Adicción a internet afecta a 6% en el mundo

Adicción a internet afecta a 6% en el mundo
| Foto: SHUTTERSTOCK

La información publicada en la revista Cyberpsychology, Behavior, and Social Networking, refiere que la necesidad obsesiva de estar conectados a internet puede afectar negativamente la vida de una persona, incluyendo su salud y sus relaciones interpersonales.

Los datos de 89,281 participantes de 31 países de siete regiones del mundo analizados, muestran que la prevalencia de la adicción a Internet varía entre un mínimo del 2.6% en Europa septentrional y occidental y un máximo del 10.9% en Oriente Medio.

Los autores describen entre los factores asociados con una mayor prevalencia de adicción al Internet algunos relacionados con la calidad de vida de las personas como: la percepción de menor satisfacción con la vida en general, una mayor contaminación (principalmente del aire) y un mayor consumo de tiempo de viaje en medio del tráfico, y la renta nacional inferior.

Destacan que al aumentar la eficiencia de las redes de transporte y la instalación de controles de contaminación más estrictos, el estrés ambiental que sufren las personas puede ser aliviado y al estar menos estresado son menos propensos a escaparse al mundo virtual de Internet para buscar consuelo emocional, lo que disminuye la probabilidad de desarrollar adicción a internet.

Además, según los autores del trabajo, desde la perspectiva de la ingeniería social, una mejor calidad de las condiciones ambientales pueden alentar a una participación mayor en actividades al aire libre en lugar de navegar por Internet para aliviar el estrés. Los hallazgos no apoya la hipótesis de que la alta accesibilidad a Internet promueve la adicción al mismo.
Muchos de estos son gente que se escuda y refugia en la Red para aislarse de sus problemas y vida real.

La dependencia a los espacios virtuales como Facebook, Twitter, otras redes sociales, juegos en línea y el chat, ha sido denominado Desorden Adictivo a Internet (IAD en sus siglas en inglés), un trastorno que ha generado un gran debate sobre si se debe considerarse una enfermedad o no y que afectaría a entre el 6 y 10% de los 189 millones de usuarios que emplean internet en los Estados Unidos.

La adicción a Internet no es considerada un trastorno de salud mental en la comunidad psiquiátrica, sin embargo, en EE.UU., el Desorden Adictivo a Internet  es tratado por varios centros médicos especializados, entre ellos los de la Universidad de Maryland en College Park y el Computer Addiction Study Center, del Hospital McLean, en Belmont, Massachusetts.

Más para leer:

Comparte tu opinión