¿La leche te engorda?

Obeso, ¿como una vaca?
Crédito:Shutterstock

Obeso, ¿como una vaca?

Uno de los eternos dilemas de muchas personas que buscan cuidar su figura se centra en si la leche es capaz de hacerlos engordar o no. ¿Será verdad? Las opiniones de los expertos están divididas. Conoce cuáles son algunas de estas posturas y elige lo que más te convenga.

Mitos sobre la leche
Blanco es vida
Crédito:Shutterstock

Blanco es vida

Es un hecho. La leche es uno de los alimentos más básicos de la mesa familiar. Gracias a sus propiedades nutritivas, como proteínas, lípidos, azúcares, minerales y algunas vitaminas, te ayudará a mantenerte sano y a rendir en varias de tus actividades cotidianas. Informa la Biblioteca Nacional de Medicina.

¿Leche materna o fórmula?
Ventajas
Crédito:Shutterstock

Ventajas

Incluso, varias investigaciones han encontrado que consumir con frecuencia este producto ayuda a las personas a tener huesos fuertes, a prevenir varias enfermedades como la artritis, la osteoporosis y hasta sería la responsable de ponerte de buen humor, debido a una proteína que contiene.

El problema
Crédito:Shutterstock

El problema

No obstante, a pesar de las bondades de la leche, muchos dudan de consumirla porque temen que su contenido en grasas y azúcares contribuya a un significativo aumento de peso.

9 alergias más comunes
Posible responsable
Crédito:Shutterstock

Posible responsable

De acuerdo con el doctor Salomon Jakubowicz, investigador en endocrinología, la leche de vaca aporta grasas que, si son consumidas con mucha frecuencia, causarían un aumento de peso. Además, contiene un azúcar como la lactosa que puede provocar gases y estómago inflamado.

Un punto a considerar
Crédito:Shutterstock

Un punto a considerar

Sobre esto, el Dr. Marcelo Pérez, quien es zootecnista con Maestría en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) comenta que una persona sube de peso cuando se excede de su consumo total de calorías en la dieta diaria, por lo que no sería lo más ético culpar a un solo alimento, como la leche, de que se ha engordado.

Alimentos te ponen de buenas
Opiniones divididas
Crédito:Shutterstock

Opiniones divididas

Y mientras hay quienes señalan a la leche como responsable de la aparición de la “pancita”, otros investigadores sostienen lo contrario. Como ejemplo, un estudio hecho por el Dr. Michael Zemer, de la Universidad de Tennessee, quien analizó la forma de alimentarse de un grupo de 34 personas obesas.

¿Qué pasó?
Crédito:Shutterstock

¿Qué pasó?

Luego de revisar sus dieta, encontró que aquellos que incluyeron tres porciones de leche al día perdieron hasta un 60% más de su grasa corporal, principalmente en el abdomen, en comparación con quienes omitieron los lácteos. El efecto de las proteínas y el calcio de la leche habrían influido en esto.

Alimentos con alergia
No pasaría nada
Crédito:Shutterstock

No pasaría nada

Otra investigación, realizada por científicos suecos y dada a conocer por la radiodifusora NPR encontró que quienes usan durante un período de 12 años la leche entera, así como la crema y la mantequilla tienen un menor riesgo de convertirse en obesos, a diferencia de las personas que evitaron estos alimentos.

En pro de la leche de vaca
Crédito:Shutterstock

En pro de la leche de vaca

Mientras tanto, una revisión de 16 estudios del Consejo Nacional de Lácteos de Europa también encontró que hay un menor riesgo de obesidad entre quienes consumen lácteos con alto contenido de grasa, lo cual ayudaría a desmitificar que la leche de vaca engorda.

Leche de vaca para los bebés
Alimentos engañosos
Crédito:Shutterstock

Alimentos engañosos

Pero como algunos consumidores aún desconfían, han preferido poner su confianza en otros productos como la leche descremada, pues la consideran un alimento más inofensivo que la leche entera. Sin embargo, un trabajo encabezado por un investigador de la Universidad de Virginia ha puesto en duda todo esto.

Leche, al laboratorio
Crédito:Shutterstock

Leche, al laboratorio

En el estudio, que fue publicado en la revista Time, se analizaron los niveles de consumo de leche de niños de varias etnias. Lo que sorprendió es que quienes consumieron leche descremada tenían un mayor peso que los que bebieron leche entera, algo muy contrario a lo que se pensaba antes de comenzar esta revisión.

Donan leche por Facebook
¿Por qué?
Crédito:Shutterstock

¿Por qué?

De acuerdo con Mark Daniel DeBoer, líder de la investigación, esto se debería a que a pesar que las empresas de lácteos hacen publicidad con sus productos bajos en grasas es posible que aumenten los niveles de azúcar para mejorar su sabor. Otra hipótesis es que, al ser una leche liviana llevaría a los consumidores a comer y beber más.

Algunas soluciones
Crédito:Shutterstock

Algunas soluciones

Si no prefieres la leche entera, hay otras alternativas: se ha encontrado que, mientras un vaso de leche de vaca contiene 12 gramos de azúcar, la leche de soya sólo incluye 3. Sin embargo, a diferencia del producto de origen animal, ésta no disminuye el apetito, pero a su favor tiene una serie de grasas buenas que no engordan.

No soporto la lactosa
Leche de almendras
Crédito:Shutterstock

Leche de almendras

Este producto casi no contiene azúcar ni proteínas, pero en su lugar incluye grasas buenas y mucha fibra. El único “pero” para algunos consumidores es su sabor ya que no es del todo agradable. Como un tip elige la leche que sólo tenga 2 gramos de carbohidratos.

La clave
Crédito:Shutterstock

La clave

La responsabilidad de que se ha subido de peso no recae en un solo producto sino en una ecuación en donde juega la cantidad calórica que se debe de consumir al día más la mezcla de alimentos que conforman la dieta. La moderación de los alimentos es parte de la clave que puede hacer la diferencia.

Comparte tu opinión