Propiedades de la semilla y hoja de aguacate

Propiedades de la semilla y hoja de aguacate
Las hojas del aguacate, palto o aguacatero se aprovechan para preparar saludables infusiones. | Foto: GETTY IMAGES

El aguacate o palta es el fruto del aguacate, palto o aguacatero (Persea americana). Generalmente se come crudo, como parte de una ensalada o como ingrediente de sándwiches, aunque una de las formas populares de incorporarlo en la dieta en Latinoamérica es mediante el guacamole.

Aunque la pulpa del aguacate es muy apreciada por su valor gastronómico y medicinal, no es la única parte que puede aprovecharse para ello. Sí, leíste bien, la evidencia científica muestra que sus hojas e incluso la semilla esconden muchas propiedades para la salud. Aquí te contamos más:

Puedes comer aguacates en ensaladas, sándwiches o como guacamole. | Foto: IStock.


El aguacate es originario América, los aztecas le conferían propiedades afrodisíacas y su nombre proviene del náhuatl ahuacatl, que significa "testículos de árbol". Su corteza es gruesa, dura y de color verde, cuyo tono depende de la variedad. La pulpa es aceitosa de color crema a verde amarillento, con un sabor similar a la nuez.

Medio aguacate contiene alrededor de 22 g. de grasas saludables, 160 calorías y aporta más de 20 nutrientes esenciales, entre ellos, fibra, potasio, vitamina E y B. También es rico en minerales como el hierro, fósforo y magnesio, además de ácido fólico, niacina y biotina. Gracias a esta composición, su consumo se vincula a ciertos beneficios, como cuidar la salud del cabello, prevenir la aparición de canas, combatir los piojos, estrías y arrugas, regular los niveles de colesterol, aliviar la diarrea, y, en sintonía con uno de sus usos más antiguos, actuar como afrodisíaco.

¿Para qué sirve la semilla del aguacate?

Para muchos es normal descartar la semilla del aguacate, sin embargo, investigadores advierten que podría aprovecharse gracias a sus potenciales propiedades nutritivas. Por ejemplo, un estudio in vitro publicado en Advances in Food Technology and Nutritional Sciences, halló que el extracto de semilla de aguacate ofrecería importantes propiedades antiinflamatorias.

Los autores sostienen que esto se debe a que la semilla es rica en polifenoles, sustancias naturales con un efecto antioxidante que ayudan a proteger la salud celular.

Otros beneficios que se adjudican a la ingesta de semilla de aguacate, aunque con menor respaldo científico, incluye la reducción de los niveles de colesterol "malo" (en roedores), relajación de los vasos sanguíneos, previniendo así la hipertensión (también en roedores), y efectos antibacterianos y antifúngicos (ambos en estudios in vitro).


¿Cómo preparar las semillas de aguacate?

No existe una forma totalmente precisa sobre cómo aprovechar los beneficios de la semilla de aguacate, aunque se encuentra muy extendido el uso de su polvo. Para ello, es necesario secarla en el horno entre una hora y media y dos, a 250 ° F o 121 ° C. Una vez deshidratada, se procede a quitar la cáscara marrón y picar o procesar la capa más clara hasta formar un polvo, que luego puedes agregar en tus sopas, salsas, batidos o infusiones. Ten en cuenta que posee un sabor amargo.

Riesgos de comer semilla de aguacate

Muchos especialistas y nutricionistas alertaron sobre el consumo de la semilla de aguacate y la necesidad de mayores pruebas que respalden sus posibles beneficios.

Según explican, debería pasar por un proceso industrial para eliminar sus toxinas y así lograr que sea seguro consumirla. De no ser así, puede causarnos vómitos, diarrea, intoxicación o fiebre.

¿Cuáles son las bondades de las hojas de aguacate?

Otra parte de la planta del aguacate que suele descartarse, pero puede ser aprovechada con fines gastronómicos y medicinales, son sus hojas. Tradicionalmente han sido usadas por los nativos mexicanos para combatir lombrices intestinales o parásitos, malestar estomacal, y cólicos menstruales, como también para facilitar el parto.

Para consumirlas se deben preparar en infusión, hirviendo un litro de agua y agregando de 5 a 7 hojas de aguacate. Su consumo se ha vinculado a las siguientes bondades:

  • Calmar el dolor estomacal: las hojas cocidas de aguacate pueden ofrecer alivio, probablemente porque estimulan la producción de jugos gástricos que ayuda a mejorar la digestión y disminuir la acidez estomacal. Para ello, prepara una infusión de hojas de aguacate y bébela cuando este tibia.
  • Aliviar moretones o hematomas: para los golpes puedes aplicar un cataplasma elaborado con hojas de aguacate. Deberás poner a cocer varias hojas con poco agua por unos minutos a fuego lento. Escúrrelas un poco y colócalas en un mortero o un recipiente donde puedas machacarlas hasta formar una pasta flexible pero consistente, sin llegar a ser acuosa. Finalmente, aplica sobre el área afectada.
  • Contra los dolores menstruales: prueba beber una infusión de hojas de aguacate en casos de menstruación dolorosa o irregular. Esta bebida podría aliviar el dolor gracias a su efecto emenagogo, es decir, que estimula el flujo sanguíneo en el área de la pelvis y el útero.
  • Para combatir la tos: si sufres una molesta tos, considera la posibilidad de beber una infusión tibia de hojas de aguacate entre dos o tres veces al día.
  • Eliminar los parásitos: beber una infusión de hojas de aguacate también sería útil contra las lombrices intestinales, ya que tiene propiedades antihelmínticas, es decir, que favorecen la expulsión o provocan la erradicación de los parásitos del organismo.

Resumen

Aunque el aguacate es un fruto muy popular y consumido debido a las propiedades saludables que esconde su sabrosa pulpa, los expertos advierten que sus hojas y semillas también pueden aprovecharse.

Las primeras son ampliamente utilizadas en forma de infusión, para tratar desde moretones y dolor estomacal, hasta tos y cólicos menstruales. En cambio, la semilla, es muy cuestionada por muchos especialistas, ya que, aunque también suele consumirse en polvo mezclado con sopas, salsas o batidos, puede causar graves problemas al cuerpo por la presencia de ciertos compuestos tóxicos.

Fuentes consultadas: Base Exhaustiva de Datos de Medicamentos Naturales, Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU., Clínica Mayo, Departamento de Agricultura de EE. UU., Instituto Nacional de Medicina Complementaria y Alternativa.

Comparte tu opinión