Higuera, estas son sus propiedades más allá del higo

Higuera, estas son sus propiedades más allá del higo
Esta planta es muy apreciada por sus frutos dulces (poseen entre 50 y 60% de azúcares), pulposos y en forma de gota.

¿Qué es la higuera?

La higuera (Ficus carica L.) es un árbol mediano de hasta 8 metros de altura, de copa abierta por su gran ramificación que habitualmente surge desde muy abajo del tronco. Las hojas, lobuladas, suelen medir alrededor de 20 centímetros (cm.).

Esta planta es muy apreciada por sus frutos dulces (poseen entre 50 y 60% de azúcares), pulposos y en forma de gota, que miden unos 7 cm. Cabe resaltar que en botánica se considera a los frutos de la higuera lo que se encuentra dentro de lo que habitualmente llamamos "frutos", sin embargo, a los fines generales podemos permitirnos seguir con esta inofensiva confusión.

Algunas variedades, como la llamada San Pedro, desarrollan frutos dos veces al año, la primera fructificación se llama Breva y crece a principio del verano, mientras que los segundos se llaman Higos, y se encuentran maduros a fines del verano. La Breva no necesita ser polinizada y no tiene semillas verdaderas mientas el Higo sí. De todas maneras, las higueras se propagan sencillamente por esquejes.

Se cree que las primeras higueras se extendieron desde el sudoeste asiático hasta el noroeste de la India, en la histórica región de Caria, hoy conocida como Turquía. En la actualidad se ha naturalizado en todo el mediterráneo y en muchos lugares del mundo con climas subtropicales.

La historia del cultivo de la higuera data de hace más de 5 000 años y forma parte de numerosos registros históricos, en los cuales se suelen encontrar menciones sobre sus efectos en el organismo y usos medicinales de los frutos, del látex que surge al cortarla, o de las hojas.

Otros nombres:

Algunas variedades de higueras dan frutos dos veces al año y en algunos países esos frutos tienen nombres diferentes.

  • En español: Planta: Higuera, higuera común, planta de higos. Fruto: Breva (Primera fructificación) e higo (Segunda fructificación).
  • En Mexico: higo, higuero, yaga yaxo castilla, yaxo castilla
  • En Brasil: Planta: Behereira, figueira, figueira-comum, figueira-da-europa, figueira-do-reino. Fruto: Figo.
  • En francés: Arbre À carriques, caprifi guier, carique, figue, figue commun, figuier, figuier comestible.
  • En ingles: Fig tree, fig, common fig, cultivated fig, edible fig, wild fig.

En medicina natural

A causa de su amplia distribución y la antigüedad de su cultivo, es correcto suponer que la higuera y sus frutos han sido utilizados con fines medicinales a lo largo de la historia para numerosas afecciones. Hay registros abundantes de usos tradicionales donde toda la planta (incluso procesada de formas variadas), ha sido mencionada como medicamento en afecciones muy diferentes. En la actualidad, aún son escasos los estudios científicos que ayuden a evaluarlos.

Para qué se usa

Se han encontrado registros que la planta de higuera se ha usado tradicionalmente como laxante leve, demulcente, diurético, digestivo, emoliente, afrodisíaco, pectoral, para tratar trastornos del hígado y el bazo, hemorroides, la gota, y localmente para la ictericia. Una decocción de hojas se ha usado como un remedio para la diabetes y las calcificaciones en los riñones y el hígado.

Los frutos suelen ser utilizados como cataplasmas en tumores o crecimientos anormales, y tostados en abscesos dentales. Las frutas verdes inmaduras se cocinan con otros alimentos como un galactogogo (estimula la leche materna) y tónico. También los frutos se han usado para tratar la epilepsia, el asma y la locura.

El látex del tallo se aplica comúnmente en verrugas, callos, úlceras y llagas en la piel, y se toma como purgante y vermífugo. También tiene un efecto analgésico contra picaduras de insectos.

Acción antioxidante

Los higos son ricos en polifenoles, flavonoides, antocianinas, que garantizan que los frutos (con su cáscara) sean buenos antioxidantes, siendo la variedad de frutos de color oscuro la que contiene más. En estudios con personas se registró que el higo seco, al igual que la ciruela seca, poseen un antioxidante de calidad superior a la vitamina C y E.

Las hojas también son ricas en antioxidantes por sus compuestos fenólicos y se afirma que tienen la capacidad de eliminar radicales superóxido (O2-).

Actividad antiviral

El extracto acuoso de las hojas de higuera y el látex de los frutos mostraron en laboratorio actividad antiviral, inhibiendo la multiplicación del herpes simple tipo 1 (HSV-1). (Wang et al. 2004, Lazreg Aref et al. 2011). Los estudios son escasos y es necesario mayor evidencia para evaluar esta acción.

Para tratar las verrugas

Un estudio clínico en 25 pacientes con verrugas comunes (verruga vulgaris) (Bohlooli et al. 2007) se realizó un ensayo comparativo del látex de higuera versus la crioterapia. Se descubrió que la terapia con látex fue algo menos efectiva pero con ventajas evidentes sobre la facilidad de uso, corta duración del tratamiento, baja tasa de recurrencia y sin informes de efectos secundarios.

Actividad antiinflamatoria

El estudio de Ali et al. (2011) validaron la afirmación tradicional en que se señalaba que las hojas de higuera tenían actividad antiinflamatoria y antioxidante. Entre los usos tradicionales estaba el de aplicar las hojas en la piel para diversas afecciones, como hinchazón y picadura de insectos. La actividad antiinflamatoria se fundamenta por la presencia de esteroides y flavonoides en las hojas que ayudan a la eliminación de radicales libres

Otras acciones posibles

Estudios de la higuera Ficus carica L. en laboratorio y con animales demostraron resultados positivos, aunque insuficientes, para las siguientes acciones: anticancerígeno, hepatoprotector, hipoglucémica, antihiperlipidémica, hipocolesterolémica, inmunomoduladora, antipiretica, antimicrobial, antiplaquetaria, antimicrobiana, antihelmíntica y larvicida (contra Aedes aegypti). Estas actividades y algunas más seguramente serán analizadas en el futuro, mientras tanto, no se puede evaluar su efectividad.

Cómo se usa

Uso tópico

Para las verrugas: se utiliza una hoja fresca o un tallo joven, recién cortado, se extrae el látex blanco (como leche espesa) que sale al cortar la hoja, fruto, o tallo y se aplica unas pocas gotas sobre la verruga. Se deja actuar unas horas, convenientemente mientras duerme en la noche para que las horas sean muchas y luego se lava con abundante agua limpia. El proceso se repite a diario durante una semana o más, hasta que se vea desaparecer la verruga. Al mismo tiempo se pueden tratar más de una verruga.

Es conveniente que un profesional de la salud sea quien supervise el tratamiento porque la planta de higuera puede causar dermatitis de contacto o reacciones alérgicas y hasta no descartar por completo esa posibilidad no se debe aplicar el látex sobre la piel.

Para las picaduras de insectos: se utiliza para desinflamar y calmar la picazón de una picadura de insecto. Es importante aclarar que NO se debe utilizar para picaduras de insectos o arácnidos ponzoñosos porque la higuera no evita la acción de los venenos. Se extrae el látex de la higuera (como leche espesa), que sale al cortar la hoja, fruto, o tallo recién cortado y se aplica sobre la picadura de insecto.

Aunque se utilice en pequeñas cantidades el Látex de la higuera puede causar dermatitis de contacto o reacciones alérgicas, por lo que es conveniente que sea un profesional de la salud quien indique la posología, y ante una reacción adversa consular inmediatamente al médico.

Vía oral

Como laxante natural: se realiza una compota con los frutos apenas maduros de la higuera fresco o seco (se hierve con abundante agua y azúcar), y se consume a voluntad el líquido y los frutos.

Preocupación sobre su uso

Alergias

En algunos textos y estudios se advierte sobre el consumo de los frutos de la higuera, como del contacto con las hojas y el látex de la planta, porque se han reportado sensibilidad o reacciones alérgicas, inclusive en consumos de pequeñas cantidades. (Saeed y Sabir 2002), (Zaynoun et al. 1984), (Derraik y Rademaker 2007).

El higo seco o fresco puede ser otras de las frutas alergénicas asociadas a la piña, banano, kiwi, aguacate y papaya.

Embarazos y lactancia

No se recomienda el consumo medicinal de la higuera durante la lactancia o el embarazo porque no está debidamente estudiado y falta evidencia científica que garantice su consumo.

Uso contraindicado

No hay suficientes estudios científicos clínicos para evaluar las contraindicaciones. En teoría debido a su composición y los efectos de los usos tradicionales es de suponer que no se debe consumir la higuera con medicamentos de usos semejantes u opuestos a los efectos de la higuera. En cualquier caso, tiene que ser un profesional de la salud quién controle su consumo.

Fuentes consultadas:

CRC World Dictionary of Medicinal and poisonous plants. Umberto Quattrocchi, F.L.S. ISBN: 978-1-4822-5064-0.

Edible Medicinal and Non-Medicinal Plants, T.K. Lim.

Flora Iberica Plantas medicinales, Roberto Chiej. ISBN: 84-253-33 78-4.

Indian Medicinal Plants, C.P. Khare. ISBN: 978-0-387-70637-5.

The international plant names index (IPNI).

The plant list.

Tropicos.org

Comparte tu opinión