Rodearse de niños podría protegerle de una COVID grave, según un estudio

LUNES, 1 de agosto de 2022 (HealthDay News) -- Las personas con hijos pequeños en casa quizá sean menos propensas que otras a desarrollar una COVID-19 grave, sugiere un estudio reciente.

Los niños traen resfriados a casa de la guardería y la escuela, y se los transmiten a sus padres, y se piensa que estas infecciones de nivel más bajo podrían al final defender a mamá y a papá de lo peor de la COVID. Tanto los resfriados comunes como la COVID-19 son coronavirus, y la teoría es que contraer uno podría ofrecer cierta protección del otro, apuntaron los investigadores.

Rodearse de niños podría protegerle de una COVID grave, según un estudio

"Una hipótesis que se planteó fue que quizá las personas que han tenido muchos resfriados comunes en los últimos años tengan cierta inmunidad acumulada para afrontar la COVID-19, y entonces quizá no se infecten para nada o solo desarrollen una infección leve, y no una grave", señaló el investigador principal, el Dr. Matthew Solomon, cardiólogo de la división de investigación de Kaiser Permanente del Norte de California, en Oakland.

"Esta idea de un aumento en la inmunidad de verdad le resonó a muchas personas. Y pensamos que tal vez podríamos explorar nuestra base de datos para ver si podíamos identificar una señal de esto", dijo Solomon.

El estudio no puede probar que tener un resfriado común proteja de una COVID-19 grave, solo que podría ofrecer cierta inmunidad. Pero el equipo de la investigación aseguró que el concepto amerita más exploración.

En el estudio, Solomon y sus colaboradores exploraron los expedientes médicos de más de 3 millones de adultos atendidos en Kaiser Permanente del Norte de California entre febrero de 2019 y enero de 2021.

Encontraron que los adultos sin hijos que tuvieron una COVID-19 tenían un 49 por ciento más de probabilidades de ser hospitalizados, y un 76 por ciento más de probabilidades de una estadía en una unidad de cuidados intensivos que los pacientes con COVID que tenían hijos de hasta 5 años.

El estudio se realizó antes de que hubiera vacunas contra la COVID disponibles, de forma que los investigadores no pueden decir qué efecto podría tener la vacunación en cualquier inmunidad posible que los resfriados pudieran ofrecer.

Además, Solomon apuntó que solo porque una persona haya contraído resfriados de sus hijos no significa que esa persona, o sus hijos, no vayan a tener COVID-19. La vacunación sigue siendo la mejor protección, aseguró.

"Tener hijos pequeños no confiere una protección absoluta", subrayó Solomon. "Nuestro estudio solo sugiere ese efecto. Es una pequeña pieza de un rompecabeza muy grande que los científicos intentan resolver. ¿Por qué a algunas personas les da una COVID muy mala, y a otras no? Es tan solo una pequeña pieza de un tema muy complejo".

Un experto en enfermedades infecciosas, el Dr. Marc Siegel, dijo que la idea de que un coronavirus pueda protegerlo de otro no es nueva, y que este estudio provee algunas evidencias de que quizá sea cierto.

Él también enfatizó que el estudio no muestra que no se contraerá la COVID-19, solo que quizá no sea tan grave. "Amplía la idea de que, mientras más inmunidad pueda obtener, mejor", dijo Siegel, profesor clínico de medicina del Centro Médico Langone de la NYU, en la ciudad de Nueva York. Siegel no participó en el estudio.

Pero no está claro si cualquier inmunidad conferida por los resfriados comunes aplica a todas las cepas de la COVID, sobre todo a las cepas actuales, que son más contagiosas, advirtió Siegel. Entre estas se encuentran las subvariantes BA.5 y BA.4 de la ómicron, que se están propagando por Estados Unidos.

La mejor protección es vacunarse contra la COVID-19, y también vacunar a sus hijos, aseguró.

"La exposición a distintos coronavirus quizá ayude a proveer un nivel de inmunidad que reduzca la gravedad", dijo Siegel. "Esto, junto con la vacunación y la infección anterior, es un buen coctel para reducir la gravedad. No significa que no necesitemos unas vacunas más enfocadas o amplias. No significa que la vacuna actual no sea útil: lo que importa es la inmunidad, no cómo se obtiene".

El informe se publicó en la edición en línea del 27 de julio de la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre la COVID-19.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: Matthew Solomon, MD, cardiologist, Division of Research, Kaiser Permanente Northern California, Oakland; Marc Siegel, MD, clinical professor, medicine, NYU Langone Medical Center, New York City; Proceedings of the National Academy of Sciences, July 27, 2022, online

Comparte tu opinión