SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Cerrar

Arsénico: alimentos y fórmulas para bebés dieron positivo

Por Lorena Ponce de León -

Una cantidad alarmante de productos alimenticios para bebés dieron resultados positivos de arsénico, incluido el 80% de las fórmulas infantiles, según un informe de la organización sin fines de lucro Clean Label Project, que aboga por un etiquetado transparente para revelar el verdadero contenido de los productos de consumo masivo.

Clean Label probó por cinco meses más de 500 alimentos y fórmulas para bebés, además de bebidas y refrigerios para niños pequeños que se venden en las tiendas de los Estados Unidos.

Casi el 80% de las muestras de fórmula infantil dieron positivo para arsénico. La toxina se asocia con defectos del desarrollo, enfermedades cardiovasculares, neurotoxicidad, diabetes e incluso cáncer, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Los investigadores encontraron que el 65% de los productos dieron positivo para arsénico, 36% para plomo, 58% para cadmio y 10% para acrilamida. Todos estos productos químicos presentan peligros potenciales para los bebés en desarrollo.

Plomo

Un estudio previo del Enviromental Defense Fund (EDF) ya había señalado que la comida es una fuente significativa y sorprendente de exposición de los niños pequeños al plomo.

En un análisis de 11 años de datos federales, el EDF halló niveles detectables de plomo en el 20% de 2,164 muestras de alimentos para bebés. El metal tóxico se encontraba más comúnmente en jugos de frutas como uva (89%) y manzana (55%), vegetales de raíz como papas dulces (86%) y zanahorias (43%), y en galletas de arruruz (64%) y galletitas para la dentición (47%).

La preocupación por los jugos de frutas se disparó en 2012 cuando Consumer Reports encontró que 1 de cada 4 muestras de jugos de manzana y uva tenían niveles de plomo más altos que el límite de agua embotellada impuesto por la FDA de 5 ppb.

Alimentos a base de arroz

Jaclyn Bowen, directora ejecutiva de Clean Label Project y científica en alimentación, señaló a USA Today que los alimentos para bebés a base de arroz, como los bocadillos para refrigerios, presentaron algunos de los niveles más altos de arsénico.

Una investigación anterior de la Administración de Drogas y Alimentos de EE.UU. (FDA) encontró que más de la mitad de los cereales de arroz para bebés que se vendían en tiendas de los Estados Unidos en 2014 no cumplían con el nivel de acción propuesto por la agencia de 100 partes por mil millones de arsénico inorgánico.

En comparación, se encontró que todas las muestras de alimentos para bebés sin arroz estaban bastante por debajo del nivel de acción de la FDA para el arsénico.

El arsénico inorgánico también ha aparecido en alimentos para bebés de origen vegetal como el jugo y la salsa de manzana, relacionado con el uso de pesticidas

Clean Label Project  publicó una lista de los productos que probó, junto con una calificación a base de estrellas informada por la Oficina de Evaluación de Peligros para la Salud Ambiental de California.

Bowen dijo que espera que estos datos ayuden a los padres a estar más alertas sobre la salud de sus hijos y que generen cambios en el negocio de alimentos para bebés.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad