Dieta de la sopa de col

Dieta de la sopa de col
| Foto:

La dieta de la sopa de col (“Cabbage Soup Diet”, en inglés)  fue muy popular en la década de los 80´s. 

Es un tipo de dieta hipocalórica y que se basa principalmente en el consumo diario de una sopa hecha a base de “col” durante 7 días.

Esta dieta garantiza una pérdida acelerada de peso corporal hasta de 8 kilogramos (aproximadamente 17.5 libras) en una semana, por lo que es frecuentemente usada por celebridades, entre ellas: Kim Kardashian y Sarah Michelle Gellar. No obstante, los expertos aseguran que el hacer esta dieta por más de 7 días puede poner en riesgo la salud.

Este tipo de dietas fue utilizado hace décadas por personas obesas que necesitaban una pérdida acelerada de peso para someterse a diferentes intervenciones quirúrgicas.

Los especialistas en dietas hipocalóricas dicen que esta dieta promueve una pérdida de peso muy significativa, pero la disminución de peso se debe principalmente a pérdidas de agua y de masa muscular. Esta dieta debe ser siempre supervisada por un médico para evitar complicaciones.

Estudios realizados por el Dr. Traci Mann aseguran que una pérdida inicial de más del 5% al 10% del peso corporal no será permanente, por lo que fácilmente las personas volverán a ganar el peso perdido en poco tiempo.

¿En que consiste?

Se basa en el consumo exclusivo de sopa de col durante 7 días.

Entre los ingredientes de la sopa se encuentran los siguientes:

  • Col
  • Tomates
  • Pimientos
  • Cebollas
  • Apio
  • Zanahorias
  • Especias

Existen algunas variantes de esta dieta que incluyen además de la sopa de col, otros alimentos como fruta y algunos cereales con el fin de hacer que la dieta no sea tan estricta.

Pros:

  • La pérdida de peso es muy acelerada, lo que propicia que las personas se motiven.
  • La col posee un efecto diurético que puede ayudar a personas con problemas de hipertensión.
  • La col es rica en fibra que puede ayudar a bajar niveles de colesterol en la sangre.


Contras:

  • El consumo excesivo de col puede ocasionar flatulencias en algunas personas.
  • Este tipo de dieta no cuenta con un equilibrio nutricional y es deficiente en calorías.
  • La pérdida de peso que se obtiene con este tipo de dieta no es permanente.
  • Puede provocar descompensaciones en el organismo y problemas en la salud.

Comparte tu opinión