Otro peligro de la COVID: la información falsa

Otro peligro de la COVID: la información falsa

Tenga cuidado de que la información sobre la COVID-19 que recibe sea precisa, y no una opinión haciéndose pasar por datos reales, aconseja el Colegio Americano de Médicos de Emergencias (American College of Emergency Physicians, ACEP).

Desconfíe de las afirmaciones audaces y las curas instantáneas publicitadas en los medios sociales o por sus amigos. Obtenga la información de salud y médica de expertos como el ACEP y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU., recomienda el grupo de médicos.

"Un número preocupante de supuestos expertos están compartiendo información falsa y peligrosa que contradice a las directrices de salud pública y seguridad que respaldan la ACEP y las principales entidades médicas y de salud pública del país", aseguró el Dr. William Jaquis, presidente del colegio.

"Este tipo de información falsa puede no solo ser nociva para los individuos, sino que entorpece a los esfuerzos de nuestro país de controlar a la pandemia", añadió en un comunicado de prensa del colegio.

Debe saber que no hay ni curas ni vacunas para la COVID-19. Los científicos siguen averiguando más sobre el virus y la forma de tratarlo. Cualquiera puede propagar a la COVID-19, incluso las personas que no piensan que están infectadas.

Alrededor de un 40 por ciento de los infectados no tienen síntomas, pero pueden propagar el virus. El virus no es inocuo, y sus efectos a largo plazo se siguen estudiando.

Sin una cura, la mejor defensa elegir opciones inteligentes y conductas seguras, enfatiza el colegio.

"Quedan muchas preguntas sobre la COVID-19, pero sabemos que estas tres medidas sencillas ofrecen la mejor protección hasta que se desarrolle una vacuna: cúbrase la cara, lávese las manos con frecuencia, y practique el distanciamiento social", señaló Jaquis.

Comparte tu opinión