COVID-19: Este es el mejor material para fabricar una máscara casera

COVID-19: Este es el mejor material para fabricar una máscara casera
Los investigadores comparan y evalúan la efectividad de diferentes materiales.

Son muchos los profesionales que analizan cómo algunos materiales comunes del hogar, como las fundas de las almohadas o las bufandas, filtran los aerosoles, e investigan si pueden aprovecharse para controlar la propagación del nuevo coronavirus (COVID-19). Yang Wang, profesor asistente de ingeniería ambiental de la Universidad de Ciencias y Tecnología de la Universidad de Missouri ofrece algunas sugerencias, basándose en pruebas iniciales.

El nuevo coronavirus podría sobrevivir durante algunas horas en los aerosoles aéreos, y también se propaga a través de gotitas más grandes que se producen al toser o estornudar. Según los expertos, las máscaras improvisadas producidas al poner bufandas y pañuelos en capas no filtran bien los aerosoles.

La tela de las fundas de almohada parece ser algo mejor, dependiendo de la cantidad de hilos con las que estén hechas. "Una funda de almohada con un conteo de hilo de 600 es mejor que una de 400", ejemplificó Wang. El investigador publicó recientemente sus hallazgos en su cuenta de Twitter.


El mejor bloqueador de aerosoles que evaluó fue el de los filtros de aire acondicionado que se usan en el hogar. "Los filtros de aire de capas múltiples son casi igual de efectivos que las máscaras médicas N95 para bloquear los aerosoles, sobre todo las partículas más pequeñas", sugirió Wang en sus hallazgos.

Sin embargo, tuvieron una desventaja. A medida que se suman más capas de material de filtrado, la respiración puede dificultarse. Wang y su equipo están buscando la combinación de materiales que mejor filtre con la menor interrupción en el flujo de aire. También advirtió que, aunque un filtro de aire acondicionado podría ser más eficiente que la tela de un pañuelo o de una funda de almohada para bloquear los aerosoles, podría haber riesgos.

"Los filtros de los aires acondicionados están hechos de distintos materiales, como algodón, fibra de vidrio o poliéster", apuntó. Una medida protectora sería envolver el material del filtro de la caldera con otro tipo de material, por ejemplo, una tela.

"Hay muchos tipos de tela para tener en cuenta. Incluso las camisetas están hechas de distintos materiales. Planificamos observar fundas de almohadas, sábanas y otras telas con distintos conteos de hilo", señaló Wang en un comunicado de prensa de la universidad.

El Cirujano general de Estados Unidos (ministro de  salud), Dr. Jerome Adams, explicó en un video cómo hacer una máscara sin usar hilo y aguja, a partir de la tela de una camiseta.

El uso ha sido debatido por falta de datos suficientes acerca de su efectividad. Sin embargo, la recomendación más reciente es que las personas usaran máscaras faciales de tela para ayudar a ralentizar la propagación del coronavirus.

¿Debo usar máscaras?

Aunque muchos países recomendaron su uso para ralentizar la transmisión el virus, muchos profesionales parecen oponerse a la falsa creencia de seguridad que brindan las máscaras faciales.

Exceptuando cuando se usan en condiciones de alta exposición, por ejemplo, entre los trabajadores sanitarios, ponerse una máscara facial todos los días (sobre todo las baratas de papel o tela) no evitará que el virus te infecte.

"Los que no están enfermos ni en las primeras líneas de la medicina, quizá no se beneficien de usar una máscara", aseguró el doctor Michael Chang, profesor asistente de pediatría de la Facultad de Medicina McGovern, y especialista en enfermedades infecciosas de UT Physicians.

En un comunicado de presa de UT Health, el experto explicó "Usar una máscara cuando no estás enfermo básicamente te da una falsa sensación de confianza de que no necesitas lavarte las manos con tanta frecuencia, o no tocarte tanto la cara. Y como las máscaras pueden ser incómodas, en realidad uno podría tocarse más seguido. Además, puede haber contaminación cuando se pone y quita la máscara".

También, cuando las personas que no son profesionales acaparan las máscaras que son necesarias para proteger a los trabajadores de la atención de la salud, esto pone a todo el mundo en riesgo. Cada enfermero o médico infectado significa que hay menos personas para cuidar a los pacientes muy enfermos.

Una excepción a la regla, reconocen los expertos, se da cuando se desarrollan síntomas del COVID-19, como fiebre y tos. En ese caso, usar una máscara facial podría ayudar a reducir la transmisión de gotitas infecciosas en el aire.

Por ello, limita el uso de estos productos, úsalos solo cuando sea indispensable, y, si recurres a las caseras, no olvides continuar tomando precauciones, como mantener el distanciamiento social, desinfectar las superficies de uso común y lavarte regularmente las manos con agua y jabón.

Comparte tu opinión