Primeros alimentos de tu bebé, lo que debes saber

Primeros alimentos de tu bebé, lo que debes saber
Recuerda que los primeros alimentos sólidos de tu bebé deben ser las frutas y vegetales naturales, e introducirlos después del cuarto o sexto mes de vida y seguir con la lactancia materna de ser posible hasta los 6 meses o primer año de vida. | Foto: GETTY IMAGES

Tu bebé durante el primer año de vida crece a gran velocidad. A los 4 meses un niño en promedio aumenta el doble de peso con respecto al que tenía al nacer y al año de edad triplica su peso y mide el doble.

La leche materna es el mejor alimento para tu bebé

La leche materna es el mejor alimento para tu bebé durante los primeros 4 a 6 meses de vida, sin necesidad de consumir otro alimento o bebida. Generalmente la leche materna satisface la cantidad de líquidos que requiere.

La leche materna apoya la salud y crecimiento de tu bebé y podría influir sobre su salud a largo plazo. En un inicio la leche materna contiene anticuerpos que se encuentran en el calostro (primera leche) que lo protegerán de algunas enfermedades.

Se ha visto que a los bebés a los que se le brinda alimentos antes de los cuatro meses de vida pueden estar propensos a padecer alergias, estreñimiento, sobrepeso, obesidad o manifestar alguna intolerancia alimentaria.

La lactancia materna es necesaria durante los seis meses de vida del bebé, recomendable hasta los 9 meses y deseable hasta el año. A partir del cuarto al sexto mes deben introducirse de manera gradual otros alimentos además de la leche materna.

Alimentación después de los 4 a 6 meses de edad

Es a partir del cuarto o sexto mes de vida que el bebé debe empezar a probar gradualmente otros alimentos y al año ya debe estar integrados a la alimentación familiar, es decir debe comer lo que el resto de la familia come.

¿Por qué a partir del cuarto mes?

A los cuatro meses el niño ya es capaz de mantener el control neuromuscular del cuello y comunicar si tiene hambre o ya está satisfecho aceptando o rechazando alimentos. Y es capaz de deglutir los alimentos semisólidos en papillas.

Así mismo debe irse eliminando poco a poco la lactancia materna, proceso que debe durar meses ya que se establece un vínculo muy fuerte con la madre. Esto dará confianza al bebé y fortalecerá la relación afectiva. Por lo que nunca debe interrumpirse “de golpe”.

Frutas y verduras los mejores alimentos para empezar

Las papillas de frutas por su composición son fáciles de digerir. Deben introducirse poco a poco en pequeñas cantidades (sólo unas cucharaditas). 

Empezar por papillas de frutas cocidas y coladas fáciles de digerir como peras, duraznos, manzana y posteriormente sin colar. Sin añadir azúcar y no mezclarlas para que el bebé pueda aprender a distinguir los sabores.

Finalmente en su estado natural raspa con una cucharadita la fruta por ejemplo pera, manzana o banana.

Tips:-Introduce una fruta o vegetal a la vez para conocer su tolerancia.

-Iniciar a darle sólo una cucharadita cafetera, sólo una e incrementar la cantidad gradualmente hasta 6 a 10 cucharaditas.

Deben prepararse las papillas empleando fruta y vegetales naturales previamente lavados y desinfectados. Las primeras papillas deben ser coladas. Usa material hervido o esterilizado de preferencia, en un principio.

-Siempre prepara papillas frescas no le des sobrantes y evita las comerciales, sólo cuando sea necesario cuando sales.

-Evita forzar a comer al bebé, si rechaza el alimento dárselo en otra ocasión.

-No añadas sal, azúcar o condimentos a las papillas.

-Al sexto mes la consistencia de la papilla debe ser más espesa. 

-No mezclar varias frutas o verduras en la misma papilla.

-Hasta el primer año de vida ofrecer alimentos cítricos, huevo, fresas, chocolate,  leche de vaca, mariscos por ser alergénicos.

-Las nueces, almendras, maní o cacahuates deben ofrecerse hasta después de un año, o hasta los cuatro años a que el niño mastique perfectamente.

-Fomentar que coma sin hacer otra actividad como correr, jugar. Cuando “coma sólo coma”.

-Enseña al tu bebé a apreciar los diferentes sabores, colores olores y consistencia de los alimentos, que los toque con las manos antes de enseñarle a comer con la cuchara. -Si requieres orientación al respecto sobre la introducción de alimentos sólidos a tu bebé consulta a tu pediatra o nutricionista de tu localidad.

El niño aprenderá con el ejemplo de sus padres, por lo que es importante que te vea disfrutar de los alimentos.

Recuerda que los primeros alimentos sólidos de tu bebé deben ser las frutas y vegetales naturales,  e introducirlos después del cuarto o sexto mes de vida y seguir con la lactancia materna de ser posible hasta los 6 meses o primer año de vida.

Lee más en:

Primeros alimentos del bebé influyen en el gusto por la sal

Bebés que comen alimentos más temprano más propensos a diabetes

La alimentación de tu bebé

Comparte tu opinión