Qué infusiones ayudan a eliminar los gases estomacales

Uno de los grandes problemas del sistema digestivo que afecta a muchas personas sin importar la edad, son las flatulencias o gases estomacales. Si bien no representan un riesgo para la salud, para muchos pueden ser incómodos o embarazosos. Aquí te contamos por qué ocurren y qué infusiones pueden aliviarlos.

Foto: GETTY IMAGES

El gas en las vías intestinales tiene dos orígenes: el aire que se traga al comer, sobre todo si se hace muy rápido, y la descomposición de la comida no digerida (debido a la escasez o ausencia de ciertas enzimas) por las bacterias en el intestino grueso. Eructar es otra forma en que una parte del aire sale del estómago.

Los gases pueden deberse a distintas afecciones, como el síndrome del intestino irritable que genera una sensación falsa de hinchazón por una sensibilidad al gas. El síndrome de flexión esplénica es otro trastorno crónico que puede ser causado por gas atrapado en el colon. Otros factores que producen gases son la enfermedad de Crohn, cáncer de colon u otras afecciones que producen obstrucción intestinal.

Alimentos peligrosos

Algunos alimentos que contienen carbohidratos y que pueden causar gases son: frijoles, vegetales como brócoli, coliflor, repollo, coles de Bruselas, cebollas, champiñones, alcachofas y espárragos, frutas como peras y duraznos, granos como el trigo entero y salvado, y las bebidas gaseosas. Para aliviar este problema se aconseja limitar o evitar su ingesta, también puedes probar estas infusiones:

Qué alimentos producen gases
Alimentos peligrosos
Foto: GETTY IMAGES

Manzanilla

Beber manzanilla es un método muy eficaz para aliviar diversos trastornos digestivos, incluyendo la indigestión y los gases intestinales. Para preparar una infusión, hierve agua y cuando alcance el punto de ebullición, añade un puñado de hojas y flores secas de manzanilla. Apaga el fuego, tapa, y deja reposar durante un par minutos. Bebe la mezcla tibia después de cada comida.

Menta

El mentol que contiene la menta es clave para acelerar el flujo de los jugos digestivos y activar la bilis. Para combatir los molestos gases o flatulencias, debes beber una infusión después de cada comida. Para prepararla, calienta agua y cuando comience a hervir añade hojas de menta. Apaga el fuego, tapa y deja en reposo durante algunos minutos.

Menta
Foto: ISTOCK

Semillas de hinojo

Gracias a su alto contenido en vitamina C, las semillas de hinojo son capaces de disminuir las bacterias intestinales, favorecer el proceso digestivo y reducir la formación de gases. Para obtener sus beneficios, sólo debes preparar una infusión y beberla a cucharaditas.

Canela

El té de canela es una opción muy común cuando de problemas digestivos se trata. Según la evidencia científica, es útil para combatir las flatulencias o gases estomacales, espasmos musculares y estomacales, o prevenir náuseas y vómitos. Puedes añadir media cucharadita de canela en polvo a una taza de leche tibia, o bien, preparar un infusión que deberás beber después de cada comida.

Maravillosos poderes de la canela

Jengibre

Una buena idea para evitar los gases es incorporar un poco de jengibre a tu dieta diaria, rallándolo sobre las ensaladas, o bien, masticándolo fresco después de las comidas. También puedes preparar una infusión y beberla para favorecer el procesos digestivo y aliviar posibles malestares.

Otras opciones

Puedes incorporar a tu dieta otro tipo de infusiones, como las de anís (estrellado o en semillas), cardamomo, boldo, y avena, que también serán de ayuda para regularizar el proceso digestivo, controlar la inflamación intestinal, proteger el estómago y mantener los gases bajo control.

Otras opciones
Foto: ISTOCK

Precauciones

Los síntomas del gas pueden parecerse a otras afecciones. Por ejemplo, cuando se acumula en el lado izquierdo del colon puede confundirse con una enfermedad cardíaca, si lo hace en el lado derecho, con cálculos biliares o apendicitis. Por este motivo, lo mejor es consultar al médico para obtener un diagnóstico adecuado.

Tratamiento

El tratamiento específico para el gas será determinado por el profesional de la salud, guiándose por la edad, estado general de salud e historial médico del paciente. También tendrá en cuenta el alcance de la afección, y tolerancia a medicamentos o terapias específicas. Para prevenirlos puede sugerir medicamentos, y cambios en la dieta o en el modo de comer.

Fuentes consultadas

Base Exhaustiva de Datos de Medicamentos Naturales, Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU., Departamento de Agricultura de EE. UU., Instituto Nacional de la Diabetes y las Enfermedades Digestivas y Renales, Instituto Nacional de Medicina Complementaria y Alternativa.

Comparte tu opinión