Seguridad alimentaria en casa en tiempos de COVID-19

Seguridad alimentaria en casa en tiempos de COVID-19
Preparar comida en casa requiere importantes medidas de precaución para no enfermarse de COVID-19 y otras enfermedades transmitidas por alimentos (ETA)

Sin duda para evitar la propagación del Coronavirus (COVID-19) es un tiempo que requiere mayor conciencia y consistencia en todas nuestras acciones diarias. Incluyendo el seguir normas de higiene en la preparación de los alimentos.


Lavado de manos frecuente, la mejor manera de prevención del Coronavirus (COVID-19)

¡Siempre hemos sabido la importancia de lavarnos las manos, ahora es tiempo de practicar! Aquí te decimos cómo y cuándo:

  • En casa: Lávate las manos con agua y jabón por lo menos durante 20 segundos y usa geles desinfectantes a base de alcohol (mínima concentración de 60 y 80%). Cambia las toallas de cocina y baño a diario o usa toallas de papel.
  • Antes y después de preparar alimentos lávate las manos. Después de manipular productos crudos y después de cada cambio de actividad al estar preparando alimentos. Y por supuesto antes de servir la comida y comer.
  • Después de tirar la basura
  • Después de estornudar o toser y en especial después de ir al baño.

Manejo higiénico de alimentos en casa

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda seguir normas de higiene en el manejo y preparación de alimentos en cualquier época y en especial durante este brote de coronavirus (COVID-19).

Evita cocinar si tienes cualquier enfermedad respiratoria, lo conveniente será que otro miembro de la familia prepare los alimentos, para evitar que se propague y transmita a los demás miembros de tu familia.

Las Enfermedades Transmitidas por Alimentos (ETA) se previenen controlando tiempos y temperaturas de los alimentos, así como siguiendo lineamientos y normas de higiene en la manipulación de alimentos.

Los alimentos por sí mismos no transmiten el coronavirus (COVID-19) a menos que hayan sido contaminados directamente al toser o estornudar. Las personas enfermas que cocinan sí pueden propagarlo a los demás si no siguen las normas de higiene en el manejo de alimentos.

Evita la contaminación cruzada:

Esta contaminación se da cuando los microbios dañinos pasan a los alimentos limpios, desinfectados o cocidos, a través de las manos, equipo, utensilios o alimentos crudos de manera simultánea.

Debes tener cuidado de no manipular alimentos crudos de origen animal como carne roja, aves, pescado y ponerlos en contacto con alimentos cocidos, para ello, usa diferentes tablas y cuchillos para alimentos crudos y cocidos:

  • Color café para vegetales
  • Color amarillo carne cocida
  • Color rojo para carnes crudas
  • Color blanco para repostería y quesos
  • Color azul para pescado crudo
  • Color verde para frutas y ensaladas

Usa trapos limpios, es muy común la contaminación cruzada cuando se limpia con el mismo trapo una superficie que ha estado en contacto con un alimento crudo y luego se usa para limpiar otra superficie.

Cuida lo que comes en casa y fuera de ella:

Además, conserva en forma adecuada los alimentos a las temperaturas requeridas, nunca consumas huevo crudo para evitar contaminación por Salmonella, ni lo utilices en preparaciones que requieran consumirse crudo como mayonesas, batidos con huevo, ensalada césar, entre otros. La yema debe estar bien cocida.

Evita comer pescado o carne cruda, la cocción es la mejor herramienta para prevenir enfermedades transmitidas por alimentos (ETA) y para asegurar la propagación del coronavirus.

Temperaturas seguras de cocción de alimentos:


Para medir temperatura interna de alimentos se usa termómetros especial para ello.

  • 145°F (63°C) para carne de res, puerco.
  • 160°F (71 °C) carne molida de res y puerco.
  • 165° F (74°C) pollo y pavo
  • 165°F (74°C) recalentado y guisos
  • 145°F (63°C) jamón crudo (especificado en el envase si requiere cocción), prosciutto puede comerse crudo por proceso de curado.
  • 145°F (63°C) pescado. No comas pescado crudo para evitar exponerte a adquirir una enfermedad transmitida por alimentos (ETA).

Mantén superficies de la cocina limpias y desinfectadas:

Si la superficie está sucia, debe limpiarse usando un detergente o jabón y agua antes de desinfectarla.

Para desinfectarla, usa soluciones cloradas caseras, toallas desinfectantes, soluciones a base de alcohol con concentración mínima de 80% y desinfectantes comerciales autorizadas por la Agencia de Protección del Medio Ambiente (EPA, por sus siglas en inglés), siguiendo las instrucciones de uso del fabricante, ya que son efectivas contra COVID-19.

No mezcles cloro con amonio, ni mezcles varios productos de limpieza o desinfectantes.

Limpia y desinfecta las superficies de contacto al menos una vez por día, o en cada cambio de actividad que las uses, en especial si pones en contacto alimentos crudos.

Si usas guantes para desinfectar superficies debes tirarlos después de su uso y lavarte las manos. O sólo usarlos para tal fin y desinfectarlos siguiendo técnica apropiada . Lávate las manos después.

Desinfectar tablas y utensilios de cocina. En especial en los casos que haya varias personas manejando y preparando alimentos. Para la desinfección de tablas usa diluciones de cloro con agua (8 ml de cloro por litro de agua) y ponlos a remojar durante 2 horas. Utensilios de cocina: dilución de 4 ml de cloro por litro de agua) ponlos a remojar durante 2 horas.

Cómo preparar en casa una solución clorada: 

Usar un rociador o pulverizador con agua con cloro (dilución de 8 ml de cloro por litro de agua). O bien mayor concentración: 1/3 de taza de cloro por galón de agua. 4 cucharaditas de cloro por litro de agua.

Etiquetar el rociador y cambiar la solución clorada diariamente. Rociar las superficies y dejar que se sequen solas.

Recepción de nuevos alimentos en casa

Ahora más que nunca, debemos estar conscientes de nuestros procesos en casa, en el manejo de alimentos. 

La importancia que tiene una adecuada desinfección de los “alimentos” que adquirimos y que aunque en sí, los alimentos o sistemas de agua no son transmisores del COVID-19 sí podrían verse contaminados sus empaques si fueron expuestos por un mal manejo por alguna persona enferma o asintomática durante la cadena de producción de alimetos..

Al llegar a tu casa nuevos productos colócalos en un área separada. Lava y desinfecta envases antes de guardarlos en tu almacén o nevera. Elimina bolsas y saca el cartón. 

Lava frutas y vegetales con agua y déjalos secar al aire antes de meterlos a la nevera. Incluso debes lavar las frutas que no se comen la cáscara como plátanos, naranjas, etc. Y antes de comerlos lávalos y desinfectalos nuevamente.

Y recuerda desinfectar nuevamente el área en especial mesas.

Es una gran responsabilidad preparar comida para ti y tus seres queridos y evitar propagación de coronavirus (COVID-19) y enfermedades transmitidas por alimentos (ETA).Empieza siguiendo las normas de seguridad alimentaria en casa.

Comparte tu opinión