Trucos para el uso seguro del freezer y alimentos congelados

Trucos para el uso seguro del freezer y alimentos congelados
Desde el embalaje hasta el tiempo, y la ubicación del alimento, todo es importante | Foto: ISTOCK

La congelación es una forma efectiva de hacer que los alimentos perecederos duren más tiempo. El proceso de congelación impide el crecimiento de bacterias, levaduras y mohos que causan el deterioro de los alimentos y la intoxicación alimentaria. Sin embargo, es importante seguir estos consejos para congelar y proteger de forma segura la calidad de tus alimentos, brindados por la Academia Americana de Nutrición y Dietética.

¿A qué temperatura debe estar el freezer?

Debe estar a 0° F o menos, y así la comida siempre estará siempre segura. Las perillas de control de temperatura incorporadas pueden no ser precisas, por lo que es ideal utilizar un termómetro por separado para verificar la temperatura interna del congelador. Estos termómetros están disponibles en supermercados, ferreterías y tiendas especializadas en cocinas.

Usa la función "Time to Toss" en Is My Food Safe o la Tabla de almacenamiento del refrigerador/congelador para determinar los tiempos de almacenamiento adecuados. Éstos son sólo para conservar la calidad, porque el proceso de congelación mantiene la comida segura casi indefinidamente. La calidad de los alimentos puede ser alterada tras un largo almacenamiento en el freezer.

¿Qué puedo congelar?

Puedes congelar casi cualquier alimento con algunas excepciones, incluidos los alimentos enlatados o los huevos con cáscara. Puedes freezar artículos como la mayonesa, la salsa de crema y la lechuga de forma segura, pero ten en cuenta que se verá afectada la calidad. La carne, las aves de corral, los mariscos y otras verduras, son excelentes alimentos para congelar porque mantendrán su calidad por más tiempo que si estuvieran cocidos.

¿Cómo debo embalar?

Los alimentos deben estar bien empacados en bolsas especiales de congelación o en recipientes herméticos. Exprime el aire de las bolsas antes de sellar y deja algo de espacio en los contenedores por si los alimentos se expanden. Si se escapa la humedad, los alimentos congelados pueden volverse secos, duros y desarrollar "quemaduras por congelación".

Para evitar la pérdida de humedad, usa un embalaje tal como:

  • Frascos de vidrio

  • Contenedores de plástico para congelar
  • Papel de aluminio pesado
  • Papel de congelación recubierto de plástico
  • Envoltura de polietileno 
  • Bolsas congelables aptas para freezer

No olvides las etiquetas

Recuerda etiquetar y fechar los alimentos antes de colocarlos en el congelador, con las prácticas etiquetas que se consiguen fácilmente. No uses cajas de cartón ni reutilices recipientes de plástico del requesón, helado, crema batida, margarina, etc., ya que estos recipientes no fueron diseñados para congelar alimentos de manera segura.

Cómo prevenir la quemadura por congelación

Las quemaduras por congelación son las manchas blancas y secas que aparecen en la superficie de los alimentos congelados. Aunque esa quemadura no te enfermará, hace que los alimentos congelados, como la carne y otros productos, resulten duros y sin sabor. Para que eso no suceda, se recomienda:

  • Envuelve los artículos del congelador en papel pesado para congelar, envoltura de plástico, bolsas especiales de congelación o papel de aluminio.
  • Pon fecha a todos los paquetes del congelador y usa primero el alimento más antiguo.
  • Haz que los alimentos más antiguos sean más fáciles de tomar, colocando siempre los nuevos en la parte posterior del freezer.

Comparte tu opinión