La pandemia ha dañado la salud mental de casi la mitad de los adolescentes de EE. UU., según una encuesta

LUNES, 15 de marzo de 2021 (HealthDay News) -- Si sus hijos adolescentes han tenido dificultades para sobrellevar la pandemia del coronavirus, una nueva encuesta sugiere que distan mucho de ser los únicos.

Los investigadores encontraron que un 46 por ciento de 977 padres con hijos adolescentes dijeron que sus hijos han mostrado señales de una nueva afección de la salud mental, o de un empeoramiento de una afección, desde el inicio de la pandemia.

La pandemia ha dañado la salud mental de casi la mitad de los adolescentes de EE. UU., según una encuesta

Más padres de chicas adolescentes que de chicos reportaron un aumento en la ansiedad/preocupación (un 36 frente a un 19 por ciento), o en la depresión/tristeza (un 31 frente a un 18 por ciento).

Las chicas y los chicos tuvieron unas tasas similares de cambios negativos en el sueño (un 24 por ciento entre las chicas, frente a un 21 por ciento entre los chicos), el retraimiento de la familia (un 14 frente a un 13 por ciento) y la conducta agresiva (un 8 frente a un 9 por ciento), según la Encuesta nacional de salud de los niños del Hospital Pediátrico C.S. Mott, de Michigan Medicine.

"Justo cuando los jóvenes están en una edad en que la biología los impulsa a buscar la independencia de sus familias, las medidas de precaución de la COVID-19 los han mantenido en casa", comentó el Dr. Gary Freed, codirector de la encuesta y pediatra del Mott.

"Los cambios en el estilo de vida relacionados con la pandemia han causado estragos en las vidas de los adolescentes, y muchos han experimentado alteraciones en sus rutinas normales", aseguró Freed en un comunicado de prensa de la encuesta. "Nuestra encuesta sugiere que los cambios de la era de la pandemia podrían haber tenido un impacto significativo en la salud mental de algunos adolescentes".

La investigación muestra que la depresión de los adolescentes durante la pandemia se asocia con los mismos miedos e incertidumbres de los adolescentes, y además con unos niveles altos de estrés entre los padres, según Freed.

"El aislamiento durante la pandemia podría estar desencadenando nuevos problemas en algunos adolescentes, pero en otros, la situación ha exacerbado unos problemas de salud emocional existentes", advirtió.

Tres cuartas partes de los padres dijeron que la pandemia ha afectado de forma negativa a las conexiones de sus hijos adolescentes con sus amigos, un 64 por ciento dijeron que sus hijos adolescentes han estado usando los mensajes de texto los medios sociales (un 56 por ciento), las apuestas en línea (un 43 por ciento) y hablando por teléfono (un 35 por ciento) a diario o casi a diario.

Pocos de los padres dijeron que sus adolescentes se han estado reuniendo en persona con sus amigos a diario o casi todos los días, en interiores (un 9 por ciento) o al aire libre (un 6 por ciento).

"Los grupos paritarios y las interacciones sociales son una parte esencial del desarrollo durante la adolescencia. Pero estas oportunidades se han limitado durante la pandemia", lamentó Freed. "Muchos adolescentes podrían sentirse frustrados, ansiosos y desconectados debido al distanciamiento social, y quizá extrañen las salidas sociales usuales, como los deportes, las actividades extracurriculares y estar con sus amigos".

Las familias deben animar las interacciones sociales que sigan las directrices de seguridad para la COVID-19, por ejemplo pasar tiempo al aire libre o participar en actividades mientras se usan máscaras y el distanciamiento social, sugirió Freed.

La encuesta encontró que los padres que notaron cambios negativos en la salud mental de sus hijos adolescentes probaron distintas estrategias para ayudar a sus hijos, entre ellas relajar las normas para la COVID-19 y las normas familiares respecto a los medios sociales, buscar ayuda profesional y utilizar aplicaciones de salud mental.

"Los padres tienen un rol esencial en ayudar a sus hijos adolescentes a afrontar el estrés de la pandemia", aseguró Freed. "Hay estrategias que los padres pueden utilizar para ayudar, independientemente de si sus hijos adolescentes están mostrando señales de problemas o no. Una de las cosas más importantes que los padres pueden hacer es mantener las líneas de comunicación abiertas, preguntar a sus hijos adolescentes cómo les está yendo y crear el espacio para que hablen de forma honesta, y así poder ofrecerles ayuda cuando la necesiten".

Entre los padres que buscaron la ayuda de un proveedor de salud mental para sus hijos (1 de cada 4), tres cuartas partes sintieron que fue útil. Un tercio de los padres hablaron con maestros u orientadores escolares, y un 57 por ciento de ellos dijeron que resultó útil.

"Los adolescentes podrían experimentar una amplia variedad de problemas de salud mental, pero si los padres escuchan a sus hijos adolescentes expresar cualquier pensamiento de suicidio o autolesión, deben buscar ayuda de salud mental de inmediato", añadió Freed.

Más información

UNICEF ofrece consejos sobre la salud mental de los adolescentes durante la pandemia.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: University of Michigan, news release, March 15, 2021

Comparte tu opinión