SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Info

Holadoctor usa cookies para analizar el tráfico de este sitio. La información sobre el uso que le da a nuestro sitio es compartida con Holadoctor y algunos terceros para ese propósito. Al aceptar, está usted de acuerdo con nuestra política de cookies. Vea los detalles aquí.

ACEPTAR
Cerrar

La tragedia en Manchester: cómo hablar con los hijos

El dolor y las condolencias por la tragedia en Manchester, Gran Bretaña, durante un concierto de Ariana Grande,  siguen llegando desde todas partes del mundo. Padres y  adolescentes con boletos para conciertos de música  se muestran reacios ahora a asistir  a este tipo de eventos.

 Pero los psiquiatras de niños y adolescentes dicen que es importante que los padres dejen que sus hijos sigan sus planes, incluso si los adultos se sienten miedosos y ansiosos por dejar que los niños salgan.

"Nunca es bueno para los adolescentes aprender una lección  dejando de hacer cosas que los asustan", dijo el Dr. Matthew Lorber, un psiquiatra de niños y adolescentes con Lenox Hill Hospital en la ciudad de Nueva York. "Tienen que enfrentar sus miedos.

Claro, eso entra en conflicto con los propios temores de los padres, admitió Lorber. "Y terminamos teniendo adolescentes que crecen y se convierten en adultos muy ansiosos, con ataques de pánico, porque  aprenden de sus padres a tener miedo a todo. Eso es peligroso. La ansiedad es parcialmente adquirida, y se adquiere de los padres . "

ISIS ha reclamado la responsabilidad por el atentado suicida en Manchester Arena, que cobró la vida de al menos 22 asistentes al concierto, según informes publicados.

La explosión ocurrió en un hall de entrada justo cuando el concierto terminaba y multitudes de adolescentes e incluso niños empezaban a salir del estadio. Murieron 22 personas y  59 fueron  hospitalizadas algunas con heridas graves.

SMG, la empresa con sede en Pensilvania que administra el Manchester Arena, dijo al New York Times que la seguridad en el sitio  fue tan estricta como en cualquier otro lugar de los Estados Unidos.

"Las mochilas no están permitidas, y  tampoco se deja entrar con bebidas ", dijo Wes Westley, presidente y director ejecutivo de SMG. "Tienes que pasar por una seguridad muy estricta para entrar en el estadio."

Hablar sobre el ataque

 El Dr. Victor Fornari es director de la división de psiquiatría de niños y adolescentes en el Zucker Hillside Hospital en Glen Oaks, Nueva York. Dijo que es importante que los padres enfatizen a sus hijos que tales ataques terroristas no son comunes. Los chicos necesitan entender que es así.

"Tenemos que  explicarles que este fue un acontecimiento raro y  que los conciertos son lugares seguros, en general", dijo Fornari. "La verdad es que la mayoría de las personas son buenas, desafortunadamente hay personas que desean hacer estas cosas malas, pero el mundo es generalmente un lugar seguro".

Los padres deben hablar con sus hijos sobre el ataque, dijo Lorber.

"Si los padres no hablan con sus hijos sobre esto, otros niños lo harán", dijo Lorber. Es importante que los padres den los detalles a sus hijos porque lo pueden hacer de una manera más sutil y con más tacto.

Los padres deben dejar que los niños lideren la discusión, instándolos a hacer tantas preguntas como quieran "porque los niños siempre tienen un montón de preguntas", dijo.

Las respuestas a esas preguntas deben ser abiertas y honestas, usando un lenguaje que ellos entiendan y con información apropiada para su edad, dijo Fornari.

Esto también es una oportunidad para que los padres refuercen los buenos valores, dijo Lorber.  Hacerles ver, por ejemplo, la importancia de ser buenas personas. "Es por eso que es tan fantástico que seas un hijo tan agradable y cariñoso,  dispuesto a ayudar a las personas que lo necesitan", dijo. "Si todo el mundo fuera como tú, estas cosas no pasarían."

Muchos padres tienen miedo de dejar que sus hijos asistan a un concierto, pero lo ceirto es que la gente se recupera y estos sentimientos irán desapareciendo, dijo Fornari.

"La gran mayoría de la gente está a salvo, y tiene que seguir con su vida y sus cosas como de costumbre . Obviamente tomando las precauciones de seguridad necesarias, pero no por el terrorismo, sino por buen sentido común", dijo Fornari.

Agregó Lorber: "Ellos [los padres] necesitan animar a los adolescentes a seguir activos, a saber que estas cosas son un caso en un millón. Los chicos tienen que seguir haciendo lo que les gusta. Finalmente, el objetivo de los terroristas es meter miedo en  adolescentes, padres y familias para que no salgan. Eso es exactamente lo que no queremos hacer ".

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Salud Mental a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad