Todo lo que necesitas saber sobre la epilepsia

Foto: ISTOCK

Sin discriminar por sexo o edad, la epilepsia es un trastorno neurológico que afecta a más de 50 millones de personas en el mundo, y aproximadamente 3 millones en EE.UU. Sin embargo, especialistas advierten que hasta el 70% de las personas que la padecen podrían vivir sin convulsiones si recibieran un diagnóstico a tiempo y un tratamiento adecuado. Aquí te contamos lo que necesitas saber:

Qué es la epilepsia

Es una enfermedad cerebral crónica, que se caracteriza por cambios en el tejido que vuelven al cerebro (o parte de este) demasiado excitable o irritable, lo que deviene en diferentes episodios de convulsiones (movimientos involuntarios que afectan una parte del cuerpo o su totalidad). Estos pueden variar en frecuencia e intensidad.

Discriminación
Foto: ISTOCK

Discriminación

La epilepsia es una de las enfermedades conocidas más antiguas, y durante toda su historia estuvo rodeada por el desconocimientos, y por ello, también por temores, discriminación y estigmatización social. El riesgo de muerte prematura en personas con epilepsia es hasta tres veces mayor que en la población general.

Sus síntomas

Además de los involuntarios problemas de coordinación, la epilepsia puede provocar confusión temporal, pérdida de conocimiento y conciencia, y problemas psíquicos, como miedo, ansiedad o déjà vu. Generalmente, una persona con epilepsia tenderá a tener el mismo tipo de convulsión en cada episodio, de modo que los síntomas serán similares entre uno y otro.

Tipos de convulsiones

Se suelen clasificar las convulsiones en dos grandes grupos: focales o generalizadas. Las primeras, también llamadas parciales ocurren cuando los episodios se producen por la actividad en una sola parte del cerebro. Durante estas se puede o no, perder el conocimiento. El otro tipo son las generalizadas, que se producen por actividad en todo el cerebro y pueden dividirse en 6 subtipos.

Generalidades sobre la epilepsia

Causas

A pesar de los años de investigación, en aproximadamente la mitad de los casos no se puede identificar la causa de la epilepsia. En la otra mitad puede atribuirse a trastornos de desarrollo o lesiones prenatales, enfermedades cerebrales o infecciosas, traumatismo de cráneo o influencia genética. Otros factores de riesgo para desarrollarla incluyen a los accidentes cerebrovasculares o la demencia.

Trucos para mantener el cerebro joven
Consulta a un médico
Foto: ISTOCK

Consulta a un médico

Aunque algunos episodios pueden llegar a ser controlables, la epilepsia aumenta el riesgo de sufrir caídas, accidentes automovilísticos, ahogos, complicaciones en el embarazo y problemas de salud mental y emocional. Consulta al médico si tus episodios duran más de 5 minutos, la respiración o el conocimiento no retornan tras la convulsión, tienes fiebre, diabetes o sufres agotamiento por calor.

Tratamientos

Para hacer frente a este trastorno los especialistas recomiendan ciertos fármacos, llamados anticonvulsivos, que se toman por vía oral para reducir el número de crisis futuras. A lo largo del tratamiento es probable que sea necesario cambiar las dosis y realizar exámenes de sangre para controlar si existen efectos secundarios. Es importante que siempre se tome el fármaco como el médico lo recetó.

Medicamentos
Foto: ISTOCK

Medicamentos

Existe una gran variedad de marcas que los profesionales pueden recetarte, entre las más destacadas se encuentran: Neurofarman, Tegretol, Trileptal, Epilexter, Sinergina, Neurontin, Vimpar, Crisomet, Labileno, Lamictal, Keppra, Trobalt, Inovelon, Gabitril, Depakine, Sabrilex, Edemox. Otra opción que se extendió en los últimos años es el uso de cannabis, especialmente de cannabidiol (CBD).

Cannabis para epilepsia infantil
Otras opciones
Foto: ISTOCK

Otras opciones

Los profesionales también aconsejan adoptar hábitos saludables para controlar los episodios epilépticos. Prueba con hacer ejercicio regularmente, dormir entre 7 y 8 horas diarias, e incorporar una dieta saludable y equilibrada. Los profesionales recomiendan las variantes mediterránea o DASH.

Beneficios de la dieta DASH

Casos extremos

Si los episodios convulsivos continúan con normalidad, lo que se conoce como "epilepsia resistente al tratamiento", el médico puede evaluar la posibilidad de realizar una cirugía. Esta puede consistir en extirpar las células cerebrales anormales que causan la convulsión o en colocar un estimulador del nervio vago, una especie de marcapasos que ayuda a reducir los episodios epilépticos.

Fuentes consultadas

Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU., Clínica Mayo, Institutos Nacionales de Salud, Organización Mundial de la Salud.

Comparte tu opinión