Cómo bajar de peso después del embarazo

Seis meses para recuperarse

Seis meses para recuperarse

Muchas mujeres pierden la mitad del peso del bebé seis semanas después del parto. Según la Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU., es aconsejable que recuperen el peso normal en los siguientes 6 meses. ¿Cómo lograrlo?

1. Baja de a poco

1. Baja de a poco

Tras el parto el cuerpo necesita tiempo para recuperarse. Si se intenta bajar de peso pronto o en forma drástica, el organismo supone que se avecina una época de hambruna, y entra en estado de alerta para preservar energía (depositada en la grasa).

2. Come 500 calorías menos

2. Come 500 calorías menos

Los expertos aconsejan bajar alrededor de una libra y media (1/2 kg) a la semana, que se puede lograr comiendo menos y ejercitando más. Para ello sugieren comer 500 calorías menos por día, aunque sin quedar por debajo de los requisitos diarios.

Reemplazos para bajar de peso
3. No evites comidas

3. No evites comidas

Con un bebé pequeño, muchas madres se olvidan de alimentarse y tienen menos energía. Esto no ayuda a bajar de peso; lo ideal es hacer 5 a 6 comidas pequeñas y sanas en lugar de tres grandes, con hincapié en el desayuno.

Desayuna para bajar de peso
4. Come lentamente

4. Come lentamente

Tómate tu tiempo en la mesa. Esto ayuda a tomar conciencia de lo que haces y percibir la saciedad, que evita comer de más o sin hambre. Al engullir sin pensar se ingieren más calorías de las necesarias, que impide bajar de peso.

5. Amamanta a tu bebé

5. Amamanta a tu bebé

El Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos recuerda que amamantar - aunque sea unos pocos meses - ayuda a perder peso más fácilmente. Pero hay que evitar bajar muy rápido porque puede disminuir la producción de leche.

Dar el pecho incide en el peso
Una hormona que adelgaza

Una hormona que adelgaza

Tras el parto, el útero tarda unas 8 semanas en recuerar su tamaño normal, por eso es normal ver el vientre todavía hinchado. BabyCenter.com indica que al amamantar, el cuerpo produce oxitocina, una hormona que ayuda a que recupere su tamaño normal.

6. Elige lácteos magros

6. Elige lácteos magros

No es necesario tomar leche entera si estás amamantando. Consume productos lácteos bajos en grasa o directamente sin grasa, que tienen muchas menos calorías. Un vaso de leche entera tiene 150 calorias, pero se reduce a 86 si es magra.

Lácteos, un gran alimento
7. No olvides el agua
Crédito:Thikstock |

7. No olvides el agua

Bebe entre 8 y 10 vasos de líquido al día, preferentemente agua, que ayudará a tu cuerpo a eliminar grasas a medida que pierdes peso, además de ser necesaria para la producción de leche. Evita los refrescos, jugos y líquidos con azúcar y llenos de calorías que impiden adelgazar.

8. Ejercicio y dieta sana

8. Ejercicio y dieta sana

Una vez realizados los controles médicos, dieta sana y ejercicio frecuente es lo mejor para perder las libras del embarazo. Si estás amamantando conviene esperar hasta que el bebé cumpla al menos dos meses para empezar.

Ejercicios perfectos

Ejercicios perfectos

Los abdominales te ayudarán a afirmar los músculos y así, tensar nuevamente la piel de la zona. La actividad aeróbica como correr, andar en bicicleta o caminar en forma enérgica permite permite quemar grasas, al igual que los ejercicios de resistencia muscular.

9. Cuida lo que comes

9. Cuida lo que comes

A la hora de las comidas, prefiere los alimentos horneados, asados o a la parrilla en lugar de fritos. Y elimina de tu mesa los dulces, el azúcar y las grasas, que harán más difícil tu proceso de recuperar la figura. Consume más frutas y verduras, que te dan saciedad con menos calorías.

10. No a las dietas extremas

10. No a las dietas extremas

Las dietas drásticas o de moda que reducen algunos tipos de alimentos o nutrientes no son aconsejables. Es probable que al principio bajes de peso, pero se trata de líquido que se recupera rápidamente.

Las dietas malditas

Las dietas malditas

Las dietas extremas tienen el riesgo de provocar la pérdida de masa muscular en lugar de la eliminación de grasas. si la grasa se pierde en forma drástica, se recupera al retomar una alimentación normal.

Grasa corporal y calorías
11. Sé realista

11. Sé realista

Puede resultar difícil volver al mismo peso que se tenía antes del embarazo. En muchas mujeres, el cuerpo cambia y nunca vuelve a ser el de antes: el vientre puede quedar más blando, las cadera más promimentes y la cintura más ancha.

12. Tómate tiempo para entrenar

12. Tómate tiempo para entrenar

El ejercicio frecuente es la mejor manera de perder peso, ya que ayuda a quemar grasa y formar músculo. Los primeros tiempos, una caminata rápida con tu bebé en el cochecito es una solución para añadir actividad física a tu rutina diaria.

Ejercicio en casa o en el gym
¿Y si no bajo?

¿Y si no bajo?

Si la dieta y el ejercicio no te funcionan, y sigues con un índice de masa corporal (IMC) superior a 30, tienes diabetes o afecciones cardíacas, tu médico puede sugeri alguna medicación que te ayude a recuperar el peso. Pero nunca durante el embarazo.

Cirugía para bajar

Cirugía para bajar

En casos extremos, el Colegio informa que se puede recurrir a una cirugía bariátrica. Es una solución cuando la dieta y el ejercicio no ayudan a adelgazar a esas mujeres que quedaron con demasiado peso después de haber sido madres.

Diabetes gestacional

Diabetes gestacional

Si tuviste diabetes gestacional durante el embarazo, es necesario hacerte un test de glucosa entre las 6 y las 12 semanas de haber dado a luz. Si el resultado es normal, repetir los controles de diabetes cada 3 años.

Comparte tu opinión