SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Info

Holadoctor usa cookies para analizar el tráfico de este sitio. La información sobre el uso que le da a nuestro sitio es compartida con Holadoctor y algunos terceros para ese propósito. Al aceptar, está usted de acuerdo con nuestra política de cookies. Vea los detalles aquí.

ACEPTAR
Cerrar

Cómo nos afecta dormir en exceso



Un sueño insuficiente aumenta el riesgo de varias afecciones crónicas, pero una nueva investigación encuentra que el excesivo también puede ser perjudicial para nuestra salud.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) reconocen que 1 de cada 3 personas en EE.UU. no duerme lo suficiente, es decir, de 6 a 8 horas diarias. Los CDC también advierten que la falta de sueño aumenta el riesgo de enfermedades cardiovasculares, obesidad, diabetes y depresión.

Un nuevo estudio publicado en el European Heart Journal, sin embargo, plantea que dormir demasiado puede afectar la salud tanto como lo hace un sueño insuficiente..

El autor principal de este artículo, Chuangshi Wang, de la Universidad McMaster en Ontario en Canadá, y sus colegas, examinaron los hábitos de sueño de más de 116,000 personas de entre 35 y 70 años. Se valieron de los datos recolectados en el estudio de prospectiva de epidemiología rural urbana (PURE).

¿Cuáles son los riesgos de dormir demasiado?

En su análisis, los investigadores incluyeron información sobre los hábitos de estilo de vida, la actividad física, la dieta, el uso de diversos medicamentos, los antecedentes familiares de enfermedades crónicas y el estado socioeconómico de los participantes.

El rastrillaje de datos demostró que en total, 4,381 personas murieron y 4,365 personas sufrieron un ataque cardíaco o un accidente cerebrovascular (ACV), durante el período de seguimiento de 8 años.

Las investigaciones de Wang y su equipo revelaron que las personas que dormían regularmente más de las 6 a 8 horas recomendadas por noche, tenían más probabilidades de morir prematuramente o desarrollar una enfermedad cardiovascular.

Los hallzagos arrojaron los siguientes datos:

  • El riesgo de muerte prematura o afecciones cardiovasculares fue un 5% más alto para las personas que dormían de 8 a 9 horas que para las personas que dormían la cantidad recomendada.
  • Aquellos que dormían de 9 a 10 horas tenían un 17% más de probabilidades de morir o desarrollar afecciones del corazón y los vasos sanguíneos. 
  • Las personas que dormían regularmente durante más de 10 horas tenían 41% más probabilidades de morir prematuramente o desarrollar problemas cardiovasculares.
  • El estudio también encontró un riesgo del 9% mayor a los resultados mencionados anteriormente, entre aquellos que durmieron 6 horas o menos.

Wang comentó sobre los hallazgos de su trabajo "Nuestro estudio muestra que la duración óptima del sueño estimado es de 6 a 8 horas por día para los adultos".

También dejó en claro que su investigación consistió en un estudio observacional, por lo que solo puede mostrar una asociación en lugar de demostrar una efectiva relación causal. "No podemos decir que demasiado sueño por sí mismo cause enfermedades cardiovasculares".

"Sin embargo, dormir muy poco podría ser un factor subyacente a la muerte y los casos de enfermedad cardiovascular, y dormir demasiado puede indicar condiciones latentes que aumentan este riesgo" reconoció.

El investigador principal del estudio PURE, y profesor de medicina en McMaster, el Dr. Salim Yusuf, también opinó sobre los hallazgos.

“El público en general debe asegurar entre 6 y 8 horas de sueño diario. Si regularmente duermes demasiado, es posible que debas visitar a un médico para verificar tu salud general” dijo.

También agregó que durante las consultas médicas, debe tenerse en cuenta no solamente la duración del sueño, sino también las siestas diurnas. Esto datos “pueden ser útiles para identificar a personas con alto riesgo de problemas cardíacos y de vasos sanguíneos” sentenció.

¿Cómo puedes dormir mejor?

Según la Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU., la cantidad de sueño que necesitamos depende de varios factores, incluyendo la edad, el estilo de vida y el estado de salud.

Las recomendaciones generales para dormir son:

  • Recién nacidos: 16-18 horas al día.
  • Niños en edad preescolar: 11-12 horas al día.
  • Niños en edad escolar: por lo menos 10 horas al día.
  • Adolescentes: 9-10 horas al día.
  • Adultos (incluyendo adultos mayores): 7-8 horas al día.

Para mejorar tus hábitos de sueño puedes aplicar ciertas medidas:

  • Ir a la cama y despertar a la misma hora todos los días.
  • Evitar la nicotina y la cafeína, especialmente por la tarde y noche.
  • Hacer ejercicio con regularidad, pero no demasiado tarde.
  • Evitar las bebidas alcohólicas antes de acostarse.
  • Evitar comidas y bebidas pesadas por la noche.
  • No tomar siestas después de las 3 de la tarde.
  • Relajarse antes de acostarse, por ejemplo, tomando un baño, leyendo o escuchando música suave.
  • Mantener tu dormitorio con una temperatura fresca.
  • Deshacerte de distracciones como ruidos, luces brillantes y el televisor o computadora en el dormitorio. Además, no te sientas tentado de usar tu teléfono o tableta justo antes de acostarte.
  • No te acuestes en la cama despierto. Si no puedes dormir por 20 minutos, levántate y haz algo relajante.

Más información sobre el sueño:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad