SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Cerrar

La Cámara aprobó el proyecto para reemplazar Obamacare

Por HolaDoctor -

Después de una semana de intenso trabajo para conseguir apoyo al proyecto  de reemplazo de la ley de salud (ACA), los republicanos de la Cámara de Representantes finalmente  consiguieron los votos necesarios y aprobaron la propuesta,  por 217 votos a favor y 213 en contra. El proyecto ahora será discutido en el Senado.

El ajustado resultado a favor sucede al fracasado primer intento de "derogar y reemplazar" Obamacare, hace unas seis semanas. La resistencia de los demócratas, la extrema derecha del Partido Republicano y algunos republicanos moderados lo habían hecho imposible. Desde entonces, el presidente Donald Trump y los líderes republicanos no dejaron de buscar apoyo en su bloque.

La última enmienda

En los últimos días  los republicanos moderados, especialmente el representante Fred Upton, de Michigan, y el representante Billy Long, de Missouri, dijeron que no respaldaban este proyecto de ley porque no ayuda  a las personas con condiciones de salud preexistentes.

 Es así como se agregó una última enmienda -proyectada por Upton y Long- que incluye $ 8 mil millones adicionales para ayudar a cubrir los pagos de seguros para aquellas personas con condiciones preexistentes. Si bien las aseguradoras no podrán rechazar a ningún paciente con una enfermedad preexistente,  sí podrían en esos casos aumentar el costo de la prima.

El presidente Donald Trump se reunió con Upton y Long y dio su aprobación al último borrador. La aprobación de tal proyecto de ley -por medio de la Cámara, por lo menos- ayudaría a cumplir una promesa clave que hizo Trump en la campaña presidencial. 

Qué puede pasar en el Senado

Cuando la medida pase al Senado, se espera un fuerte debate.  Estos serían  algunos de los temas más controversiales, según Kaiser Health News.

  • Medicaid

Por primera vez, el financiamiento federal para los más pobres sería limitado. El mismo presidente de la Cámara de Representantes Paul Ryan (republicano de Wisconsin) dijo que sería como “enviar [el Medicaid] de regreso a los estados, limitando sus tasas de crecimiento”.

Pero ésta no es una posición que tenga consenso en el partido. Algunos moderados apoyan el programa actual, especialmente para los niños y las personas con discapacidades. Además, muchos gobernadores republicanos siguieron la recomendación del ACA de expandir el Medicaid con fondos federales, para abarcar a más adultos sin discapacidades, y están preocupados por el impacto en sus residentes y sus presupuestos si la expansión desaparece y se restringe la financiación del programa.

En una carta dirigida a los legisladores en Washington, los gobernadores republicanos de Ohio, Michigan, Arkansas y Nevada dijeron que este proyecto de ley “no ofrece ninguna nueva flexibilidad para los estados, no garantiza los recursos necesarios para asegurarse de que nadie quede excluido, y carga a los estados con nuevos y significativos costos”.

  • Más personas sin seguro médico

La estimación inicial de la Oficina del Presupuesto del Congreso (CBO) de que el proyecto de ley podría llevar a que hubiera 24 millones de estadounidenses más sin seguro médico asustó a muchos legisladores. “No se lo puede endulzar”, dijo Cassidy a Fox News al explicar que “es una puntuación horrible”. La propuesta final de la Cámara de Representantes pasó sin que la puntuación se actualizara, aunque la mayoría de los analistas afirmaron que los cambios probablemente aumentarían el número de personas que perderían su cobertura de salud.

 “La estimación de la CBO deja claro que el Trumpcare causará graves daños a millones de familias estadounidenses”, dijo Schumer. “Decenas de millones perderán su cobertura, y millones más, en particular los mayores, tendrán que pagar más por la atención médica”,  dijo el líder  de la minoría del Senado Chuck Schumer (demócrata de Nueva York).

  • Subsidios impositivos por edad

Incluso con los $85 billones agregados por los líderes de la Cámara para ayudar a las personas mayores a pagar sus primas, muchos moderados sienten que los créditos tributarios basados en la edad (bajo Obamacare se basan en los ingresos) son demasiado pequeños, especialmente para personas entre los 50 y 70 años. La CBO estimó que, bajo la versión original de la Cámara, las primas para una persona de 64 años con ingresos de $26,000 al año podrían aumentar de $1,700 en la actualidad a más de $14,000.

La senadora Susan Collins (republicana de Maine) dijo que no podía apoyar el proyecto de ley de la Cámara de Representantes en su forma original debido a las preocupaciones sobre los efectos en los votantes de más edad.

Por otro lado, algunos conservadores en el Senado se oponen por ideología a ofrecer créditos tributarios. Mike Lee (republicano de Utah) y Rand Paul (republicano de Kentucky) expresaron su preocupación por el hecho de que el proyecto de ley sea demasiado parecido al ACA, con Paul refiriéndose a él como “Obamacare Lite”. Les preocupa que los créditos fiscales sean un nuevo derecho.

“Para mí, es un gran obstáculo que todavía haya dinero de los contribuyentes que se está entregando a las compañías de seguros”, dijo Paul a los periodistas a finales de abril.

  • Problemas de procedimiento

El proceso presupuestario que los republicanos están utilizando para evitar un cabildeo demócrata en el Senado, llamado reconciliación, tiene reglas muy estrictas que requieren que cada pieza del proyecto de ley esté directamente relacionada con el presupuesto federal, según explica Kaiser Health News.

Es por eso que el proyecto de ley no puede eliminar todas las regulaciones a los seguros privados impuestas por el ACA, incluyendo el requisito de que las aseguradoras no discriminen a los consumidores que tienen condiciones de salud pre-existentes.

Otro elemento potencialmente problemático del proyecto de ley original de la Cámara de Representantes permitiría a las aseguradoras cobrar a los adultos mayores primas cinco veces más altas que a los adultos más jóvenes (bajo el Obamacare es tres veces más).

Comunidad médica en contra

Mientras el bloque GOP está contento con los resultados y dicen ser optimistas sobre la votación en el Senado, profesionales de la salud e instituciones médicas siguen siendo muy críticos del proyecto.

La Asociación Médica Americana (AMA) y otros 10 grupos médicos importantes, como la Asociación Americana del Corazón (AHA) y la Sociedad Americana del Cáncer, se han pronunciado enérgicamente en contra del proyecto de ley enmendado.

Para el president de la AMA, Dr. Andrew Gurman, el proyecto republicano pone en riesgo el sistema de prestación de servicios de salud. Dijo que la aplicación de esta propuesta hará que  “millones de estadounidenses pierdan su seguro de salud". 

Los demócratas se hicieron eco de estas declaraciones.

Según un informe  de la Oficina de Presupuesto del Congreso (CBO), organización no partidista,  el actual proyecto de ley dejaría a 24 millones de estadounidenses sin seguro de salud durante la próxima década. La CBO aún no ha evaluado la situación luego de los montos adicionales agregados en los últimos días. 

Más información importante:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Seguros de Salud a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad