Más de 10 muertes son asociadas al uso del balón gástrico para la obesidad

Más de 10 muertes son asociadas al uso del balón gástrico para la obesidad
Este procedimiento reduce la capacidad del estómago y el paciente pierde peso. | Foto: GETTY IMAGES

Cinco pacientes se suman a las muertes relacionadas al uso de balones intragástricos para el tratamiento de la obesidad. La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por su sigla en inglés) emitió una alerta sobre el riesgo de esta práctica: ya son 12 las personas que han fallecido tras el uso de este dispositivo para perder peso.

“Hemos venido dando seguimiento con atención a los efectos adversos, incluyendo un total de 12 muertes en los últimos dos años, de los que se ha informado en pacientes con dos dispositivos de balón utilizados para tratar la obesidad”, señaló William Maisel, director de la Oficina de Evaluación de Dispositivos, del Centro de Dispositivos y Salud Radiológica de la FDA.

Las muertes reportadas se relacionan específicamente al Sistema de Balón Intragástrico Orbera y el Sistema de Globo Dual Integrado ReShape. En cuatro de los casos recientes la muerte fue precedida por una perforación gástrica que ocurrió tres semanas después de la colocación quirúrgica del balón (tres de ellos eran ReShape). La quinta muerte aún está siendo investigada (el paciente usaba Orbera).

En un comunicado, ReShape Lifesciences dijo que recibió apenas tres informes de muertes desde el lanzamiento comercial de su producto, en agosto de 2015: "Estas tres muertes se produjeron entre más de 5,000 balones implantados en todo el mundo, incluidos los de nuestro ensayo clínico (265) y los vendidos comercialmente". La tasa de incidencia de muerte de todos los globos ReShape implantados hasta el 30 de abril es del 0.06%.

La FDA está investigando, junto a los fabricantes, las posibles complicaciones relacionadas con el implante y uso de estos balones, como perforación de la pared estomacal o del esófago, inflamación del páncreas o hiperinflación espontánea (los balones se llenan aire y se agrandan). También exigió que la etiqueta del producto aborde como es debido estos riesgos.

“Si bien estos dispositivos siguen siendo una opción de tratamiento adecuada para algunos pacientes con obesidad, éstos siempre deben abordar con sus médicos cuál es la mejor opción de tratamiento para ellos”, explicó Maisel.

Cómo funciona un balón intragástrico

Los balones intragástricos son un sistema que consiste en ocupar espacio del estómago del paciente para que ingiera menos alimentos y pueda perder peso. Se introducen en el cuerpo a través de la boca usando un procedimiento endoscópico mínimamente invasivo; una vez en su lugar, el globo se llena con solución salina.

En julio de 2015 la FDA aprobó su uso en personas obesas que necesitan perder peso. Y el año pasado la Sociedad Americana de Cirugía Metabólica y Bariátrica avaló el procedimiento como seguro y eficaz.

De acuerdo a la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, todos los tratamientos quirúrgicos contra la obesidad o cirugías bariátricas tienen riesgos y complicaciones, como infecciones, hernias y coágulos sanguíneos.

Más para leer:

Comparte tu opinión