Vinculan más de 450 casos de enfermedad pulmonar severa con "vaping"

Vinculan más de 450 casos de enfermedad pulmonar severa con "vaping"
El vapeo ha aumentado dramáticamente entre los adolescentes. En 2018, casi el 21% de los estudiantes de secundaria informaron haber usado cigarrillos electrónicos. | Foto: ISTOCK

Oficiales de salud informaron que habría más de 450 casos de enfermedad pulmonar severa vinculada al consumo de cigarrillos electrónicos, hábito conocido como "vaping" o vapeo.

Estos casos, que han ocurrido en 33 estados y una jurisdicción, incluyen algunos que todavía están bajo investigación por parte de funcionarios de salud estatales.

En un informe preliminar publicado el viernes 6 de septiembre en el New England Journal of Medicine, funcionarios de salud de Illinois y Wisconsin dieron un desglose de los primeros 53 casos en sus estados: el 83% fueron hombres, con una edad promedio de 19 años, y el 94% habían sido hospitalizados. 

Más de la mitad terminó en cuidados intensivos, y aproximadamente un tercio necesitó soporte mecánico para respirar.

Oficiales de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) también revelaron dos muertes confirmadas relacionadas con el vapeo en Minnesota e Indiana. Otras dos, una en Illinois y otra en Oregon, habían sido reportadas previamente.

Un producto que invadió el mercado

Los cigarrillos electrónicos, también llamados vapes, se introdujeron en los Estados Unidos a mediados de la década de 2000. Algunas de las primeras versiones se parecían a cigarrillos reales. 

Pero los productos se volvieron diferentes y sofisticados. Juul, por ejemplo, una versión que están consumiendo millones de adolescentes en el país, se puede conectar a una entrada de USB para recargarse y cabe discretamente en la palma de la mano, lo que a menudo frustra a los padres y profesores que buscan evitar que los adolescentes lo usen.

Muchos ven el uso adolescente como una razón de peso para comenzar a regularlos de manera más dura.

El año pasado, casi el 21% de los estudiantes de secundaria informaron haber usado cigarrillos electrónicos en los 30 días anteriores a una encuesta, según un análisis de los datos de la National Youth Tobacco Survey publicado por los CDC. 

En 2011, la proporción era solo del 1,5%. Solo entre 2017 y 2018, el número de estudiantes de secundaria que dijeron ser usuarios actuales de cigarrillos electrónicos aumentó en un 78%, a más de 3 millones de estudiantes en general. Los CDC dijeron que 1 de cada 20 estudiantes de secundaria, reportaron haber vapeado en el último mes.

En contraste, el 3% de los adultos dijeron que usaron cigarrillos electrónicos en 2017, según los CDC.

La falta de regulación publicitaria ayudó a que estos productos ganaran una popularidad astronómica. Sobre los cigarrillos electrónicos no pesa la prohibición que existe sobre los cigarrillos tradicionales, que no pueden tener comerciales en radio y televisión.

Juul por ejemplo, lanzó este año una campaña de $10 millones en medios gráficos y en radio y TV, que alcanza a millones de personas. La campaña "Make the Switch" enfoca en elegir un cigarrillo electrónico en vez del tabaco tradicional. 

Existe evidencia de que fumar cigarrillos electrónicos puede actuar como una “puerta de entrada” que lleva a los jóvenes a probar fumar cigarrillos. Y este consumo sigue siendo la principal causa de muerte evitable, matando a más de 480,000 personas en los Estados Unidos cada año.

Frutilla, mango y nicotina líquida

Los cigarrillos electrónicos no producen alquitrán, en el cual se encuentran la mayoría de los químicos que causan cáncer y otros químicos nocivos del humo del tabaco. Pero ambos productos contienen nicotina, que es altamente adictiva y puede dañar el cerebro en desarrollo de los adolescentes.

Además, el vapor que las personas inhalan cuando se calienta la nicotina líquida en los cigarrillos electrónicos puede contener químicos que causan cáncer, metales pesados ​​y otras sustancias peligrosas.

Los sabores están en el centro del debate regulatorio sobre los cigarrillos electrónicos: algunos dicen que son una herramienta importante para lograr que los adultos dejen de fumar cigarrillos combustibles, mientras que otros quieren prohibirlos por completo porque atraen a los niños.

En junio, la junta de supervisores de San Francisco votó por unanimidad para que la ciudad fuera la primera en los Estados Unidos en prohibir efectivamente la venta de cigarrillos electrónicos.

Mientras se analizan las causas de los casos de enfermedad pulmonar grave y las muertes —y se buscan puntos que las conecten—, la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) es la entidad federal que tendrá la última palabra a la hora de regular este tipo de productos.

Fuentes: CDC, FDA, KHN.

Comparte tu opinión