SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Cerrar

El queso puede ser bueno para el corazón

Por Lorena Ponce de León -

Comer una porción diaria de 40 gramos de queso podría reducir en un 14 por ciento el riesgo de enfermedades cardíacas y en un 10% el de accidentes cerebrovasculares o strokes, según un estudio realizado por investigadores chinos.

Los científicos de Universidad de Soochow, en China, señalaron que el queso aumenta los niveles del llamado colesterol "bueno" al tiempo que reduce los niveles de colesterol "malo", si bien, comer queso en general es contraindicado por nutricionistas y médicos para personas con problemas de colesterol elevado.

Previamente, un estudio de la Universidad de Copenhagen, Dinamarca, ya había reivindicado que el queso tenía un efecto protector para la salud del corazón.

Meta-análisis

Los expertos de la Universidad de Soochow combinaron los resultados de 15 estudios previos sobre el queso y el riesgo cardíaco. Esta técnica, llamada meta-análisis, a menudo se usa cuando los estudios individuales son demasiado pequeños para producir hallazgos concluyentes.

A pesar que el queso tiene mala reputación, la investigación señaló que el consumo de 40 gramoa diarios puede reducir el riesgo de enfermedades cardíacas en un 14 por ciento y, la misma porción, podría reducir el riesgo de un accidente cerebrovascular en un 10 por ciento.

Los investigadores apuntaron a comprender la llamada 'paradoja francesa', un fenómeno desconcertante en el que los franceses, que tienden a tener dietas ricas en colesterol y grasas saturadas, de alguna manera tienen tasas más bajas de enfermedad cardíaca.

Aunque el queso contiene altos niveles de grasas saturadas, relacionado tradicionalmente con la mala salud del corazón, el calcio presente en este alimento podría ser beneficioso. Además, también contiene un ácido que puede ayudar a prevenir la obstrucción de las arterias.

"El queso contiene ácidos grasos saturados pero también tiene nutrientes potencialmente beneficiosos. No está claro todavía cómo el consumo a largo plazo afecta el desarrollo de la enfermedad cardiovascular", señalaron los autores.

Impacto neutral

A principios de este año, otro equipo de investigadores internacionales, liderado por la Universidad de Reading, en Inglaterra,  reveló que comer lácteos no aumenta el riesgo de sufrir un ataque al corazón o un derrame cerebral.

Incluso el queso con toda su grasa, la leche y el yogur no aumentan el peligro, señaló la revisión de 29 estudios. Los hallazgos del equipo no fueron tan contudentes como el estudio chino al decir que aumenta la salud del corazón, pero destacó que los lácteos solo tienen un impacto "neutral".

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad