Por qué debes incluir pasas de uva en tu dieta

Foto: ISTOCK

Pueden ser amarillas, marrones o moradas, pero sus beneficios serán los mismos. Las pasas de uvas son bocadillos sabrosos y prácticos para comer en cualquier lugar y momento del día. Sin embargo, estos pequeños frutos también esconden fantásticas propiedades. Aquí te contamos por qué siempre debes llevar una porción en tu bolso o mochila.

Otra forma del fruto
Foto: ISTOCK

Otra forma del fruto

Las pasas son uvas deshidratadas, por lo tanto, se incluyen en la categoría de frutos secos. Se obtienen mediante procesos de limpieza, sumersión, y secado. Tras este tratamiento el tamaño del fruto se reduce hasta 4 veces, logrando una textura blanda y un sabor agridulce.

Buenas para la salud
Foto: ISTOCK

Buenas para la salud

El proceso de deshidratación les confiere a las pasas un mayor nivel de antioxidantes que el de las uvas, aunque más bajo de vitamina C. Además de estas propiedades, estos sabrosos frutos son ricos en fibras solubles e insolubles, nutrientes esenciales, minerales y energía en forma de azúcares y calorías. Estos son sus beneficios:

1. Contra el estreñimiento

Son un alimento ideal para mejorar nuestra digestión y promover la regularidad. Esto se debe a que su rico contenido de fibra soluble absorbe el exceso de agua, mientras que la insoluble otorga cuerpo a las heces. Este proceso favorece los movimientos intestinales para una eliminación adecuada.

2. Buenas para la vista
Foto: ISTOCK

2. Buenas para la vista

Las pasas son ricas en polifenoles, antioxidantes que pueden proteger las células de los ojos de los radicales libres. Estos son compuestos dañinos que promueven el envejecimiento celular, favoreciendo la aparición de enfermedades como cataratas o degeneración macular relacionada con la edad.

3. Previenen la hipertensión

Las pasas de uva pueden ser bocadillos de gran ayuda para mantener una buena salud cardiovascular, manteniendo a raya la presión arterial. Esto se debe a que combinan niveles bajos de sodio con otros altos en potasio, ayudando a relajar los vasos sanguíneos. Para aprovechar estos efectos los profesionales recomiendan consumir unos 20 gramos diarios.

4. Antiácido natural
Foto: ISTOCK

4. Antiácido natural

El pH es una medida de acidez, en el caso del cuerpo se guía por la sangre, orina o saliva. Cuando esta se encuentra desequilibrada puede causar problemas, como un mal funcionamiento del sistema inmune o los vasos sanguíneos, fatiga, dolores musculares y piel irritada. Las pasas son ricas en minerales como el cobre, hierro, potasio y magnesio, capaces de contrarrestar ese desequilibrio.

5. Mantente joven

Gracias a sus propiedades antioxidantes pueden ayudar a mantener la salud celular de la piel y prevenir el daño por envejecimiento. Además, las pasas estimularían la circulación sanguínea, lo que ayudaría a nutrir los capilares y así, mantener sano nuestro cabello.

Cómo consumirlas
Foto: ISTOCK

Cómo consumirlas

Por su practicidad para cosumirlas, las pasas son una opción ideal para cualquier momento del día. Sin embargo, los especialistas informan que comerlas en las primeras horas de la mañana potenciaría sus beneficios. Puedes mezclarla con los yogures, cereales, otros frutos secos e incluso añadirla a tus ensaladas.

Consumo moderado

Aunque tienen muchos beneficios, los profesionales alertan que el consumo de las pasas debe ser moderado. Su importante nivel energético junto a su pequeño tamaño facilitaría el consumo excesivo de calorías. Además, en grandes cantidades podrían causar trastornos gastrointestinales, como calambres, gases y diarrea. Para no correr riesgos, los especialistas recomiendan consumir ¼ de tasa por día.

Fuentes consultadas

Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU., Institutos Nacionales de la Salud, Natural Medicine.

Comparte tu opinión