Este contenido ha sido archivado y puede no estar actualizado

El sueño profundo podría proteger de la pérdida de memoria vinculada con el Alzheimer

VIERNES, 5 de mayo de 2023 (HealthDay News) -- Dormir bien de noche es una parte importante del bienestar por muchos motivos, y una nueva investigación sugiere que el sueño profundo podría incluso proteger contra la pérdida de la memoria vinculada con el Alzheimer.

Aunque las alteraciones del sueño se han vinculado con una acumulación más rápida de placas de beta amiloide en el cerebro, los científicos encontraron que las cantidades superiores de sueño profundo de ondas lentas pueden proteger del deterioro de la memoria a las personas con una carga alta de enfermedad de Alzheimer.

El sueño profundo podría proteger de la pérdida de memoria vinculada con el Alzheimer

Esto podría ayudar a aliviar algunos de los resultados más devastadores de la demencia, apuntaron los expertos.

"Con un cierto nivel de patología cerebral no se está destinado a sufrir síntomas cognitivos ni problemas de la memoria", comentó la autora del estudio, Zsófia Zavecz, investigadora postdoctoral del Centro de Ciencias del Sueño Humano de la Universidad de California, en Berkeley (UC Berkeley). "Las personas deben ser conscientes de que, a pesar de tener cierto nivel de la patología, hay ciertos factores del estilo de vida que ayudarán a moderar y reducir los efectos".

"Uno de estos factores es el sueño y, de forma específica, el sueño profundo", señaló Zavecz en un comunicado de prensa de la universidad.

Los investigadores ya habían encontrado que una reducción en la cantidad de sueño profundo de una persona podía predecir un ritmo más rápido de acumulación futura de beta amiloide en el cerebro.

La idea de la reserva cognitiva es un objetivo atractivo para los investigadores del sueño, apuntó el autor sénior del estudio, Matthew Walker, profesor de neurociencia y psicología de la UC Berkeley.

"Si creemos que el sueño es tan esencial para la memoria, ¿podría el sueño ser una de esas piezas faltantes del rompecabezas explicativo que nos diría exactamente por qué dos personas con las mismas cantidades de patología amiloide fuerte y grave tienen una memoria distinta?", se preguntó Walker en el comunicado.

Aunque obtener un mayor nivel educativo, ser físicamente activo y tener mucha implicación social podrían también hacer que una persona sea más resistente, algunos de estos factores son difíciles de modificar.

"Si los hallazgos respaldaran la hipótesis, sería emocionante, porque el sueño es algo que podemos cambiar", aseguró Walker. "Es un factor modificable".

El estudio incluyo a 62 adultos mayores sanos sin un diagnóstico de demencia, de la Cohorte de Envejecimiento de Berkeley.

Durmieron en un laboratorio del sueño mientras los investigadores monitorizaban las ondas de sueño mediante una máquina de electroencefalografía (EEG). Entonces, el equipo utilizó una tomografía por emisión de positrones (TEP) para medir la cantidad de depósitos de beta amiloide en el cerebro de los participantes. Mientras una mitad de los participantes tenían unas cantidades altas de depósitos de amiloide, los demás no.

En ese momento, los participantes completaron una tarea de memoria en que debían emparejar nombres y rostros.

Los que tenían unas cantidades altas de depósitos de beta amiloide en el cerebro que también tenían más sueño profundo tuvieron un mejor rendimiento en la prueba que los que tenían la misma cantidad depósitos, pero que dormían peor. Esto se limitó al grupo con depósitos de amiloide. En el grupo sin depósitos, el sueño no mejoró la memoria.

Tras controlar otros factores, los investigadores siguieron observando que el sueño profundo tenía beneficios. Esto sugiere que el sueño profundo contribuye a salvar la función de memoria incluso ante la patología del cerebro.

Los hallazgos se publicaron en la edición del 3 de mayo de la revista BMC Medicine.

Walker sugirió que el sueño profundo podría ser como un esfuerzo de rescate.

"Piense en el sueño profundo casi como un bote salvavidas que mantiene la memoria a flote, en lugar de que la memoria se hunda por el peso de la patología de la enfermedad de Alzheimer", apuntó Walker. "Ahora parece que el sueño NMOR podría ser una nueva pieza faltante en el rompecabezas explicativo de la reserva cognitiva. Esto es particularmente emocionante, porque podemos hacer algo al respecto. Tenemos formas de mejorar el sueño, incluso en los adultos mayores".

Más información

El Instituto Nacional Sobre el Envejecimiento de EE. UU. ofrece más información sobre la enfermedad de Alzheimer.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: University of California, Berkeley, news release, May 3, 2023

Comparte tu opinión