Es alérgica al frío y casi muere

Es alérgica al frío y casi muere
| Foto: THE GROSBY GROUP

Jen de 37 años y quien vive en de Tunbridge Wells, Kent, Reino Unido, sufre de una extraña condición conocida como urticaria a frigore, la exposición al frío le causa una reacción de hipersensibilidad que se manifiesta con brotes agudos de ronchas rojizos en la piel, picazón y otros síntomas que pueden incluir fiebre, dolor de cabeza y el más peligroso, dificultad para respirar.

En diciembre del 2014 Jen sufrió los primeros síntomas cuando esta de paseo por el zoológico y notó que su cuerpo estaba cubierto de ronchas y sintió una comenzón incontrolable. Fue trasladado de urgencia al hospital para averiguar a qué se debía la reacción alérgica.

Desde entonces son pocos los días en los que no ha estado cubierta de ronchas, ya que además del frío, si se calienta demasiado su cuerpo o tiene una emoción muy fuerte también presenta los brotes. Durante una erupción su cara y su garganta pueden llegar a hincharse a tal grado que presenta graves dificultades para respirar.

Jen tuvo que renunciar a su trabajo como maestra de escuela primaria después de sufrir reacciones alérgicas repetidas y cada vez que sale de su casa debe vestir varias capas de ropa para evitar cualquier reacción. "Se siente como que soy alérgica a la vida porque mi piel es tan sensible y mi cuerpo se ataca a sí mismo continuamente”, dijo al diario británico Daily Mail que publicó su historia.

"Si el viento sopla, si me da demasiado frío o me sobrecaliento, si hago ejercicio, si me estreso o sufro cualquier emoción mayor se que voy a tener una reacción y es bastante terrible”, añadió.

"Me siento triste de saber que no voy a ser capaz de jugar en la nieve con mis hijos o de ir a esquiar", se lamentó.

Su vida diaria requiere de mucha preparación, ya que ella tiene que llevar una bolsa especial con ropa extra para cubrirse si hace demasiado frío y debe monitorear continuamente la temperatura del cuerpo.

En un momento tengo que llevar un montón de capas térmicas y tener la calefacción lo más alto, mientras que mi marido y los niños se están sofocando y al minuto siguiente debo quitarme la ropa y abrir todas las ventanas, es un acto de equilibrio constante, señaló.

El clima frío puede afectar al cuerpo de diversas maneras. Algunas partes del cuerpo pueden sufrir de congelación, esto sucede cuando el tejido corporal se congela. También, el cuerpo puede perder calor más rápido de lo que usted puede producirlo. El resultado es la hipotermia, o la temperatura corporal anormalmente baja. Puede causar somnolencia, confusión y torpeza en los movimientos. Dado que ocurre gradualmente y afecta el pensamiento, es posible que no perciba necesitar ayuda. Eso hace que el cuadro sea especialmente peligroso. Una temperatura corporal por debajo de 95°F constituye una emergencia médica y puede conducir a la muerte si no se trata rápidamente.

También te puede interesar:

Comparte tu opinión