Cuidado con las grasas ocultas en los alimentos

Cuidado con las grasas ocultas en los alimentos
Elige los productos bajos en grasa y sin azúcar añadida. | Foto: GETTY IMAGES

Muchos alimentos procesados contienen grasas que no se perciben a simple vista. Debes estar alerta al contenido de grasa saturada, colesterol y grasas trans. Un exceso de estas grasas perjudican la salud. Además de contribuir al sobrepeso.

El exceso de grasas saturadas, colesterol y grasas trans está asociado a enfermedades cardiovasculares.

¿Cómo afecta el exceso de las grasas saturadas, el colesterol y las grasas a la salud?

El exceso de estas grasas elevan los niveles de colesterol “malo”. Lo que constituye un riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, especialmente por la formación de placas de ateromas que llevan a la aterosclerosis y aumentan la posibilidad de un infarto al corazón.

Encuentra los alimentos bajos en grasa

Afortunadamente también hay muchas alternativas de alimentos bajos en este tipo de grasas. Elígelos para la preparación de tus platillos diarios y úsalos en tus recetas. He aquí algunas recomendaciones:

  • Sustituye la leche entera por leche baja en grasa (1% de grasa).
  • Crema: encuentra un sustituto bajo en grasa dependiendo de la receta puedes usar: crema baja en grasa, queso cottage, yogurt natural o leche evaporada.
  • Queso crema: cámbialo por yogur bajo en grasa natural o por jocoque (producto árabe).
  • Usa margarina con “cero grasas trans”.
  • Si usas mantequilla, disminuye la cantidad o emplea aceite vegetal insaturado.
  • Sustituye el huevo entero por dos claras.
  • Usa quesos bajos en grasa, por ejemplo, queso fresco, parmesano o mozarella bajo en grasa.
  • Elige aderezos bajos en grasa, usa vinagre con limón. O aceites insaturados en forma moderada como el aceite de oliva.
  • Elige nieves en lugar de helados cremosos.
  • En todos los productos selecciona los que sean bajos en este tipo de grasas.
  • Selecciona los cortes de carne magros (bajos en grasa).
  • Elimina la piel del pollo y prefiere la pechuga de pollo por tener menos grasa que los muslos y piernas.

Clave: Revisa etiquetas de información nutrimental

Revisa la información nutrimental de los envases y empaques de los alimentos que contengan y se elaboren con estas grasas y aprende a distinguir cuáles son grasas  malas y cuáles son buenas. Verifica especialmente etiquetas como margarinas, mantecas, leche, queso, crema y también toda la gama de alimentos empacados y envasados y los productos de repostería en cuanto a contenido de:

Grasas saturadas

Verifica el porcentaje de grasas saturadas, compara con productos similares y elige los que tengan menos cantidad de estas grasas.

Colesterol

Limita los alimentos altos en colesterol, como la yema de huevo, embutidos, vísceras y mariscos. Además de tener un estilo de vida saludable.

Restringe los alimentos altos en grasas trans

Algunos productos especifican “0 grasas trans” “Cero grasas trans” o “libres de grasas trans”. Ten cuidado de no excederte en las porciones de estos productos. Algunos contienen porcentajes menores a medio gramo por porción a pesar de esta leyenda.

Evita los alimentos que tengan gran cantidad de aceite parcialmente hidrogenado que es otra forma de decir que tienen grasas trans.

¿Cuánta grasa saturada, grasas trans y colesterol por día?

La Asociación Americana del Corazón recomienda limitar la cantidad de éstas grasas al día:

-Grasas trans a 1% del total de Calorías diarias.
-Grasa saturada a un 7% de las Calorías diarias.
-Colesterol a menos de 300 mg por día.

Siempre hay alimentos y productos sustitutos que puedes elegir. 

Evita excederte en alimentos altos en grasas saturadas, colesterol y grasas trans.

Comparte tu opinión