Este es el secreto de la gente satisfecha

Este es el secreto de la gente satisfecha
Más que un truco para lograrlo, sentirse satisfecho se debe a una actitud frente a la vida. | Foto: ISTOCK

¿Crees que hay personas disfrutan más la vida y siempre parecen estar bien? Esa sensación de bienestar en los demás es algo más que tu percepción: un nuevo estudio encontró el porqué de esa satisfacción que sienten algunos.

Sentirse satisfecho tiene que ver con las conexiones. Las personas que creen en la unidad, es decir, en la idea de que todo en el mundo está conectado o se relaciona de alguna manera, están más satisfechas que las que no, según la investigación que dio a conocer la Asociación Americana de Psicología.

“Los resultados revelan un efecto significativamente positivo de las creencias de unidad en la satisfacción con la vida, incluso al generar el efecto en algunas afiliaciones religiosas insignificantes o negativas”, escribió la autora del estudio publicado en la revista Psychology of Religion and Spirituality Laura Marie Edinger-Schons, doctora de la Universidad de Mannheim.

La especialista hizo dos encuestas que involucraron a casi 75,000 personas. En la primera se pidió a más de 7,000 participantes que respondieran a una serie de declaraciones diseñadas para medir su creencia en la unidad. También se les pidió que reaccionaran a los elementos que miden conceptos asociados con la unidad, como la conexión social, la conexión con la naturaleza y la empatía, así como la satisfacción con la vida.

Edinger-Schons y su equipo encontraron una correlación significativa entre las puntuaciones en su escala de unidad y los conceptos asociados con esta. El sondeo se repitió al mismo grupo de personas seis semanas después y encontraron que las creencias de unidad no habían cambiado y se podrían mantener estables con el tiempo. La idea de la unidad, más que un estado de ánimo, es una actitud general hacia la vida.

La segunda encuesta contó con 67,000 participantes y analizó si las creencias de unidad podrían explicar la satisfacción de la vida de las personas por encima del efecto de la religión. Los participantes tenían variedad de creencias religiosas (catolicismo, judaísmo, islam, hinduismo, budismo) y más de una cuarta parte se identificó como ateos.

Los puntajes de unidad variaron según la religión, por ejemplo, los musulmanes tenían la puntuación media más alta y los ateos tenían el puntaje más bajo. La limitante del estudio, según la autora, es que fue llevado a cabo en Alemania y no está claro si este efecto también aplicaría a residentes de otros países.

Las investigaciones sugieren que las personas que se sienten más satisfechas en la vida experimentan algunos beneficios adicionales, como un mayor rendimiento académico en personas más jóvenes y una mejor salud en la vejez, explicó Edinger-Schons en un comunicado de la APA.

Mucha gente practica yoga, meditación, deportes de acción y otras actividades que tienen como objetivo alcanzar ese estado de unidad y pueden resultar. El fortalecimiento de esta creencia tiene el potencial de mejorar la vida de las personas e incluso podría ser más efectivo que las prácticas religiosas tradicionales para mejorar su satisfacción en general.

Más para leer sobre satisfecha:

Comparte tu opinión