Remedios naturales para piernas cansadas

Molestia frecuente

Molestia frecuente

Es un dolor que padecen muchas mujeres, sobre todo al final de la jornada de trabajo o en épocas de alta temperatura. Entérate cuáles son las principales causas de las piernas agotadas y cuáles son las formas de aliviarte sin medicamentos.

¡Me duelen las piernas!

La hinchazón con o sin dolor puede afectar ambas piernas y puede manifestarse en las pantorrillas o los muslos. Debido al efecto de la gravedad, la hinchazón es particularmente notoria en la parte baja del cuerpo, informa la Biblioteca Nacional de Medicina.

Cómo aliviar el dolor de piernas
¿Por qué duelen?

¿Por qué duelen?

Es común en las siguientes situaciones: tener sobrepeso, coágulos de sangre en la pierna que impiden que la sangre vaya de nuevo al corazón, por insuficiencia cardíaca, renal o insuficiencia hepática, desgarro, distensión muscular, tendón inflamado o ateroesclerosis.

Mujeres más cansadas que los hombres

Causan dolor de piernas

Los viajes largos en avión o en automóvil, permanecer de pie por mucho tiempo, tomar estrógenos, algunos momentos del ciclo menstrual, las infecciones del hueso, de la piel y del tejido blando (celulitis), inflamación de las articulaciones, artritis o gota, según informa la Biblioteca Nacional de Medicina.

Los medicamentos, enemigos

Ciertos fármacos también pueden hacer que las piernas se hinchen: antidepresivos, medicamentos para la presión arterial, hormonas, esteroides. También los tacones demasiados altos, las várices y la falta de ejercicio, son factores que provocan las molestias.

Los calambres

Los calambres

El dolor también puede deberse a un calambre en los músculos, por deshidratación o cantidades bajas de potasio, sodio, calcio o magnesio en la sangre, por fatiga, distensión muscular por sobrecarga, ejercicio excesivo o mantener un músculo en la misma posición durante mucho tiempo.

Calambres en la pierna

Solución 1: agua tibia y sales

Una alternativa sencilla y que se puede hacer en casa: los baños de agua tibia, a la que le puedes agregar sales marinas o sal gruesa de mesa. En las tiendas puedes conseguir sales de baño naturales o incluso algunas hierbas relajantes y desinflamatorias, como por ejemplo malva.

¿Piernas cansadas es signo de varices?
Pequeño Spa

Pequeño Spa

Sólo necesitas una pequeña tina para sumergir los pies en ese preparado y relajarte al menos 20 minutos al día, si es posible, al término de la jornada laboral o cuando sientas molestia. Nunca utilices el agua muy fría ni muy caliente, pues las temperaturas extremas son enemigas de la circulación.

2. Eleva las piernas

2. Eleva las piernas

Levantar las piernas durante algunos minutos cada día mejorará la circulación. Cada noche, luego de haberte dado una ducha relajante, o después de haber hecho el baño de inmersión con sales, puedes acostarte en el piso y apoyar las piernas sobre la cama, formando con ellas un ángulo recto de 90°.

4. Cuida la alimentación

Además de incorporar frutas y verduras a tu dieta y bajar las grasas, toma mucho líquido todo el día, en lo posible agua (se aconsejan 2 litros), especialmente antes si haces ejercicio; en ese caso, bebe durante y después de la actividad física, aconsejan los Institutos Nacionales de Salud (NIH).

5. Haz actividad física

Hacer ejercicio en forma regular es importante, pero también es vital evitar lesiones que pueden provocar dolor de piernas. La Biblioteca Nacional de Medicina aconseja realizar calentamiento antes de la actividad física y volver a la calma al finalizar. Asegúrate también de hacer estiramiento.

Ejercicios para tener piernas fuertes
6. Piensa en las hierbas

6. Piensa en las hierbas

Si la causa de las piernas cansadas es por la mala circulación sanguínea, hay algunas infusiones naturales de hierbas que pueden ayudarte. Son conocidas por sus propiedades de mejorar la circulación la planta de romero, ginkgo biloba, jengibre, cola de caballo, cayena y mostaza negra

7. Recurre a los masajes

Es muy agradable recibir masajes que aliviarán la pesadez de tus piernas cansadas. Éstos estimulan el flujo sanguíneo y producen alivio. Consulta al masajista por los aceites esenciales que mejoran la circulación y pide que aplique alguno, como por ejemplo, el de ciprés.

8. Otros consejos

8. Otros consejos

Para evitar el dolor de piernas: no bebas alcohol, baja de peso si estás excedida, no abuses de los tacones altos ni de cargar demasiado peso. Vigila el colesterol, la diabetes y la presión arterial, aconseja la Biblioteca Nacional de Medicina.

Ejercicios para lucir piernas perfectas

¿Cuándo consultar al médico?

Si el dolor de piernas no cesa con terapias caseras y descanso adecuado, consulta al médico. Sobre todo si presentas inflamación o enrojecimiento, fiebre, si la pierna se torna negra o azul, si está fría y pálida, o si el dolor aumenta al hacer ejercicio. Fuente: Institutos Nacionales de Salud.

Por qué estoy siempre cansada
Comparte tu opinión