluyó datos de más de 47,000 partos supervisados por parteras.

Factores de riesgo en la mira

Los investigadores observaron 10 factores de riesgos comunes. Éstos fueron dar a luz por primera vez, una madre de más de 35 años, la obesidad, la diabetes gestacional, la preeclampsia, un embarazo de más de 42 semanas, los gemelos, la presentación de nalgas, los antecedentes de cesárea y parto vaginal, y los antecedentes de nacimientos solo por cesárea.

"Claramente las mujeres tienen el derecho de tomar una decisión médicamente informada sobre su parto", enfatizó la Dra. Jill Rabin, jefa conjunta de la división de atención ambulatoria en los Programas de Salud de las Mujeres - Servicios PCAP de Northwell Health en New Hyde Park, Nueva York.

Pero dar a luz en casa duplica el riesgo de que el bebé muera y triplica el riesgo de que el bebé tenga problemas mentales graves, apuntó.

Rabin considera que dados los riesgos, las opciones más seguras son dar a luz en un hospital o en un centro de parto dentro o cerca de un hospital.

"Los factores de riesgo se pueden estratificar antes del parto, pero el parto dista mucho de ser predecible", señaló. "Ante una emergencia, el valor de una disponibilidad inmediata de atención médica para salvar la vida de la madre o el bebé es innegable", afirmó Rabin.

El informe aparece en una edición reciente de la revista Birth.

Más información

Para más información sobre el parto en casa, visite la Asociación Americana del Embarazo (American Pregnancy Association).

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Embarazo y parto a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad