Cada paso diario puede conducir a una vida más larga

Robin Diamond, una publicista de Miami, está "obsesionada con los pasos".

Busca dar más de 10.000 pasos cada día usando su reloj de Apple, e incluso compró una cinta andadora durante la cuarentena de COVID-19 para asegurarse que llegaba a su meta diaria.

Cada paso diario puede conducir a una vida más larga
Mujer realizando su caminata diaria. | Foto: GETTY IMAGES

La mujer, de 43 años, ha perdido 15 libras (7 kilos) desde abril de 2019, y se siente mejor que nunca. "Caminar me devolvió la cordura y restauró mi cuerpo", aseguró.

Ahora, un nuevo estudio sugiere que todos esos pasos también podrían añadir años a su vida, informa una publicación de HealthDay.

Las personas que caminaban unos 7,000 pasos al día tenían un riesgo de fallecer por todas las causas de 50 a 70% más bajo tras 11 años de seguimiento, en comparación con las personas que daban menos pasos al día. Estos hallazgos se sostuvieron entre los hombres y mujeres de mediana edad negros y blancos.

Y dar unos pasos más rápidos no necesariamente eran mejor, mostró el estudio. La intensidad de los pasos, o el número de pasos por minuto, no influyó en el riesgo de morir.

El estudio, dirigido por Amanda Paluch, profesora asistente del departamento de quinesiología de la Universidad de Massachusetts, aparece en la edición del 3 de septiembre de la revista JAMA Network Open.

"Los dispositivos para contar pasos pueden ser herramientas útiles para monitorizar y fomentar la actividad en el público general, y para la comunicación entre los pacientes y los profesionales clínicos", aseguró Paluch. "Los pasos por día son una medida sencilla y fácil de monitorizar, y dar más pasos por día podría ser una buena forma de promover la salud".

Añadió que "dar 7.000 pasos por día podría ser una meta magnífica para muchos individuos que no alcanzan ahora esa cantidad. También encontramos en nuestro estudio que acumular un mayor número de pasos por día se asociaba con un riesgo incrementalmente más bajo de mortalidad, hasta que se nivelaba en unos 10.000 pasos por día".

Dos médicos que no estuvieron relacionados con el estudio vieron los hallazgos favorablemente.

"Es un estudio muy bueno con un magnífico mensaje: para vivir más tiempo, camine más", planteó el doctor Guy Mintz, director de salud cardiovascular de Northwell Health, en el Hospital Cardiaco Sandra Atlas Bass, en Manhasset, Nueva York. "No tiene que ir al gimnasio, ni comprar equipo, solo comience a caminar".

La investigación no se diseñó para decir cómo, o incluso si, dar más pasos reducía las probabilidades de fallecer.

Pero "el ejercicio puede reducir el riesgo cardiovascular al mejorar la presión arterial, reducir el colesterol, mejorar la hiperglucemia [el azúcar en la sangre] en la diabetes, y contribuir a la reducción del peso", señaló Mintz.

El doctor Michael Massoomi es un gran aficionado a contar los pasos. Massoomi es profesor clínico asistente de medicina en la división de cardiología de la Universidad de Florida, en Gainesville.

Afirmó que no hay un número mágico universal. "En lugar de enfocarse en 10.000 palabras al día, como proponen muchos grupos, enfóquese en hacer más de lo que hizo el día anterior", aconsejó. "Si hace menos de 5.000 pasos al día, intente incrementar a 6.000 en las próximas semanas".

Esto puede significar agregar una caminata de 20 minutos a su agenda diaria, dijo Massoomi.

Tampoco necesita nada complicado ni caro para ayudar a contar pasos, dijo. Hay muchas aplicaciones gratis para los teléfonos inteligentes que funcionan muy bien.

En un editorial que se publicó con el estudio, Nicole Spartano, profesora asistente de investigación de medicina en endocrinología, diabetes, nutrición y gestión del peso de la Facultad de Medicina de la Universidad de Boston, apuntó que el monitor de pasos que se usó en el nuevo estudio no está comercialmente disponible.

"No está claro hasta qué punto los pasos medidos en estos monitores de actividad se comparan con los pasos medidos por los dispositivos del consumidor comunes, como los relojes inteligentes, los podómetros y las aplicaciones para los teléfonos inteligentes", escribió.

El nuevo estudio observó el riesgo de muerte, pero otros resultados son importantes, como la calidad de vida y la salud mental.

"Espero animar a los investigadores y a los financiadores de la investigación a enfocarse en estos temas, que se han estudiado poco, que proveerán evidencias para respaldar una directriz nacional sobre los pasos", escribió Spartano.

Fuentes consultadas: Amanda Paluch, PhD, assistant professor, department of kinesiology, University of Massachusetts Amherst; Guy Mintz, MD, director, cardiovascular health, Sandra Atlas Bass Heart Hospital, Northwell Health, Manhasset, N.Y; Michael Massoomi, MD, clinical assistant professor, medicine, division of cardiology, University of Florida, Gainesville; JAMA Network Open, Sept. 3, 2021

Comparte tu opinión