SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Cerrar

Miles de niños podrían perder su seguro médico si no se renueva CHIP

Por Kaiser Health News -

 El Congreso finalmente parece estar isto para tomar acción sobre el Programa de Seguro de Salud para Niños (CHIP) después que su financiación caducara el 30 de septiembre.

Antes de la fecha límite, los legisladores estaban ocupados luchando por la fracasada derogación del Obamacare.

CHIP cubre a 9 millones de niños en todo el país. Pero hasta que el Congreso lo renueve, los estados no recibirán el financiamiento federal adicional que ayuda a las familias de bajos y medianos ingresos.

El programa, que ha gozado de un amplio apoyo bipartidista, ayuda a las familias que no tienen ingresos altos, pero ganan demasiado para ser elegibles para el Medicaid. Además de los niños, CHIP cubre a 370.000 mujeres embarazadas al año. Al igual que el Medicaid, tradicionalmente es costeado con fondos estatales y federales, pero el gobierno federal cubre la mayor parte de sus gastos.

Si no se aprueba una refinanciación pronto, se espera que varios estados se queden sin dinero para los gastos de CHIP antes de que termine 2017, y la mayor parte del resto agotará sus fondos el próximo verano. CHIP ha estado en esta situación de emergencia sólo una vez desde que se estableció en 1997. En 2007, el programa estuvo semanas en el limbo, hasta que el Congreso autorizó su financiación.

El siguiente es un vistazo a lo que puede esperarle al programa.

1. ¿Los niños perderán cobertura porque el Congreso no cumplió con la fecha límite?

Podrían eventualmente, pero no de inmediato. Algunos estados que enfrentan la amenaza más inmediata -incluyendo California y Arizona- tienen fondos suficientes sólo hasta fin de año.

Ningún estado ha anunciado planes para congelar la inscripción o alertar a las familias sobre cualquier posible interrupción de la cobertura. Pero si el Congreso no logra renovar la financiación rápidamente, algunos estados podrían comenzar a tomar medidas para flexibilizar el programa en las próximas semanas.

2. ¿Cómo reaccionaron los estados ante el Congreso que dejó pasar la fecha límite?

La mayoría de los estados no están haciendo mucho, excepto gastar el dinero federal que les queda. 

Minnesota estaba entre los más amenazados porque había gastado todos sus fondos. Funcionarios estatales dijeron el martes 3 de octubre que los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid (CMS, por sus siglas en inglés) estaban otorgando a ese estado $3,6 millones para cubrir a CHIP este mes.

Emily Piper, comisionada del Departamento de Servicios Humanos de Minnesota, dijo a un periódico local que las arcas de CHIP en el estado estarían vacías para el domingo 2 de octubre.

Utah ha notificado a los CMS que planea discontinuar su programa CHIP para final de año a menos que reciba más dinero federal. Cerca de 19,000 niños están en el programa CHIP del estado, dijeron funcionarios estatales. Hasta ahora, sin embargo, el estado dijo que no se está moviendo para suspender el servicio o la inscripción, o alertar a los inscritos sobre cualquier posible cambio.

Funcionarios de Nevada dijeron que si no se amplía la financiación, podrían tener que congelar la inscripción el 1 de noviembre y terminar la cobertura para el 30 de noviembre.

California, que tiene 1,3 millones de niños cubiertos por CHIP, miles de ellos hispanos, tiene la más alta inscripción entre los estados que se estarían quedando sin financiación este año. Pero, hasta ahora, está operando como de costumbre.

"Estimamos que tenemos disponible el financiamiento de CHIP al menos hasta diciembre de 2017", dijo Tony Cava, portavoz del Departamento de Servicios de Salud de California. "Nuestro programa CHIP está abierto para la inscripción y continúa funcionando normalmente".

Oregon dijo que tiene suficientes fondos CHIP hasta fin de octubre para su programa que cubre a 98,000 niños.

3. ¿Cuándo es probable que actúe el Congreso?

Los comités de Finanzas y de Comercio y Energía del Senado han programado votar el miércoles 4 de octubre sobre la legislación para extender la financiación de CHIP. Si ambos aprueban sus proyectos de ley individuales, los votos en los pisos de ambas cámaras podrían ocurrir pronto, y entonces tendrían que resolver cualquier diferencia.

El presidente del Comité de Finanzas del Senado, Orrin Hatch (republicano de Utah) y el demócrata del comité, Ron Wyden, de Oregon, anunciaron un acuerdo a mediados de septiembre para renovar la financiación de CHIP. Bajo el acuerdo propuesto, la financiación federal de CHIP se reduciría en 23 puntos porcentuales a partir de 2020, volviendo a sus niveles pre-Obamacare. El acuerdo extendería la vida del programa hasta 2022.

Hatch y Wyden no proporcionaron detalles sobre cómo pagarían la extensión de CHIP.

El Comité de Energía y Comercio de la Cámara de Representantes publicó su proyecto de ley justo antes de la medianoche del lunes 2 de octubre. Refleja el plan del Comité de Finanzas del Senado, extendiendo el financiamiento para CHIP por cinco años y elimina gradualmente el aumento de 23 puntos porcentuales de financiamiento proporcionado por la Ley de Cuidado de Salud Asequible (ACA) durante los próximos dos años.

4. Si CHIP es tan popular entre republicanos y demócratas, ¿por qué el Congreso aún no ha renovado el programa?

La renovación de la financiación no fue una prioridad entre los líderes republicanos, que han pasado la mayor parte de este año tratando de reemplazar la ley de salud (Obamacare)y reformar dramáticamente el Medicaid. Algunos en el Congreso también pensaron que la fecha límite del 30 de septiembre era blanda ya que los estados podrían extender por más tiempo sus fondos existentes.

5. ¿A quién beneficia CHIP?

Aunque los niveles de elegibilidad para CHIP en base a los ingresos varían según el estado, alrededor del 90% de los niños cubiertos están en familias que ganan el 200% de la pobreza o menos ($40,840 para una familia de tres). CHIP cubre a niños y adolescentes hasta los 19 años. Los estados tienen la opción de cubrir a mujeres embarazadas, algo que hacen 18 de ellos y el Distrito de Columbia.

El programa es conocido por diferentes nombres en diferentes estados como Hoosier Healthwise en Indiana y PeachCare for Kids en Georgia.

Para las familias que salen del Medicaid a medida que aumentan sus ingresos, CHIP es una opción asequible que asegura una cobertura continua para sus hijos. Muchos estados operan sus programas CHIP como parte del Medicaid.

Phil Galewitz, de Kaiser Health News es el autor de esta historia

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Seguros de Salud a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad