¿Estamos listos para enfrentar epidemias?

¿Estamos listos para enfrentar epidemias?
| Foto: THINKSTOCK

Veintiocho estados y Washington, D.C., no se mostraron preparados para prevenir, detectar, diagnosticar y responder ante esos brotes, encontraron los investigadores.

Añadieron que Estados Unidos debe fomentar los esfuerzos por proteger a los estadounidenses de nuevas amenazas, como el síndrome respiratorio coronavirus de Oriente Medio (SROM-CoV) y los súper gérmenes resistentes a los antibióticos, junto con enfermedades que vuelven a surgir, como la tuberculosis, la tos ferina y la gonorrea.

Delaware, Kentucky, Maine, Nueva York y Virginia quedaron empatados en la calificación más alta, al alcanzar 8 de 10 indicadores de preparación. Fueron seguidos por Alaska, California, Maryland, Massachusetts, Minnesota y Nebraska con 7 de 10; y por Arkansas, Illinois, Iowa, New Hampshire, Nueva Jersey, Nuevo México, Carolina del Norte, Dakota de Norte, Vermont, Virginia Occidental y Wisconsin con 6 de 10.

Debido a sus calificaciones, se consideró que los siguientes estados no estaban preparados para los brotes infecciosos: Arizona, Colorado, Connecticut, Georgia, Hawái, Mississippi, Missouri, Montana, Pensilvania, Rhode Island, Texas y Washington, que obtuvieron una puntuación de 5 de 10. Alabama, el Distrito de Columbia, Florida, Indiana, Luisiana, Nevada, Carolina del Sur, Dakota del Sur, Tennessee y Wyoming obtuvieron una puntuación de 4 de 10; Idaho, Kansas, Michigan, Ohio, Oregón y Utah puntuaron 3 de 10, y Oklahoma quedó en último lugar, con 2 de 10.

Las categorías incluyeron las infecciones asociadas con la atención sanitaria, las vacunas infantiles, las vacunas contra la gripe, la hepatitis C y el VIH/SIDA, la seguridad alimentaria, los súper gérmenes resistentes a los antibióticos y la capacidad de afrontar las amenazas de las enfermedades emergentes.

El informe, publicado el 17 de diciembre por Trust for America's Health (TFAH) y la Robert Wood Johnson Foundation, también incluyó varias recomendaciones para mejorar el nivel de preparación para afrontar a las enfermedades infecciosas.

"El uso excesivo de los antibióticos y el uso insuficiente de las vacunas, junto con una financiación inestable e insuficiente, han dejado lagunas importantes en la capacidad de nuestro país de prepararse para las amenazas de las enfermedades infecciosas", lamentó Jeffrey Levi, director ejecutivo de la TFAH.

"No podemos permitirnos seguir descansando en nuestros laureles. Las enfermedades infecciosas, que son en gran medida prevenibles, trastornan las vidas de millones de estadounidenses y contribuyen a miles de millones de dólares en costos innecesarios de atención sanitaria cada año", enfatizó en un comunicado de prensa de los dos grupos.

Paul Kuehnert, uno de los directores de la Robert Wood Johnson Foundation, comentó que "la inversión en las enfermedades infecciosas de EE. UU. tiene altibajos, lo que deja a nuestro país con dificultades para abordar de forma suficiente unos problemas persistentes".

"Debemos replantear nuestro método de manera que respaldemos a la salud de todas las comunidades, estando listos cuando emergen nuevas amenazas infecciosas", concluyó.

Más información

La Organización Mundial de la Salud ofrece más información sobre las enfermedades infecciosas.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

Comparte tu opinión