Mitos y verdades sobre la cafeína

Foto: ISTOCK

La cafeína es uno de los compuestos más estudiados por la ciencia y la polémica sobre sus beneficios y efectos negativos es un largo debate en el mundo de la salud. ¿Crea adicción? ¿Es enemiga del sueño? ¿Produce gastritis? Veamos que dicen los expertos.

Foto: ISTOCK

La cafeína es un alcaloide del grupo de las xantinas de sabor amargo que se encuentra en más de 60 plantas, destacándose los granos de café, las nueces de cola (utilizadas para saborizar los refrescos de cola), las vainas de cacao (utilizadas para fabricar chocolates) y las hojas de té. Se estima que en EE. UU., el 80% de los adultos consume cafeína a diario.

La sensibilidad a la cafeína es la cantidad de esta sustancia capaz de producir un efecto en el organismo. Es una variable, y, en promedio, cuanto más pequeña sea una persona, menos cafeína se necesitará para que sufra efectos secundarios. Quienes la consumen regularmente desarrollan rápidamente una menor sensibilidad.

Foto: ISTOCK

La cafeína se incluye en la categoría "GRAS", es decir, un alimento reconocido como seguro, según la Administración de Alimentos y Medicamento de los Estados Unidos (FDA). Además, señala que el consumo moderado (alrededor de tres tazas de café de 250 mg. al día) no es dañino para la salud. Estas son las principales creencias alrededor de su consumo:

¿Crea adicción?

La cafeína tiene muchos efectos en el metabolismo, incluyendo la estimulación del sistema nervioso central, y aunque algunos de sus componentes pueden provocar dependencia, no genera adicción. Las autoridades afirman que no existe evidencia que indique que su uso sea comparable a las consecuencias físicas y sociales que se asocian con la adicción a las drogas peligrosas.

El lado bueno de beber café

Los investigadores explican que la dependencia a la cafeína se desarrolla debido a la influencia que tiene en la química cerebral. Como afecta el balance de neurotransmisores, un consumo constante provocaría cambios a largo plazo, por lo que la cafeína se volvería necesaria para equilibrar las sustancias cerebrales.

¿Se debe evitar en el embarazo?

El consumo moderado de cafeína es inocuo tanto para la mujer embarazada como para el feto, no se registra que provoque efectos adversos y tampoco afecta la fertilidad. Sin embargo, se recomienda que las mujeres en esta condición la consuman con prudencia, entre una o dos tazas al día como máximo.

¿Es perjudicial para los niños?

La mayoría de los padres jamás pensarían en darles a sus hijos café, sin embargo, pueden ingerir cafeína al tomar un refresco o comer chocolates. En general, los niños tienen la misma capacidad de asimilarla que las personas adultas y un consumo moderado no representaría ningún riesgo. En niños sensibles a la cafeína puede producir nerviosismo, irritabilidad, ansiedad y perjudicar la nutrición.

¿Afecta el sueño?
Foto: ISTOCK

¿Afecta el sueño?

La cafeína no es la sustancia más recomendable antes de irse a dormir. Beber café, té, un refresco o comer chocolate favorece el bloqueo de los receptores de la adenosina, un neurotransmisor con el que el organismo pasa a un estado de alerta que inhibe la capacidad de regular el cansancio tanto físico como intelectual, manteniendo el estado de vigilia y dificultando la conciliación del sueño.

Remedios para combatir el insomnio

¿Facilita la digestión?

La cafeína estimula la secreción de saliva y jugos gástricos en el estómago que favorecen el trabajo intestinal y contribuyen a la descomposición de los alimentos durante el proceso digestivo. Sin embargo, en dosis elevadas puede provocar anomalías, tales como la irritación de las paredes estomacales. La cafeína también está asociada al exceso de acidez en el estómago.

¿Produce gastritis?

Si bien suele señalarse a la cafeína como la culpable de la gastritis, ya que aumenta la secreción de ácido clorhídrico que se produce en el estómago y crea un entorno más ácido, por sí sola no puede producir esta patología. Beber café antes de comer puede irritar la mucosa estomacal, por eso, se recomienda que las personas con problemas gástricos eviten su consumo.

¿Eleva el riesgo de osteoporosis?
Foto: ISTOCK

¿Eleva el riesgo de osteoporosis?

Varias investigaciones sobre el consumo de cafeína sugieren que puede incrementar la pérdida de calcio en la orina y provocar el adelgazamiento de los huesos. Sin embargo, los especialistas creen que este efecto solo podría ser significativo en la salud ósea de las personas que consumen poca leche o una baja cantidad de calcio total.

¿Es mala para el corazón?

La ingesta de cafeína puede causar palpitaciones y un aumento de la presión arterial, si se ingiere en exceso o se es sensible a ella. La evidencia científica actual informa que su consumo no aumenta el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares ni incrementa los niveles de colesterol.

¿Provoca cáncer?

Muchas investigaciones señalan que la cafeína podría ser particularmente útil en el tratamiento de varios tipos de cáncer. Esto se debe a que esta sustancia, y una molécula relacionada con ella, llamada teofilina, bloquean una enzima que es crucial para la multiplicación de las células con daños en el ADN que tienen más probabilidad de convertirse en cancerosas. Aún se necesitan más estudios para comprender los mecanismos detrás de esa relación.

¿Nos hace más listos?

Los estudios muestran que la cafeína puede optimizar la función cognitiva. La ingesta de 400 mg. o el equivalente a cuatro tazas diarias de café, se vinculó con un aumento en la velocidad de respuesta, precisión, y un menor margen de error. Sin embargo, ese nivel de consumo puede ser perjudicial y la evidencia disponible es insuficiente, por lo que se necesitan más estudios.

Trucos para mantener el cerebro joven

Fuentes consultadas

Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU., Asociación Nacional de Café de EE. UU., Base Exhaustiva de Datos de Medicamentos Naturales, Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU., Concejo de la Asociación Médica Estadounidense sobre Asuntos Científicos, Organización Mundial de la Salud.

Comparte tu opinión